Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí

Guerra de bebidas: Coca-Cola matiza su postura y llama a un "diálogo abierto con todos los sectores"

Después de que dijera que analizaba frenar una inversión por US$ 1000 millones, la empresa norteamericana sacó un comunicado en el que reafirma su compromiso con el país

Lunes 13 de noviembre de 2017 • 17:20
0
Foto: Archivo

La empresa Coca-Cola suavizó su postura. Tras salir con los tapones de punta el viernes pasado diciendo que analizaba frenar una inversión por US$ 1000 millones -después de que se conociera que el Gobierno había dejado sin efecto el aumento de los impuestos internos previsto para vinos y cervezas y no así para las gaseosas con azúcar- ahora llamaron a "un diálogo abierto con todos los sectores para la búsqueda de soluciones sostenibles".

En un comunicado, dijeron que la empresa "sigue trabajando con fuerte compromiso en el desarrollo de la Argentina, generando 200.000 empleos que van desde el productor agrícola hasta pequeños y medianos comercios en todo el país", y que "la Argentina es clave en la operación global de la compañía". "Eso se refleja en las inversiones anuales en las economías regionales, evaluando constantemente su flujo en pos de la sustentabilidad del negocio en el largo plazo y contemplando a toda la cadena de valor", agregaron.

En cuanto a las reformas dijeron: "Creemos en un diálogo abierto con todos los sectores para la búsqueda de soluciones sostenibles".

Cabe destacar que el viernes pasado la posición de la empresa era más dura. En diálogo con LA NACION, habían dicho que analizan frenar una inversión por US$ 1000 millones anunciada al presidente Mauricio Macri durante 2016.

El jueves, el Gobierno dijo que daría marcha atrás con los impuestos internos anunciados la semana anterior para el vino (iba a pasar de 0% a 10%), el champagne, los espumantes y la cerveza (que iba de 8% al 17%). Sin embargo, dejó sin cambios las alzas previstas para las bebidas azucaradas (entre ellas las gaseosas) y las bebidas espirituosas. Las gaseosas pasarán de tributar entre 4% y 8% a un 17 por ciento.

Consultado por este diario, el vocero de la Cámara Argentina de la Industria de Bebidas sin Alcohol (Cadibsa), Esteban Agost Carreño, explicó que tanto Coca-Cola como otras empresas revalúan sus inversiones a futuro si tienen que ver con aumentar la capacidad productiva porque, según los estudios que hicieron, el aumento de impuestos, y consecuentemente de los precios de los productos, "va a retrotraer en un 10% la actividad".

"Coca-Cola anunció en 2016 la inversión de US$ 1000 millones a cuatro años y ya está ejecutado el 40% en compra de insumos y tecnología. Quizás lo que están re-analizando es el aumento de la capacidad de producción", aclaró.

Más allá de esto, el vocero de Cadibsa dijo que entienden que los interlocutores cambiaron y que la discusión ya no pasa por jefatura de Gabinete y el ministerio de Hacienda sino por los legisladores en el Congreso. "Vamos a reunirnos con los legisladores. Sobre todo aquellos de provincias con economías regionales. Para hacer gaseosas se necesita el azúcar del noroeste, los cítricos del noreste, el maíz del centro del país, la manzana y la pera del Alto Valle y la uva de Cuyo. Estamos hablando de la mitad de las provincias de la Argentina. Los legisladores entenderán el impacto que una disminución de la actividad puede tener en sus localidades", advirtió.

Te puede interesar

Enviá tu comentario

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.
Las más leídas