Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí

La Consulta no va al diván

Domingo 03 de diciembre de 2017
SEGUIR
LA NACION
0

En unos pocos kilómetros el sur del Valle de Uco, en San Carlos, Mendoza, pasa de llamarse Eugenio Bustos a La Consulta y Paraje Altamira. Alcanza para ir a pie de un lugar a otro, aunque no hay barreras entre esas distinciones, a menos que se tenga el ojo entrenado: un canal de riego, una pendiente sutil, un ligero cambio de altura. Finca La Celia, por ejemplo, cruza las tres apelaciones con una misma propiedad.

A la hora de las copas, sin embargo, esta suerte de distinción esquizoide merece especial atención, en particular La Consulta, cuyo estilo es tan regular y su identidad tan clara, que no merece diván alguno. En particular para malbec, con vinos de subido color, aromática profunda floral y frutada, paladar amplio de pulidos taninos mullidos y una frescura jugosa que encanta.

Un gran promotor de La Consulta es el enólogo Karim Mussie Safie, de bodega Altocedro. Desde fines de los 90 pregona sus virtudes, mientras se abona la idea de una singularidad en el mapa. Claro que, a falta de accidentes geográficos, el secreto debe tener una explicación invisible. Y está ahí, bajo las raíces. La Consulta ocupa la parte media del cono aluvial del Río Tunuyán, justo donde la energía del río pudo llevar unos cantos rodados medianos con bastante arena y limo. Más arriba, en Paraje Altamira, mandan las piedras grandes y, más abajo, en Eugenio Bustos, las arenas finas, el limo y las arcillas. Es un asunto de escala: mientras que el clima en términos de temperatura e insolación es muy similar para las tres apelaciones, lo que cambia en poca distancia es la estructura del suelo. De ahí las diferencia.

¿Qué vinos probar de La Consulta? Esa identidad está clarísima en los malbec como Altocedro Gran Reserva (2015, $1500), DV Cantena Nicasia Vineyard Designated (2012, $995), Bramare Appellation Rebón (2015, $1490), Luna Austral (2013, $1200), que además es biodinámico, en la estratósfera de los precios. Aprendiz de Chaman (2016, $240), La Celia Pioneer (2015, $270) y La Posta del Viñatero Pizzella (2015, $320), en gamas terrenales.

En esta nota:
Te puede interesar

Enviá tu comentario

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.
Las más leídas