Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí

En la provincia mantienen la cautela por la compensación

En el entorno de Vidal advierten sobre la complejidad del proceso; si hay acuerdo,el pacto deberá ser ratificado por el Congreso y todas las legislaturas provinciales

Domingo 12 de noviembre de 2017
SEGUIR
LA NACION
0
En la provincia mantienen la cautela por la compensación
En la provincia mantienen la cautela por la compensación. Foto: Captuta presidencia TV

Ni tan fácil ni tan rápido. Pese al optimismo de la Casa Rosada por sellar el jueves un acuerdo con los gobernadores por el Fondo del Conurbano, lo cierto es que ese paso, aunque crucial, sólo disparará un proceso que está lejos de ser ágil e inmediato en sus efectos: involucra al Congreso nacional, las legislaturas provinciales y los fiscales de Estado de cada distrito.

No en vano los funcionarios de María Eugenia Vidal se apuraron en aclarar que, hasta que se complete todo ese circuito, no desistirán de la demanda ante la Corte para recuperar el Fondo del Conurbano y reclamar un pago retroactivo de los recursos cedidos desde 2010, que engloba casi $ 400 mil millones.

También agitaron cifras que no habían escuchado los gobernadores en la Casa Rosada: advirtieron que, además de los $ 20.000 millones extra de coparticipación que esperan recibir el año próximo por la eliminación del Fondo del Conurbano, la Casa Rosada prometió girarles de manera directa otros $ 20.000 millones en 2018 y $ 45 mil millones en 2019.

Si los gobernadores aceptan acordar en esos términos, el paso siguiente corresponde al Congreso: el nuevo pacto fiscal deberá ser aprobado en ambas cámaras. Sólo por esa vía se podrá eliminar el artículo 104 de la ley del Impuesto a las Ganancias, que creó el Fondo del Conurbano, como la cesión por parte de las provincias de los fondos que hoy recaudan por el impuesto al cheque.

El paso siguiente es más complejo: al incluir cesiones de ingresos y derechos por parte de las provincias, el pacto deberá ser ratificado también por todas las legislaturas provinciales. Muchas están enredadas aún en la discusión por el presupuesto 2018.

¿Están en condiciones todos los gobernadores de asegurar ese trámite? ¿Deberán apurarse o esperar al recambio de diciembre para recibir el "refuerzo" de los legisladores que Cambiemos sumó en todo el país? ¿Podrán convencer a sus propios legisladores luego de enterarse de los millones que la Casa Rosada le prometió a Vidal? ¿Querrán darle ese oxígeno económico a alguien con 70% de imagen positiva?

De hecho, también podría agitarse la negociación legislativa en la provincia de Buenos Aires, donde Vidal cree tener los votos para aprobar este martes el presupuesto 2018 y un nuevo endeudamiento.

La gobernadora podría encontrarse con un reclamo de los legisladores alineados con los intendentes: que la provincia coparticipe a los municipios cada nuevo centavo que reciba tras el acuerdo. Porque hasta tanto concluya el trámite del pacto fiscal, lo más probable es que el grueso de los fondos prometidos a Vidal lleguen a través de aportes directos de la Casa Rosada.

Si el nuevo pacto fiscal recibe el apoyo de todas las legislaturas, aún será necesario cumplir dos trámites más: cada uno de los gobernadores que tenga demandas pendientes contra la Nación en la Corte Suprema deberá firmar un decreto donde desista de esa acciones. Lo mismo deberán hacer los fiscales de Estado provinciales. Ambos están obligados por su cargo a resguardar el patrimonio de sus provincias.

Allí, un detalle: gobernadores y fiscales desistirán de las acciones ya iniciadas ante la Corte para reclamar deudas, pero no del derecho a reclamarlas. Una ventana que siempre queda abierta. Y otro detalle: al desistir de la acción, es probable que las provincias deban pagar las costas judiciales.

En el cuadro que acompaña esta nota se aprecian los recursos crecientes que resignó la provincia de Buenos Aires por el Fondo del Conurbano desde 1996, cuando se le impuso el tope de $ 650 millones.

Aquel año, el 10% de Ganancias significó $ 680 millones, con lo cual Buenos Aires se quedó con el 95,6% del fondo y las otras 22 provincias se repartieron el excedente de $ 30 millones. Devaluaciones e inflación mediante, la recaudación de Ganancias aumentó, el excedente se multiplicó y los números se invirtieron: este año, las provincias se repartirán más de $ 53 mil millones del Fondo del Conurbano. Buenos Aires se quedará con sólo el 1,19%.

Los números del reclamo

37,4%

De la recaudación nacional

Tiene origen en Buenos Aires

21,5%

De la coparticipación federal

Es lo que debe recibir la provincia por ley, pero percibe el 18%

36,8%

Del PBI nacional

Surge de Buenos Aires

36,7%

De la matrícula escolar

De todo el país se encuentraen la provincia de Buenos Aires

38,5%

De pobres en el conurbano

En toda la provincia, la tasade pobreza es menor: 29%,según el Indec (2016)

8,7%

De indigentes en el conurbano

En toda la provincia, la tasade indigencia es del 6,4%, según el Indec (2016).

1,19%

Del Fondo del Conurbano

Es lo que se estima va a recibir este año Buenos Aires. Serán$ 650 millones, contra $ 52.000 millones que irán al restode las provincias

En esta nota:
Te puede interesar

Enviá tu comentario

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.
Las más leídas