Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí

Sigue el misterio: se cumplen tres años de la desaparición de Damián Stefanini

El financista fue visto por última vez al salir de su casa, en Tigre, el 17 de octubre de 2014; su auto quedó abandonado cerca de la casa de su contador

Martes 17 de octubre de 2017
SEGUIR
LA NACION
Damián Stefanini y su esposa, Antonella
Damián Stefanini y su esposa, Antonella. Foto: LA NACION

"Damián escuchó o vio algo que no debía y lo hicieron desaparecer. Por plata hay gente que es capaz de hacerlo. Hubo una logística importante aplicada en hacer desaparecer a Damián." Así, su suegro, Horacio Ognio, intenta explicar por qué no hay ninguna pista sobre el paradero del financista Damián Stefanini y por qué todavía nadie puede explicar qué pasó hace exactamente tres años.

La última vez que su esposa, Antonella, lo vio fue el 17 de octubre a la mañana, cuando el financista salió de su casa en un country de Tigre . Según grabaciones de las cámaras de seguridad públicas, el automóvil Audi A 4 de Stefanini fue abandonado a las 11.40 en Roca al 2300, en Florida, a metros de la casa de Milton, su contador.

En las imágenes no se ve qué le pasó. Tampoco se pudo confirmar que fuera Stefanini quien manejaba el vehículo en las distintas secuencias en las que fue grabado desde que salió de Rincón de Milberg, pasando por una estación de servicio de Vicente López , hasta que el Audi apareció abandonado a metros del paso a nivel de las vías del ex ferrocarril Mitre.

"Mi nieta, que ya tiene tres años y medio, le pregunta a mi hija por su papá, y ella no sabe qué decirle", agregó Ognio en una conversación telefónica con LA NACION desde Corrientes , donde vive con las dos.

Se sabe que el auto de Stefanini llegó a las 10.40 a la estación de servicio de Mitre y Melo, en Vicente López. Cinco minutos después realizó la última llamada telefónica desde esa zona. El interlocutor, socio de Stefanini en una empresa de ploteo de sillas y sombrillas, de apellido Ortabe, confirmó la conversación ante la Justicia.

A las 11.18, la misma cámara que registró la llegada del auto de Stefanini grabó la partida del Audi. En ninguna de estas imágenes se pudo ver el rostro del financista. Tampoco lo grabaron las cámaras de la estación de servicio, donde ninguno de los empleados recordó haberlo visto. Se sospechaba que el empresario se habría quedado en el lugar casi 40 minutos, dentro del Audi. Con excepción de que se sabe que hizo una llamada telefónica, nadie pudo explicar aún qué más hizo Stefanini allí.

"Antes de dirigirse a Florida, para reunirse con su contador, Damián se juntó con Hugo Schwartz, un amigo suyo con quien tenía una vinculación diaria y eran socios en la construcción de tres barcos. Fue la última persona que lo vio con vida. Eran muy amigos, pero desde el día posterior a la desaparición de Damián no tuvo más diálogo con la familia", agregó Ognio.

El auto de Stefanini fue hallado 48 horas después de que sus familiares denunciaron la desaparición. Una colaboradora de la Red Solidaria avisó a la familia del hallazgo del Audi. El vehículo había quedado estacionado dos días en el mismo lugar, aunque nadie recordó haber visto al financista.

Un ciclista que declaró como testigo ante la Justicia afirmó que el conductor de ese auto casi lo atropelló a tres cuadras de Roca al 2300, pero cuando lo llamaron para que ampliara su declaración ya no lo encontraron.

Se cerró así la última puerta para encontrar a alguien que, eventualmente, pudiera afirmar que quien conducía el Audi A4 negro era Stefanini.

"La policía tiene que saber algo de lo que pasó con Damián. El anterior jefe de la policía bonaerense, Hugo Matzkin, me hizo llevar en helicóptero a una reunión; me afirmó que tenía escuchas telefónicas y pistas. Sin embargo, nunca me dio nada. No puedo creer que la policía no tenga nada", dijo Ognio a LA NACION.

Inicialmente, el caso Stefanini se investigó como una averiguación de paradero. Pero a fines de diciembre de 2014 el expediente pasó a la justicia federal de San Isidro ante la presunción de que pudiese haberse tratado de un caso de secuestro.

En los primeros 45 días de investigación hubo un episodio que atentó contra el esclarecimiento del caso. Los peritos de la policía bonaerense que debían revisar el dispositivo móvil del financista no habían logrado desbloquear la computadora porque carecían de la contraseña y porque varios de los archivos habían sido encriptados, lo que impedía su simple lectura.

En consecuencia, la fiscal decidió enviar la tablet a peritos de la Policía Federal, que en menos de cuatro días desbloquearon la computadora y le entregaron el detalle del contenido de aquellos archivos encriptados. O sea, se podía.

Durante la búsqueda de Stefanini, los investigadores judiciales trataron de develar su red de vinculaciones en busca de un potencial sospechoso.

Así, se estableció que Stefanini, desde una "mesa de dinero" que dirigía en Olivos, había sido intermediario en un depósito de 150.000 dólares en la cuenta no declarada del fallecido fiscal federal Alberto Nisman , del banco Merrill Lynch. Ese depósito se hizo el 23 de octubre de 2012. Si bien el dato causó conmoción, se comprobó que no tenía ninguna relación con la desaparición del financista.

"Es doloroso no poder darles una respuesta a mi hija y a mi nieta. El Estado tiene que darnos una respuesta. Los fiscales no pueden buscar solos a Damián. Así como buscan a Santiago Maldonado , que busquen a mi yerno. No saber es lo peor que puede pasarle a una persona", concluyó el suegro del empresario desaparecido, hoy, hace tres años.

En esta nota:
Te puede interesar