Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí

Los abogados niegan que cobrar honorarios en negro sea habitual

Tras los dichos de Alfredo Lijo, LA NACION consultó a referentes de colegios y asociaciones de la profesión

Viernes 10 de noviembre de 2017
0

Alfredo Lijo, el hermano del juez federal, se amparó en su profesión de abogado para justificar el origen de los fondos que ingresó al blanqueo, en una entrevista publicada por este diario. En una simple respuesta y sin reparos dijo: "Son honorarios profesionales". A lo que agregó: "La mayoría de los abogados cobramos honorarios en negro".

Referentes de colegios profesionales y asociaciones de abogados consultados por LA NACION negaron esa realidad e hicieron una defensa de la situación que atraviesan los operadores judiciales a la hora de ejercer su profesión y cobrar sus honorarios.

"No es correcto, de ninguna manera", dijo a LA NACION Jorge Rizzo, abogado y presidente del Colegio Público de Abogados de la Capital Federal (Cpacf). "Desconoce la profesión. Si alguien cobra en negro está evadiendo y justificar una evasión con otra evasión no tiene sentido. Es un comentario desafortunado", agregó.

Para Rizzo, los dichos del cuestionado hermano del juez federal "deforman la realidad del abogado", la cual él define como un trabajo "pauperizado". Así describió la dos vías que tienen los profesionales del derecho para cobrar sus honorarios: el pacto de cuotalitis -acuerdo entre el cliente y el abogado- y la regulación judicial.

"El abogado tiene que pagar impuestos, paga impuestos a las ganancias y hay monotributistas. En provincia además pagan Ingresos Brutos y el bono previsional. Me parece lamentable y me avergüenza la respuesta de Lijo", dijo Rizzo.

Eduardo Massot, el presidente de la Federación Argentina de Colegios de Abogados (FACA), también negó los dichos del abogado: "No es así. Ha generalizado para justificarse".

"Acá el problema es la evasión. Es una realidad que en la Argentina hay trabajo informal en todas las profesiones, pero la generalización es incorrecta", explicó Massot en diálogo con LA NACION.

El presidente de la Federación Argentina de Colegios de Abogados ejerce la profesión y aclaró que él personalmente es responsable inscripto, como cualquier profesional.

Asimismo, explicó que desde la Federación está participando de las discusiones en el Congreso de la Nación sobre las reformas tributarias para mejorar la situación de los profesionales que representa.

"El proyecto del oficialismo mejora un poco nuestra situación", dijo en alusión a los responsables inscriptos en comparación con los trabajadores en relación de dependencia que pagan Ganancias.

Y remarcó por última vez con relación al cobro de honorarios en negro por parte de los operadores judiciales: "La generalización es incorrecta, no es cierta".

"La verdad es que me siento ofendido en lo personal por las declaraciones. No es así", dijo a LA NACION Carlos Dodds, vicepresidente del Colegio de Abogados de la Ciudad de Buenos Aires.

Desde su estudio jurídico, explicó que él es responsable inscripto y que paga un 35% de cada ingreso, indistintamente de su profesión. "Tenemos la misma presión impositiva que cualquier persona puede tener", dijo.

La presidenta de la Asociación de Abogados de Buenos Aires (AABA), María del Carmen Besteiro, no se apartó de la línea de sus colegas y negó que los dichos de Lijo fueran una realidad para quienes ejercen la profesión

"No hay que generalizar. No es verdad", dijo en diálogo con LA NACION. Asimismo, la presidenta de la entidad bonaerense advirtió que las declaraciones no ayudan a los constantes cuestionamientos que reciben los operadores judiciales.

"Se cuestiona nuestro trabajo. Se dice que hay una industria del juicio y no es así. Se cuestiona el trabajo de los abogados en el fuero laboral. No hay que generalizar. En vez de mirar la industria del juicio, deberían ver los derechos vulnerados", dijo.

Te puede interesar

Enviá tu comentario

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.
Las más leídas