Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí

River hace caja con las inferiores, no con la reventa de refuerzos

Salvo con Alario, del resto de los incorporados en la gestión de D'Onofrio no recuperó los 58 millones de dólares invertidos; la cantera aportó casi 84 millones

Lunes 16 de octubre de 2017 • 22:13
0
Foto: Archivo

Más allá de no haber podido incorporar a Darío Cvitanich , delantero de Banfield de 33 años, con el desembolso de 20 millones de dólares en el último libro de pases, la dirigencia de River volvió a reflejar una posición que trajo fuertes contrapuntos a lo largo de los cuatro años de la gestión de Rodolfo D'Onofrio: en los ocho mercados se buscó más la respuesta inmediata con jugadores experimentados que apostar por jóvenes con proyección.

Así, no pudo lograr que el poder de reventa sea un aliado, ya que de los 32 futbolistas -siete llegaron en el último libro- que se adquirieron por 58 millones de dólares,el único que dejó rédito económico fue Lucas Alario.

Lucas Alario le dejó mucha plata al club
Lucas Alario le dejó mucha plata al club.

Con un promedio de edad de los refuerzos de 28 años, 18 de los 32 continúan en el club (Pity Martínez, Mayada, Casco, Nacho Fernández, Bologna, Rossi, Lollo, Moreira, Larrondo, Auzqui, Rojas, Lux, Scocco, Enzo Pérez, Pinola, De La Cruz, Borré y Saracchi), seis se fueron en condición de libres o rescindieron (Urribarri, Cavenaghi, Chiarini, Pisculichi, Lucho González y Nicolás Domingo), tres se retiraron (Aimar, Saviola e Iván Alonso), dos están a préstamo en otros clubes (Bertolo y Arzura), dos emigraron al venderse porcentajes menores de su pase (Mina y Tabaré Viudez) y uno fue vendido en su totalidad (el 60% de Alario por 10,8 millones de euros a Bayer Leverkusen de Alemania).

De los 32, ocho llegaron libres, sin que el club tuviera que pagar por su pase y, de los 24 restantes, en trece casos River se quedó con el 100% del jugador (Chiarini, Pisculichi, Domingo, Alonso, Rossi, Lollo, Moreira, Larrondo, Auzqui, Scocco, Pérez, Pinola y Saracchi). Además, también sumó dos futbolistas a préstamo: Andrés D'Alessandro -se pagaron 400 mil dólares por un año- y Denis Rodríguez -sin cargo-.

Pensando en futuras ventas, al día de hoy, los únicos que podrían emigrar en el corto plazo con una cifra que supere el número por el que llegaron a Núñez son Pity Martínez (80% del pase) y Nacho Fernández (75%). Con vistas a una proyección quizás un poco más lejana, Mayada (55%), Moreira (100%), Rossi (100%), Auzqui (100%), De La Cruz (30%), Borré (50%) y Saracchi (100%) tienen, en mayor y menor medida dependiendo del caso, posibilidades para una operación que deje ganancias.

Sin dudas, la contracara del poco jugo económico que se le sacó a las compras -Lollo y Larrondo son los casos más negativos: pagaron 7,8 millones de dólares por ambos, nunca pudieron jugar con regularidad por problemas físicos y aún no se sabe cuándo retornarán de sus lesiones- es el salto de calidad que se logró con las ventas de las divisiones inferiores.

Vende lo que produce

En total, desde enero de 2014 a octubre de 2017, River vendió a 17 futbolistas por una cifra cercana a los 84 millones de dólares: 14 salieron de las inferiores, dos fueron incorporados en la gestión de Daniel Passarella y uno en la de D'Onofrio. La lista incluye los nombres de Gaspar Servio, Daniel Villalva, Manuel Lanzini, Teófilo Gutiérrez, Germán Pezzella, Ramiro Funes Mori, Matías Kranevitter, Víctor Cabrera, Emanuel Mammana, Éder Álvarez Balanta, Tomás Martínez, Guido Rodríguez, Giovanni Simeone, Gabriel Mercado, Sebastián Driussi, Augusto Solari y Alario.

Ramiro Funes Mori, una de las ventas de River en los últimos años
Ramiro Funes Mori, una de las ventas de River en los últimos años. Foto: Archivo

Con Lanzini, Funes Mori, Kranevitter y Driussi como exponentes de la cantera consolidados en primera, River amplió sus arcas con los juveniles sin lograr que todos explotaran su máximo potencial en primera división. Hoy, Batalla, Montiel, Martínez Quarta, Barboza, Andrade, Morán Correa y Palacios son las apuestas con las que Gallardo rejuvenece su plantel, que tiene 29 profesionales con un promedio de edad de 26,2 años.

Por otro lado, otra gran deuda fueron los jugadores que se fueron libres y no le dejaron un aporte monetario al club. Los casos más recordados son los de Ariel Rojas, Carlos Sánchez, Leonel Vangioni y Marcelo Barovero, cuatro integrantes fundamentales del River multicampeón que emigraron por los vencimientos de sus contratos. Pero, además, otros 17 jugadores se fueron libres o por rescisión y continuaron jugando al fútbol: David Trezeguet, Leandro Chichizola, Jonathan Bottinelli, Gonzalo Marinelli, Gustavo Bou, Cristian Ledesma, Osmar Ferreyra, Leandro González Pirez, Facundo Affranchino, Luciano Abecasis, Lucas Boyé, Cavenaghi, Urribarri, Chiarini, Pisculichi, Lucho González y Domingo.

Frente a esta situación, la comisión directiva tomó sus recaudos. Hoy, cada vez que llega un refuerzo, firma por al menos tres temporadas y, en el plantel profesional, no hay contratos que tengan vencimiento en diciembre próximo. Recién en junio de 2018 aparecen los casos de Ponzio, Barboza, Bologna y Morán Correa, más el préstamo de Denis Rodríguez.

En esta nota:
Te puede interesar

Enviá tu comentario

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.
Las más leídas