Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí

El Enard, con temor por la pérdida de su autonomía y la baja del presupuesto

En el ministerio de Hacienda afirman que el financiamiento está asegurado; para el COA, la dependencia gubernamental es "inviable"

Sábado 18 de noviembre de 2017
SEGUIR
LA NACION
0
Werthein se reunió ayer con varios deportistas para ratificar el rechazo a la nueva medida
Werthein se reunió ayer con varios deportistas para ratificar el rechazo a la nueva medida.

Bajo el hashtag #BanquemosalENARD, los atletas del deporte olímpico argentino y Gerardo Werthein , presidente del Comité Olímpico Argentino (COA), difundieron un comunicado en el que rechazan la derogación del inciso a del artículo 39 de la ley del Enard (26.573) y que representa la recaudación del 1% de los abonos de los celulares para financiar el organismo. Este tributo es destinado directamente al Ente que se encarga de los gastos de los deportistas de alto rendimiento. La reforma tributaria que impulsa el Gobierno nacional y ya está en la Cámara de Diputados, y que cuenta con el aval de los gobernadores, propone la quita de ese impuesto. Pero a su vez, también plantea un aumento del impuesto del 4% al 5%. Es decir, en la boleta del abono de la telefonía móvil actual aparecen dos ítems de tributos al final: 4,1667% que corresponde a los impuestos internos Ley 25.239 y el 1% del Enard. El 1% del Enard se sumará al 4,1667% y todo será administrado por el Tesoro, según le confiaron fuentes del Ministerio de Hacienda a LA NACION.

A su vez, desde el mismo organismo aseguraron que en el presupuesto 2018, que debe ser aprobado en diciembre en el Parlamento, se hará una modificación para incrementar la partida para la Secretaría de Deporte. El dinero provendrá justamente del aumento del 4% al 5% de los impuestos internos al abono del celular. Esto significa que el 1% que ahora percibe el Enard directamente, primero será destinado a la caja del Estado y luego será derivado a la Secretaría de Deporte, que a su vez lo giraría al Enard. Este es uno de los puntos que le resulta "inviable" a Werthein porque el Ente perdería su carácter autárquico y dependería presupuestariamente del gobierno de turno.

Además, si el artículo 124 de la reforma tributaria efectivamente se aprueba, tampoco se reducirá la carga impositiva de los celulares que es la principal argumentación del Gobierno para "motorizar la economía", como explicó Carlos Mac Allister , secretario de Deporte de la Nación.

Werthein confía en una solución

Werthein, quien además hasta marzo de este año fue parte del directorio de Telecom (Personal), se manifestó como un actor componedor en el conflicto: "Vamos a encontrar una solución. Estoy convencido de que Macri apoya el deporte", expresó a este medio en relación a las intenciones del presidente. Y agregó que apenas hace 48 horas fueron advertidos sobre las implicancias que tenía la reforma tributaria: "Quizás el error fue no habernos llamado y no haber sacado el proyecto con una solución adelante", apuntó.

LA NACION también consultó a fuentes del Ministerio de Hacienda sobre cuánto dinero le destinaría el Enard en el presupuesto de 2018 y afirmaron que ese número será alrededor de 700 millones de pesos. Si la recaudación de noviembre y diciembre finaliza como lo tienen estipulado en el Enard, el total del impuesto recaudado en el año será de $ 840 millones. Este es uno de los tantos temores que atletas y dirigentes acuñan en relación a que el presupuesto lo decida el Ministerio de Hacienda y que se recorte. De hecho, según consta en el sitio "Presupuesto Abierto", donde se puede verificar la información pública, el presupuesto destinado al ítem "Desarrollo del Deporte y del Alto Rendimiento Deportivo" en 2017 fue de $1.015.761.588 y en 2018 será de $767.171.823. Vale decir, la pérdida de la independencia, la discrecionalidad del gobierno de turno y la falta de previsibilidad en la asignación del presupuesto del deporte de alto rendimiento es la mayor inquietud del universo deportivo.

Además, existe otro punto importante y es que el impuesto del 1% de los celulares también aseguraba al Enard un ajuste automático por inflación. Y en un presupuesto nacional eso dependerá de los funcionarios. Por último, si efectivamente la reforma se lleva a cabo, se podría quebrar la sociedad entre COA y Secretaría de Deporte en el Enard porque el COA, por estatutos del COI, no puede formar parte un organismo dependiente directamente del Estado. Ayer, Mac Allister descartó que el Enard pierda su independencia, pero ese no es el mismo pensamiento de los dirigentes federativos.

Los atletas pedirán una reunión con el presidente Mauricio Macri y aún resta otro importante cónclave en el Ministerio de Hacienda. En el Enard, confían que a mediados de la semana próxima pueda haber un principio de acuerdo.

En esta nota:
Te puede interesar

Enviá tu comentario

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.
Las más leídas