Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí

Con arteBA Focus, la Noche de los Museos suma otro plato fuerte al menú porteño

La segunda edición de la feria alojada en el Distrito de las Artes abrirá mañana al público con entrada gratis entre las 20 y la medianoche

Instalación de Carlos Herrera (Ruth Benzacar)
Instalación de Carlos Herrera (Ruth Benzacar). Foto: LA NACION / Silvana Colombo
Viernes 03 de noviembre de 2017 • 20:23
SEGUIR
LA NACION
0

Un enorme cactus de bronce es lo primero que se ve al llegar a Arenas Studios, en el Distrito de las Artes, y simboliza lo que espera adentro del galpón. No sólo porque arteBA Focus confirma en su segunda edición que es una feria viva, orgánica y en crecimiento, sino por el enorme costo que implica un proyecto de esta envergadura. Sólo para crear el cactus, la artista Luna Paiva tuvo que invertir más de medio millón de pesos.

Por primera vez, arteBA participará mañana de la Noche de los Museos, con entrada gratis entre las 20 y la medianoche. Será uno de los puntos fuertes de un circuito porteño que suele convocar a cientos de miles de personas. Este año se suma, además, la delegación internacional que llegó a Buenos Aires para el lanzamiento global del programa Art Basel Cities.

Instalación de Pablo Suárez (Maman)
Instalación de Pablo Suárez (Maman). Foto: LA NACION / Silvana Colombo

La primera dama, Juliana Awada, fue una de las primeras en recorrer hoy la feria, precedida por un fuerte operativo de seguridad que incluyó perros detectores de bombas. Luego llegaron los invitados VIP, atraídos por las propuestas de 31 galerías que el público general podrá conocer mañana y pasado.

Esperan varias sorpresas en esta antigua arenera de techos altos, ideal para alojar obras de gran tamaño. Como las de Marcia Schvartz y Pablo Suárez, que llaman la atención apenas se cruza la entrada. Hay propuestas imperdibles en ambos extremos de esta feria, una versión mucho más criolla y descontracturada -con DJ y sin corte de cintas, por ejemplo- que su "madre" de La Rural, referente en la región y con más de un cuarto de siglo de historia. De un lado, en el bar, una videoinstalación de Lux Lindner representa una batalla entre las ciudades utópicas imaginadas por Xul Solar y Gyula Kosice. Del otro, cuelga del techo un colosal ikebana construido por el rosarino Carlos Herrera -hijo de floricultores- con plantas, ropa, bolsas y huesos.

Mural de Luis Frangella (Cosmocosa)
Mural de Luis Frangella (Cosmocosa). Foto: LA NACION / Silvana Colombo

En este último sector se destaca con fuerza otra novedad de la segunda edición de arteBA Focus: la presencia de artistas internacionales. Trabajos del estadounidense David Wojnarowicz, realizados en Buenos Aires, se exhiben junto con obras de Gustavo Marrone y un imponente mural de de casi nueve metros de largo de Luis Frangella. Los tres artistas protagonizaron las escenas del underground de los años 80 en Buenos Aires y Nueva York, y sus trabajos conviven muy bien con los monstruosos animales creados en yeso por Andrés Waissman. La relación es armónica pese a que los artistas están representados por distintas galerías. Mientras que Cosmocosa decidió llevar el máximo permitido, Gachi Prieto se jugó por el Solo Show.

Este formato de exhibición, más abierto que el tradicional cuadriculado de stands -gran trabajo del arquitecto Ariel Jacubovich-, es una de las claves del éxito de la propuesta, que evita a propósito las divisiones entre galerías emergentes y consagradas, entre arte moderno y contemporáneo, entre la producción importada y la de las provincias. Así, la obra de jóvenes artistas como Nicolás Vasen, Joaquín Boz o Martín Cordiano -que se encuentra exponiendo en la Bienal de Venecia- se presenta a la par del legado de las generaciones que los precedieron, como Luis Felipe Noé o Luis Benedit.

Escultura de Luna Paiva (Zmud)
Escultura de Luna Paiva (Zmud). Foto: LA NACION / Silvana Colombo

Para que funcionara esta convivencia fue decisiva la labor curatorial de Florencia Battiti y Sebastián Vidal Mackinson, quienes convocaron a su vez al artista y cineasta Alan Segal para seleccionar las obras de videoarte. Un espacio que incluye trabajos de Mercedes Azpilicueta, joven argentina radicada en el exterior que el año próximo tendrá su propia muestra en el Museo de Arte Moderno de Buenos Aires. Esta mirada crítica implica otra señal particular de arteBA Focus, ya que se trata de una feria y no de una muestra.

"¿Qué te da el arte? ¿Qué valor tienen las ideas? ¿Cuánto vale la transformación?" Son algunas de las preguntas que plantea Marina De Caro en El juego de la incertidumbre y la experiencia de la certeza, obra site specific que propone una experiencia original. La artista creó una serie de objetos textiles, de distintos tamaños, que contienen obras suyas de diversas épocas. Todos tienen el mismo valor: 15.000 dólares.

Obra de Pablo Insurralde (Sputnik)
Obra de Pablo Insurralde (Sputnik). Foto: LA NACION / Silvana Colombo

"El tema es la confianza en el artista -explica Battiti-. La gente no ve el contenido de los paquetes antes de comprarlos, sino después. Es un guiño crítico al mercado." Una crítica al mercado, desde el corazón mismo del mercado. Un lujo que sólo pueden darse los artistas.

"Los artistas contemporáneos asumimos riesgos -dice De Caro- y hacemos muchos intentos por afectar la realidad, por abrir el mundo materializando otro o realizando acciones que cuestionen los códigos sociales y culturales con apariencia de permanentes. Nos convencemos de la potencia de una idea, de un impulso, de un deseo y lo seguimos hasta el final, arriesgándolo todo."

Parece ser el caso de Gimena Macri, hija del presidente de la Nación, que incluyó dos frases ambiguas en una de sus pinturas: "Tengo miedo de decepcionarte" y "tendrías que estar aquí".

Te puede interesar

Enviá tu comentario

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.
Las más leídas