Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí

Tres para triunfar: Ardusso, Canapino y Di Palma, los máximos candidatos al título de Turismo Carretera

Coparon el podio en la anteúltima carrera del año, aunque en orden inverso al del torneo; las chances de cada uno para alzarse con la corona en la última carrera, en La Plata

Domingo 19 de noviembre de 2017 • 17:53
SEGUIR
LA NACION
0
Ardusso, Canapino y Di Palma, en el podio
Ardusso, Canapino y Di Palma, en el podio. Foto: LA NACION / ACTC

COMODORO RIVADAVIA.- El podio reflejó mucho más que el resultado de la carrera: fue el festejo de los tres pilotos que arribarán a la última fecha del calendario de Turismo Carretera con mayores posibilidades de ser campeones. El orden de llegada en el autódromo General San Martín es inverso a la disposición en la Copa de Oro, el mini torneo que consagrará al nuevo monarca. Cada nombre tenía una necesidad diferente y diseñó su estrategia para sacar rédito en una competencia que no le dejaba espacio al error. La victoria enseñó que el trazado le queda cómodo a Josito Di Palma, vencedor en las dos últimas visitas de la categoría, aunque el arrecifeño también triunfó cuando participaba en TC Pista. Un éxito que lo reposicionó para el desenlace en el autódromo Roberto Mouras, de La Plata, el 10 de diciembre. Agustín Canapino, segundo en recibir la bandera de cuadros, demostró coraje para atacar cada posición: largó 8avo y recortó una diferencia en la pista y en el certamen que, antes de que se apagaran los semáforos, asomaba impensada. Finalmente, Facundo Ardusso, que cargó 20 kilos de lastre después del triunfo en Toay, consiguió sostenerse como líder en la tabla, aunque fue quien menos conforme quedó por el desempeño propio y ése envión que tomaron sus dos principales rivales.

Como en la temporada pasada, aquellos que se clasificaron en los tres primeros puestos en la carrera de Trelew, la anteúltima del año, viajaron al Gran Premio Coronación para definir el título. Matías Rossi, Mariano Werner y Guillermo Ortelli celebraron en el Sur y fueron protagonistas de una definición rocambolesca, después del toque de Werner sobre Rossi, en el giro final, que derivó en la séptuple corona de Ortelli. Un año después, ninguno será actor principal de la cita platense, un espacio reservado matemáticamente para ocho pilotos: a Ardusso, Canapino y Di Palma se les agregan Gastón Mazzacane (Chevrolet), Mauricio Lambiris (Ford), Esteban Gini (Chevrolet), Emiliano Spataro (Torino) y Christian Ledesma (Chevrolet). Los tres primeros deben la victoria que el reglamento impone para ser campeón, los dos restantes son quienes más lejos están en puntos del puntero del campeonato.

TC en Comodoro Rivadavia
TC en Comodoro Rivadavia. Foto: LA NACION / ACTC

Era la última oportunidad para relanzarse y Josito Di Palma no la dejó pasar. Contundente desde que el auto tomó contacto con la pista, sus antecedentes en Comodoro Rivadavia lo posicionaban como candidato a la victoria. Hizo el combo completo: ganó la clasificación, su serie -la más rápida de las tres- y la final. Demoledor en su andar, el equipo Laborito Junior -con la asistencia de Fabián Fuentes- reactivó el Torino que se exhibe como el auto más ganador del año -también venció en Neuquén y Concepción del Uruguay-y aunque lo separan 30,5 puntos de Ardusso reflejó tener la mecánica para ilusionarse. "Nunca bajamos los brazos, por eso en ningún momento se me pasó por la cabeza no llegar con posibilidades al final de la temporada. Si miro para atrás, ellos [Ardusso y Canapino] están adelante, pero los tres equipos estuvimos firmes durante todo el año. Facundo no quería avanzar, no me atacó ni en la largada, con Agustín la historia hubiera sido otra. Yo no corro con la calculadora. Este es un año difícil abajo del auto, peleo mucho para reunir el presupuesto; arriba, en cambio, es excelente", analizó el arrecifeño, que obtuvo seis triunfos en la categoría en 104 carreras. El preferido de su abuelo Luis Rubén, intentará devolver el apellido a la gloria, algo que en el TC no pudo ni su padre José Luis ni sus tíos Marcos y Patricio.

