Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí

Libros: América latina, bajo la mirada del papa Francisco

En un nuevo libro, el Papa reflexiona sobre problemas y desafíos de la región

Viernes 27 de octubre de 2017 • 20:39
SEGUIR
LA NACION
0
La tapa del libro de Francisco
La tapa del libro de Francisco. Foto: Planeta

"Pedir que todos puedan tener la posibilidad de vivir con dignidad gracias a su trabajo no puede ser tildado despectivamente de populismo, salvo que hablemos desde un liberalismo ideológico extremo", afirma Jorge Mario Bergoglio al responder al mote de populista con el que le disparan algunos de los críticos de su pontificado. Lo hace en Latinoamérica (Planeta) el nuevo libro-entrevista, realizado por Hernán Reyes Alcaide, que a partir del lunes 30 llega a las librerías argentinas y que en las próximas semanas a otros países de América latina.

Con lenguaje llano, en unas doscientas páginas, Francisco habla sobre las crisis económicas y políticas de la región y fija la posición que la Santa Sede debe tener en ellas. Si bien no se hace referencia a la posibilidad o no de visitar la Argentina, alude al país en varias ocasiones. Afirma, por ejemplo, que aquí la memoria del pasado histórico "se ha ideologizado bastante de un lado y de otro" y el coraje para afrontar el presente "es muy débil".

Reyes Alcaide tiene 34 años, es argentino y corresponsal de Télam en el Vaticano desde mayo de 2015; propuso entrevistar al Papa con ocasión de cumplirse este año la primera década de la cumbre de obispos de América latina y el Caribe, realizada en Aparecida, Brasil, en 2007, cuyo documento final se considera el inicio conceptual del papado de Francisco. El Papa aceptó y el periodista se reunió con él en su residencia de Santa Marta cuatro veces, entre julio y setiembre pasado, durante cerca de una hora cada vez. A partir de esos diálogos surgieron los seis capítulos que dan forma al volumen y en los que pontífice y periodista conversan sobre lo que se avanzó y lo que falta en la Iglesia según las sugerencias de Aparecida; la actual situación de los jóvenes, las mujeres y la vida en las cárceles; las experiencias con otros credos cristianos y diálogo interreligioso; la visión de la Iglesia sobre el medio ambiente; los desafíos y aportes de la región y cómo concibe Bergoglio la práctica política (capítulo titulado "El identikit del político católico latinoamericano" que se publica completo aquí a modo de anticipo). En un anexo del libro se incluye una selección de siete de los discursos pronunciados por el Papa durante las cinco visitas que ya hizo al continente y que van desde julio de 2013 a setiembre pasado.

"Me encontré con una persona con un profundo respeto por la profesión periodística: no sólo no sugirió agregar o quitar temas, sino que lo único que corrigió durante la mirada al texto (que le ofrecí yo y el no pidió) fueron un par de mayúsculas y hasta algún error de tipeo que me llenó de vergüenza por un lado, pero que también mostró que leyó detenidamente y respetó mi edición de las charlas", contó Reyes Alcaide a LA NACIÓN vía mail desde Roma.

Latinoamérica, el primer libro de ese periodista, se suma a la biblioteca de libros-entrevista a Francisco integrada por El nombre de Dios es la misericordia (Planeta) y Esta economía mata (Ediciones Palabra) ambos con el vaticanista Andrea Tornielli y el segundo también con Giacomo Galeazzi; La mia idea di arte (Mi idea sobre arte, Mondadori), con la periodista italiana Tiziana Lupi y Politica y sociedad (Editions de L'Observatoire) con el sociólogo francés Dominique Wolton.

