Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí

Clásicos que se renovaron

En los últimos tiempos, distintos hoteles y restaurantes -incluso los más tradicionales- hicieron reformas en sus espacios para revitalizarse, mejorar su propuesta y seguir convocando nuevos clientes

Miércoles 25 de octubre de 2017 • 15:17
0
La clave para permanecer vigentes también es renovarse cada tanto
La clave para permanecer vigentes también es renovarse cada tanto.

No en vano son clásicos. Están instalados en la cultura popular, son parte de las elecciones más recurrentes del público y, lo mejor de todo, no suelen fallar. Son esas recomendaciones que uno puede hacer tranquilo, porque sabe que serán un acierto para la persona que las pruebe. Y sin embargo, incluso los clásicos más tradicionales deben hacerse una lavada de cara cada cierto tiempo. Para revitalizarse, para continuar brindando un buen servicio, para seducir a la clientela más joven y seguir a tono con las últimas tendencias. En ese camino, son varios los hoteles y restaurantes con Club que han renovado sus instalaciones y propuestas en el tiempo más reciente. Y aquí te los compartimos, para que tomes nota y vuelvas a visitarlos y sorprenderte con sus nuevos aires.

Mejorar la estadía

Entre los más aplicados a las renovaciones están los hoteles, que incluso aunque no lo hagan como trabajo completo, casi todo el tiempo están viendo la forma de optimizar y mejorar distintas áreas de su servicio.

Así, en el Meliá Recoleta Plaza, por ejemplo, recientemente se reformó la terraza Ibiza, un espacio al aire libre muy apreciado por los huéspedes en estos días de comienzo del calor. "Se aplicó un deck de madera completamente nuevo y se renovó la jardinería, que fue diseñada a base de ficus, quinotos y lavandas, todo en grandes macetones españoles", ilustra Eric Moller Jensen, revenue manager del hotel. Similar premisa siguieron en elEsplendor Buenos Aires, donde el área renovada fue el espacio desayunador. "De estilo industrial, se destaca y da frescura con cómodos boxes con ladrillo a la vista, y ganó espacio y amplitud para poder brindar el servicio de manera más eficiente y cómoda", cuenta Rocío Estévez, brand specialist de la cadena hotelera. En este nuevo sector los huéspedes podrán disfrutar del desayuno buffet con variedad de patisserie, cuadrados dulces, chips salados y huevos revueltos, entre muchas otras delicias. "E incluso quienes no sean huéspedes pueden acceder a este desayuno abonando un precio fijo por persona", tienta Estévez.

En el Unique Luxury Park Plaza, en tanto, la refacción abarca habitaciones y áreas públicas. En el hotel ubicado en Recoleta, sobre la coqueta calle Parera, el objetivo principal de la remodelación fue "darles a los huéspedes un lugar más cálido y reconfortante para su estadía". Bajo esta premisa, se renovaron, además de los cuartos, el lobby, la recepción y el desayunador, todo apuntando a una decoración más moderna, pero siguiendo el estilo contemporáneo y luminoso del hotel, que es uno de los más elegantes de la cadena. El mismo camino siguieron en CasaCalma Hotel, que en el último año ha realizado cambios en el diseño y la ambientación del lobby y las habitaciones, así como del mobiliario, jacuzzis y duchas. "Además, hemos incorporado nuevas amenidades dentro de las habitaciones. Son pequeños cambios que, sin modificar el estilo cálido que nos caracteriza, aseguran una gran experiencia de bienestar y descanso", apunta Ana Alvarado, gerente de este bello hotel boutique que es un oasis en pleno centro porteño.

Y a veces hasta los más pequeños detalles pueden sumar. Por caso, el hotel Legado Mítico Buenos Airesse aplicó a trabajar en el confort más invisible pero vital para sus huéspedes: renovaciones de sommiers, aires acondicionados y trabajos de pintura y plastificado. "Realizamos estas mejoras y cambios constantemente. La reinversión permanente es necesaria para mantener el hotel impecable", sostiene Javier Figueroa, dueño, manager y fundador. Y a días de cumplir 10 años de vida el próximo 29 de noviembre, además están planeando una "refrescada" general en la imagen y concepto del hotel, como asimismo un cambio de página web y la incorporación de nuevos amenities en los cuartos para 2018.

