Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí

Bajo la influencia china

Sábado 21 de octubre de 2017
SEGUIR
PARA LA NACION
0
La demanda de soja, traccionada por China
La demanda de soja, traccionada por China.

Qué gran desafío el fenómeno China para los mercados agrícolas. Cuando publicamos una nota al respecto en mayo de 2006 en estas mismas páginas no resultaba tan claro el panorama. Afirmar que estábamos ante la reversión de la teoría del "deterioro de los términos de intercambio" era, en ese entonces, casi una temeridad.

Hoy, muchos se preguntan cómo hará EE.UU. para ceder el papel de país hegemónico durante el siglo XXI frente al arrollador avance chino y la hipótesis de que la nación asiática ya lo estaría superando como primera economía mundial. Mientras tanto, el ejercicio de extrapolar el crecimiento del PBI de ambos países nos indica que China duplicaría a los Estados Unidos para 2030. Mientas tanto, el balance comercial bilateral muestra un superávit para China de más de 300.000 millones de dólares anuales.

Así, el mercado granario es testigo de una voracidad sin límites por parte del gigante asiático en materia de proteínas. La actualidad de la plaza sojera sólo se explica por China. Cuatro cosechas récord consecutivas en EE.UU. más la impresionante respuesta de Sudamérica sin bajas en las cotizaciones no es fácil de explicar.

El crecimiento de las importaciones chinas de poroto año tras año (10 millones de toneladas) requiere un aumento en la superficie sembrada de algo así como 3 millones de hectáreas anuales y la responsabilidad recae casi exclusivamente en EE.UU., Brasil y en la Argentina. Todo indica que dicha hipótesis es poco probable para el ciclo 2017/2018.

En Sudamérica el área no crece y en EE.UU. está por verse ¿Será por eso que los chinos ya no sólo compran soja, sino que ahora vienen por las empresas? ¿Se la vieron venir? Interesantes interrogantes.

Más allá de esto, lo cierto es que ratificamos nuestra opinión contraria al "escenario catástrofe" de la soja de 200 dólares por tonelada para mayo de 2018 en nuestra plaza que muchos temen. El actual es un "mercado de demanda".

En China hay más de 1350 millones de almas y la gran mayoría ha cambiado sus hábitos de consumo. Luego de cuatro viajes a China y uno al sudeste asiático (diez países con otros 650 millones de habitantes) podemos afirmar que sus habitantes han "pasado" del arroz a la hamburguesa con papas fritas y bebidas cola, en un proceso del cual es difícil volver. La demanda se ha tornado casi "inelástica" y algunos comienzan a sugerir la posibilidad de China posicionándose como una nueva nación importadora de maíz también. Lo cierto es que entre la baja de retenciones y la realidad china, los precios forward para 2018 son atractivos para el productor argentino en trigo, maíz, soja, girasol y en cebada. Luego de muchos años.

El autor es presidente de Nóvitas SA

Te puede interesar

Enviá tu comentario

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.
Las más leídas