Según las estadísticas de la Iglesia en América Latina vive el 49% de los 1285 millones de bautizados católicos de todo el mundo. "Dato numérico que -dice el Papa-, invita al menos a prestarle especial atención" no para "controlar sino sobre todo para cuidar, alentar, promover el desarrollo y la maduración de los fieles". Sobre la situación actual de este continente Bergoglio asevera que "es víctima de la cultura monetaria y financiera" y él que, como recuerda Reyes Alcaide, en 2010 cuando era arzobispo de Buenos Aires planteaba la importancia de tener un proyecto de país, considera que "hoy hay un proyecto que viene de arriba, de las pautas mundiales monetaristas y que nunca se explicita. Sí, te hablan del proyecto nacional. Pero preguntás cuál es ese proyecto y te dicen: "que no haya pobres". Enseguida se universaliza y al universalizar se desdibuja lo concreto. El verdadero proyecto de América Latina, el de la Patria Grande de San Martín y Bolívar; o de Artigas por ejemplo, que hoy en día está como olvidado y para mí es de los próceres de la independencia más brillantes. Ese proyecto hoy no se ve". Más adelante afirma que le preocupa la reversión del camino a la unidad latinoamericana. Y agrega: "Ahí hay un eje que puede explicar mucho: el de la droga. La corrupción y la droga" y que la esperanza para el continente "tiene un nombre: fraternidad, justicia social, reconocimiento de la dignidad de cada persona, hijo de la tierra americana hijo de Dios".

En lo que parecería una explicación ante las voces que piden una mayor intervención suya en la situación de Venezuela Bergoglio asevera que "no puede esperarse de la Santa Sede o del Papa que pretendan definir cuándo un gobierno es legítimo o no lo es. Sólo se puede esperar que la Santa Sede defienda a los desprotegidos, que aliente el diálogo y la libertad, que reclame ante violaciones de los derechos humanos, pero no que se sitúe en el medio de contiendas políticas locales como si fuera un actor político más". Y continúa: "Las veces que lo ha hecho, le ha significado perder el respeto de una parte de la población, y esto ha cerrado caminos para su acción específicamente pastoral y espiritual".

Si bien entrevistador y entrevistado son argentinos, ninguna de las preguntas está dirigida a nuestro país. ¿Por qué? "La propuesta original del libro era repasar la región a la luz del décimo aniversario de Aparecida. Preparé el cuestionario con ese documento a mano todo el tiempo y desde un punto de vista pastoral, teológico y también social tratando de que las respuestas tuvieran una larga duración y no se agotaran al poco tiempo. Por eso fue decisión mía no incluir temas de coyuntura.. o hacerlo lo menos posible", explica Reyes Alcaide. Sin embargo, en muchas de sus respuestas el Papa incluyó experiencias vividas aquí u opiniones. Cuando afirma que "América Latina tiene que hacerse cargo de su historia" y habla de la necesidad de hacer memoria del pasado, tener coraje para el presente y esperanza hacia el futuro, dice: "En la Argentina, por ejemplo, el tema de la memoria se ha ideologizado bastante para un lado o para el otro, al mismo tiempo que el presente está muy gestionado por los intereses de partidos políticos que hoy están y mañana no; entonces el coraje es muy débil".

También al explicar lo que entiende por reconciliación, palabra que considera abstracta y que reemplazaría por "amistad social", comenta sin especificar a quién se refiere aunque podría ser el caso de Hebe de Bonafini o tantas otras personalidades argentinas: "Una persona que en Buenos Aires no me quería me mandó una carta, vino acá, nos reunimos y me pidió perdón. La reconciliación se hace así: cara a cara, de a dos".

En el capítulo sobre medio ambiente, en el que recuerda su convocatoria para un sínodo panamazónico a realizarse en 2019, menciona al general Juan Domingo Perón como uno "de los hombres que vieron la cosa y no la asumieron", al referirse a un discurso del ex presidente argentino de 1950 sobre la ecología y el uso del plástico y la biodegradación.

En cuanto a la pobreza sugiere que para que la ayuda de políticos y organizaciones sociales no sea percibida como externa a los que se quiere ayudar y actúe con "fuerza de transformación" presten oído a los sacerdotes que viven en los barrios más pobres. Y augura: "Las organizaciones sociales que quieren trabajar por los pobres y con ellos podrían encontrar en estos sacerdotes sus mejores aliados, que les ayudarían a comprender desde dentro quiénes son, cómo son y cómo pueden ser verdaderamente promovidos esos pobres, desde dentro y desde abajo. Porque no hay cambio real ni duradero sino se produce desde dentro y desde abajo".

En esta nota:
Te puede interesar

Enviá tu comentario

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.
Las más leídas