Pero las refacciones no solo pueden ser estructurales. Un cambio de oferta gastronómica, por ejemplo, es un gran diferencial en la propuesta. De esta partida fueron en la cadena Rochester, que en su sede Rochester Classic, sobre la calle Esmeralda, renovó su carta esta temporada. "Lo hizo migrando la oferta hacia platos regionales con toques de autor y una selección de tragos. Así, a cargo del chef ejecutivo de la cadena, se brinda, en un ambiente cálido y de exclusivo confort, la combinación de una experiencia gastronómica única", apunta Pablo Raele, director comercial. Misma premisa despliegan en Rochester Calafate, la propiedad más austral de la cadena, que ofrece una renovada propuesta gourmet, "que fue catalogada por expertos como una de las mejores opciones de la región".

De nuevos sabores y looks

Aunque implique cerrar por un tiempo, una remodelación completa también es una buena idea
Aunque implique cerrar por un tiempo, una remodelación completa también es una buena idea.

Y en plan de cambios gastronómicos, no podían quedarse afuera de esta renovación los restaurantes, rubro en el que quizá los cambios de ambientación o estética no son tan continuos, pero que, cuando suceden, suelen implicar un cambio de 180°.

Sucedió así en Azul Profundo, el clásico restaurante de Retiro, que, con 20 años de vida, el año pasado decidió sacudirse su estética noventosa y sumar sofisticación a la propuesta. Le tomó seis meses de obra, en los que los reservados tomaron nueva vida, los sillones de cuero se hicieron protagonistas y la iluminación y los materiales se tornaron mucho más elegantes y sobrios. "Hacía muchos años que no se renovaba el restaurante, y quisimos aggiornarnos. Por suerte el cambio nos gustó tanto a nosotros como a los clientes, que quedaron muy contentos, y hasta muchos regresaron", describe Ladislao Csobanka, uno de los directores del emprendimiento junto con Ezequiel Salese. De la mano de la reforma arquitectónica llegó también una renovación de la carta, que, además de incluir nuevas piezas de autor de sushi, buscó correr el local del prejuicio que solo lo ubica en esa especialidad, dotándolo de otras opciones de cocina gracias a dos nuevos chefs que crearon platos novedosos, con ingredientes originales como jabalí o cochinillo, entre otros. "Invertimos en recursos humanos y también en tecnología, porque nos importó darle un nuevo impulso a la parte de cocina y también cambiarle esa faceta de 'solo sushi' al restaurante", agrega Csobanka. En conjunto con esto, se agregaron propuestas de noches de jazz y cantantes en vivo que demostraron ser un gran acierto con convocatoria interesante.

Hace un mes, además, se hizo una nueva refacción que movió su barra icónica al frente, junto a la clásica pecera del local, lo que mejoró la distribución del espacio, reordenó algunos reservados, hoy con mayor demanda, y motivó el movimiento del bar y la salida de tragos. "Y aún tenemos otros cambios en mente, pero todavía los estamos planificando", anticipan.

Otro caso de éxito tras su renovación es Casa Cruz, que buscó "alinearse a las últimas tendencias internacionales", y así se convirtió en un espacio más inclusivo: a través de la carta (a cargo de Maximiliano Matsumoto), la estética y los precios, se buscó la coexistencia de públicos distintos unidos por las mismas ganas de pasarla bien. "El ambiente se renovó en colores, mobiliario e iluminación, y así se logró un espacio que conserva la identidad original, pero con pinceladas actuales", describen desde el emprendimiento.

Finalmente, otra gran manera de revitalizarse es mediante la apertura de nuevas sucursales, que, aunque conservan el gen original, también suman nuevos destellos y guiños interesantes y novedosos. Puede dar fe Gaspar Café Downtown, el hermano menor del local palermitano, que acaba de abrir en Microcentro con una estética muy mediterránea. En este caso con fuerte inspiración en el arte (fue incluso sede de la muestra "Faces/Rostros"), en su segundo nivel puede encontrarse una ambientación teatral con rincones muy escenográficos, en tanto la escultura de un caballo de calesita que cuelga desde el techo domina la barra y atrae todas las miradas. "Entre las distinciones de ambos locales, podríamos contar que en Palermo son habitués muchísimos artistas y figuras de la farándula, y en Downtown hay muchos intelectuales, escritores y periodistas", cuenta Juan Cantafio, socio gerente. Además, en este nuevo espacio hay más opciones de pastelería y almuerzos light, dado el público heterogéneo. "Aquí buscamos ampliar nuestro target de clientes, y por eso damos la posibilidad de conocer un espacio realmente bello, agradable y muy cuidado en la zona del Microcentro", finaliza orgulloso su responsable, que hasta se atreve a deslizar que entre las próximas renovaciones de la marca habrá una nueva apertura en 2018.

Te puede interesar

Enviá tu comentario

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.
Las más leídas