Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí

Saudade por un cambio "a la argentina"

Una visión brasileña del resultado de las elecciones legislativas en la Argentina

Alberto Armendáriz

SEGUIR
LA NACION
Lunes 23 de octubre de 2017 • 12:11
0

RIO DE JANEIRO.- La tenue lluvia de esta mañana envuelve a Río en un clima melancólico. De saudade, ese sentimiento difícil de traducir pero fácil de entender como una sensación de nostalgia debido a la distancia de una persona, una cosa, un lugar o la ausencia de experiencias agradables ya vividas. Y tanto los medios de comunicación como los primeros cariocas que me cruzo por la calle no dudan en asociar esa impresión con las noticias que llegan desde la Argentina.

“Coalición de Macri vence elecciones legislativas; kirchnerismo pierde espacio”; “Resultados preliminares dan al presidente mayor bancada en el Congreso y victoria de correligionario sobre Cristina”; “Cristina Kirchner ya está fuera del juego político”, son algunos de los titulares de los principales diarios brasileños, Folha de São Paulo, O Globo y Estado de São Paulo. Toda la prensa local le dedicó una extensa cobertura al proceso electoral argentino y coincidió en que el triunfo de Cambiemos le abre las puertas de par en par a la reelección de Macri en 2019 mientras que las divisiones generadas por los kirchneristas dejan al peronismo en serios problemas.

Foto: LA NACION

“Ah…ustedes se terminaron con el kirchnerismo con elecciones y ahora vuelven a ratificar el rumbo de cambio a través de las urnas”, comenta el portero Sandro Martins, siempre deseoso de comparar a Brasil y la Argentina (i.e. Neymar y Messi) con el único argentino del edificio. “Nosotros tuvimos un proceso de impeachment sucio para sacarnos de encima a la desastrosa Dilma Rousseff y al Partido de los Trabajadores (PT), y acabamos en un gobierno igual de corrupto y más impopular”, agrega en referencia a la administración del presidente Michel Temer, salpicado de denuncias de sobornos y con una aprobación de apenas el 3%.

Se suele decir que la mejor definición de la relación amor-odio entre brasileños y argentinos es aquella frase atribuida al sociólogo Pablo Alabarces (UBA) que señala que “los brasileños aman odiar a los argentinos y los argentinos odian amar a los brasileños”; sin embargo, esta mañana parece que son los irmãos quienes odian amarnos. O al menos así se interpretan sus opiniones cheias de saudades.

Foto: LA NACION

“Hace apenas dos años, la Argentina iba camino a ser otra Venezuela, no había muchas esperanzas. Hoy están construyendo con decisión un país totalmente distinto. Nosotros, mientras tanto, seguimos sin dar vuelta la página, tendremos que esperar hasta las elecciones del próximo año y quién sabe qué saldrá de esos comicios”, se queja por su parte Flávia Rezende, una comerciante del barrio carioca de Ipanema que no duda en ponerse a hablar de política con el quiosquero y este periodista argentino.

Es que, según las encuestas, para las elecciones de octubre de 2018 los dos candidatos favoritos hoy son el ex presidente Luiz Inácio Lula da Silva (PT) y el diputado Jair Bolsonaro, un ex militar que defiende los tiempos de la dictadura y se ha caracterizado por sus declaraciones ofensivas contra de las mujeres y los homosexuales.

Foto: LA NACION

“Uno representa el pasado cercano, que acabó en la peor recesión económica de nuestra historia y en una profunda división de la sociedad, y el otro, un pasado un poco más remoto, que fue de los tiempos más oscuros que tuvo este país. ¿Tenemos futuro?”, se pregunta el quisquero Bruno Ribeiro antes de pasar a discutir otro de los temas del día que tiene en vilo a Río: los enfrentamientos armados entre las bandas narcotraficantes y la policía en la cercana favela de Rocinha.

En esta nota:
Te puede interesar

Enviá tu comentario

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.
Las más leídas