Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí

Al remisero asesinado lo degollaron y le dieron 46 cuchilladas

Los cuatro acusados del crimen se negaron a declarar; seguirán detenidos

Martes 17 de octubre de 2017

El remisero asesinado el sábado pasado en Alejandro Korn , partido de San Vicente , recibió 46 puñaladas, aplicadas con dos cuchillos distintos, y fue degollado, según reveló la autopsia.

Por el crimen fueron detenidos cuatro sospechosos, tres mayores y una chica de 14 años. Fuentes judiciales citadas por la agencia de noticias Télam informaron que los aprehendidos mayores de edad se negaron a declarar ante el fiscal Juan Cruz Condomí Alcorta, de la Unidad Funcional de Instrucción (UFI) N° 1 de Presidente Perón.

El fiscal les imputó a Rocío Pérez, de 22 años y conocida como "La Polaca", y a Jefferson Bordenave, de 18, el delito de homicidio doblemente calificado por alevosía y por ser criminis causae en concurso real con robo doblemente calificado por el uso de arma y por haber sido cometido en poblado y en banda.

A Luis Miguel Sánchez, pareja de Pérez, se le imputó el delito de encubrimiento agravado. Los tres seguirán detenidos.

Con respecto a la adolescente, Condomí Alcorta dio intervención al fiscal Juan Benavídez, del Fuero Penal Juvenil de Presidente Perón, que solicitó una medida de seguridad; la chica quedará internada en un instituto de menores.

Los investigadores recibieron en las últimas horas el resultado de la autopsia a la que fue sometido el cuerpo del remisero Fernando Adolfo Claret, que tenía 53 años. Se estableció que murió como consecuencia de las 46 puñaladas que recibió en su cuerpo y por el profundo corte en el cuello. Por el tipo de heridas, se determinó que los delincuentes utilizaron dos cuchillos, que no fueron hallados en la escena del crimen.

El hecho comenzó a las 3 del sábado pasado, cuando dos mujeres -una de ellas, la adolescente- y un hombre fueron a una remisería de San Vicente en busca de un auto para, supuestamente, regresar a su domicilio, en Guernica.

Aproximadamente una hora y media después, el vehículo apareció encajado en el barro en la calle 41, en el barrio Las Lomas, de Guernica. Testigos vieron cómo el conductor se bajó del auto mareado y guiado por una de las mujeres y por el joven, que lo trasladaron unos 150 metros a pie hasta un descampado; la adolescente se quedó en el asiento trasero del coche.

Siempre según los testimonios de aquellos vecinos, a los pocos minutos la mujer y el hombre volvieron sin el remisero al auto, se subieron al vehículo y se fueron del lugar. Un vecino llamó al 911 y cuando llegó personal del Comando de Patrullas encontró a Claret asesinado.

Los policías lograron la detención de los sospechosos tras un allanamiento de urgencia realizado en una vivienda de la zona; encontraron el auto del remisero, su billetera con la recaudación del día y otras de sus pertenencias.

Los investigadores intentan ahora determinar por qué actuaron con tanta saña para concretar el crimen. Se sospecha que los detenidos eran adoradores de San La Muerte.

En esta nota:
Te puede interesar