Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí

Psicología: cómo funciona la mente de un ultramaratonista

Martes 24 de octubre de 2017 • 17:44
0
.
.. Foto: Diego Winitzky

El 30 de septiembre último pasado se corrió la 3º edición de Atlántica OSX, el ultramartón que une Mar del Plata con Pinamar a través de la playa. Con la presencia de 200 corredores, mi invitación es a reflexionar sobre la mente del maratonista de mar y poder utilizar algo de su sabiduría para nosotros "los mortales".

Atlántica Ultramaratón es algo único debido a una serie de factores que pasaré a detallar. En primer lugar, la elección de recorrer kilómetros y kilómetros sobre la playa, en lugares sensibles al ambiente natural y alejado de toda civilización. En segundo lugar, el reto de la soledad con los sonidos de las mareas cambiantes y el viento que siempre, pero siempre, está en contra del sentido al que corremos. Tercero, imagino la mente del corredor que se enorgullece de la Costa atlántica y que quiere, sueña y palpita cada pisada en la arena, sin necesidad de recurrir al asfalto para poder ir de una ciudad balnearea a otra.

Los estudios sobre mentalidades de deportistas muestran una clara evidencia que la mente del ultrmaratonista entra en estados alfa en mayor medida que otros deportistas que utilizan destrezas o velocidad para su desarrollo deportivo. Además, numerosos investigadores han mostrado que la cantidad de pensamientos que atraviesan las zonas subcorticales del corredor de ultramaratón son notablemente menos ostentosos en cantidad que cualquier otra disciplina de atletismo.

Sin embargo, nuestra cabeza define nuestros movimientos, y ante la pregunta al ganador del 120k (Germán Cordisco), si pensaba en algún momento cosas feas o sentía dolor, o si se le cruzaba por la cabeza abandonar. Respondía afirmativamente, ya que ese proceso mental lo pasan hasta los superhéroes.

Jose Meolans, hace unas semanas en una clínica dictada en una maratón acuática confesaba que innumerables veces pensó en abandonar el deporte y para no nadar nunca más. ¿Se imaginan nuestra historia deportiva sin un Meolans?

Bueno los invito ahora a pensar una historia deportiva sin cada uno de nosotros atravesando estos bemoles mentales que inclusive los más experimentados y campeones también transitan... No es para consolarnos cuando sentimos dolor o nos cuesta salir a cumplir con el objetivo del día. Pero saber que también para estos inmortales ultramaratonistas el dolor es una figura respetable, y que deben afrontar las debilidades diarias y en cada competencia frente a los mismos pensamientos intrusivos que nosotros, al menos nos da la pauta de que podemos entrenar nuestra mente, alimentando ideas comparativas donde si debemos exponernos a nuestros fracasos y a nuestros sueños, no como un aliciente sino como un estímulo para poder continuar con el día día.

Porque de ello se trata, de alimentar nuestro cerebro con ideas de día a día ya que la incertidumbre siempre estará presente en nuestros deseos, pero no podrá frenarlos.

Corrí 21km en esta ocasión, ¿me gustaría correr los 45km el año próximo? Seguramente sí. Porque está en nuestra naturaleza aumentar la vara y nuestra mente necesita ese alimento. La clave es dárselo pero con consciencia de estado físico y mental.

No dejemos de evaluar constantemente lo que la mente nos impone y lo que nuestro cuerpo nos dice. El equilibrio es y será necesario siempre. Ya hablaremos de ello en otra oportunidad.

Por Carlos Wyszengrad, Profesor titular de la cátedra Psicología del Deporte en la Universidad de Flores (UFLO).

En esta nota:
Te puede interesar

Enviá tu comentario

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.
Las más leídas