Si Josito marcó el rumbo desde el inicio, Canapino revirtió, a cada paso, lo que se ofrecía desesperanzador. El viernes le quitaron el mejor tiempo de vuelta, luego de excederse en el límite de la pista en la Curva 1, por lo que clasificó último. Su estado de frustración apenas mejoró el sábado: avanzó hasta el puesto 12, pero el auto no se exhibía con el mismo equilibrio que el día anterior. La serie, la tercera, dio una nuestra de lo que intentaría: superó a Rossi, pero las seis vueltas no le permitieron desplegar todo el potencial. Fue en la final donde hizo una remontada de película en un trazado en donde hay pocos lugares para ensayar el sobrepaso: Werner, Juan Marcos Angelini, Esteban Gini, Lionel Ugalde, Mauricio Lambiris y Ardusso, el sexteto que observó el avance del Chevrolet del arrecifeño, el piloto destacado de la jornada. Llegó a la cita a 10,5 puntos de la cima; tras las series, estaba a 22,5 unidades y, después de la espectacular performance, recortó a 8 puntos la distancia con Ardusso. "Tuve un auto virtuoso, que hizo que me anime a soñar. Dejé el alma arriba del auto y es probable que los del podio seamos los tres candidatos al título, aunque no me gusta subestimar a nadie: pensemos en la definición del año pasado. Torino marcó una diferencia en la temporada, darle pelea habla muy bien del conjunto que tengo, con mi papá Alberto y los motores de Fernando García. No siempre estuvimos cerca, así que lo vamos a intentar en la última", resumió Canapino, el único que fue campeón en TC: en 2010 se coronó como el piloto más joven (20 años) de la categoría.

La victoria en Toay le quitó presión a Ardusso, que no se cansó de manifestar que los 20 kilos de lastre le dolían, pero los llevaba con gusto, ya que señalan que cumplió el requisito reglamentario que lo habilita a ganar el título. La estructura del Renault Sport Torino Team, Esteban Trotta en el chasis y Claudio Garófalo en los motores, le ofreció fiabilidad a lo largo del año. Los resultados fueron casi inmediatos en la primera incursión en el TC: tres pole position, una victoria con Ardusso y dos éxitos con Emiliano Spataro, expusieron que el apoyo exigía ser protagonistas. En la serie arriesgó frente a Gini y se alzó con un triunfo por séptima vez en 2017. "Logramos una gran suma de puntos, eso es lo destacado, porque nos permite mantenernos como punteros. No pudimos mantenernos en el puesto ni ir a pelearle a Josito porque a partir de la mitad de la carrera perdía aceite la caja de velocidades y caía en la pedalera, lo que me complicaba para dosificar los frenos, acelerar. Pensé que podía irme con más ventaja porque es difícil de pasar en este circuito, pero capitalizó el auto y los momentos", explicó Ardusso, a quien le falta un título para sellar su excelente presente.

Son ocho pilotos los que llegarán con posibilidades a La Plata, aunque el destino le hace un guiño a Ardusso, Canapino y Di Palma.

El año del Toro

Con la victoria de Torino, la marca se impuso en 7 de las 14 carreras del año. Con estos números terminará 2017 como la más ganadora de la categoría. En Comodoro Rivadavia logró su tercer éxito consecutivo (Spataro, en Rafaela; Ardusso, en Toay), un registro que no se daba desde las dos últimas competencias de 1970 y la que inauguró la temporada 1971.

Así quedó el campeonato

Ardusso, el líder, sumó 172,5 puntos en la Copa de Oro, el mini torneo que consagrará al nuevo monarca. Luego se posicionan: Canapino, 164,5; Di Palma, 142; Mazzacane, 123,5; Gini, 115,5; Spataro, 111,5; Lambiris, 110,5 y Ledesma, 108. Quienes participan, pero no tienen posibilidades de ser campeones son: Moriatis, 86,5; Urcera, 78,5, Castellano, 74; Rossi, 73,5; Silva, 72; Trucco, 70 y Ortelli, que dejará la corona, 63. La próxima carrera será el Gran Premio Coronación, el 10 de diciembre, en La Plata.

En esta nota:
Te puede interesar

Enviá tu comentario

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.
Las más leídas