Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí

El proyecto de una nueva ley, cerca de perder estado parlamentario

Así lo denuncia un colectivo de ONG de personas con VIH

Viernes 01 de diciembre de 2017
SEGUIR
LA NACION

Aunque pasó con dictamen favorable por la Comisión de Acción Social y Salud Pública de la Cámara de Diputados de la Nación, el proyecto de una nueva ley de VIH, hepatitis virales e infecciones de transmisión sexual (ITS) podría perder estado parlamentario.

"Como nos notificaron que los legisladores tienen que abocarse al tratamiento de la reforma laboral, nuestro proyecto volverá a foja cero. Esto nos indica que no hay voluntad política de tener una ley actualizada y eficiente. Es gravísimo porque hay una gran cantidad de personas en fases avanzadas de hepatitis C que están esperando sus tratamientos, y el Congreso no está dando prioridad a salvar estas vidas", dijo, ayer, José María Di Bello, secretario de Fundación Grupo Efecto Positivo (GEP).

Junto con otras organizaciones, el GEP forma el Frente Nacional por la Salud de las Personas con VIH, que trabajó durante más de tres años en el proyecto de ley con sociedades científicas, Onusida, la Organización Panamericana de la Salud y el Ministerio de Salud de la Nación. La iniciativa quedó "trabada" en las comisiones de Legislación General y de Presupuesto y Hacienda de la Cámara baja.

La ley 23.798, que está vigente, es de 1990 y su actualización permitiría incluir un enfoque más amplio. El proyecto N° E6139-D-16 incorpora "una mirada social en la prevención y los tratamientos; contempla a los chicos, las chicas y los adolescentes nacidos con VIH; prevé sanciones ante la discriminación en el acceso al empleo, y garantiza la conformación de un observatorio contra el estigma que aún afecta a las personas con VIH y a su entorno, entre otros", de acuerdo con las organizaciones que lo impulsan.

También incluye a las ITS, que están aumentando en el país, y a las hepatitis virales. "El caso de la hepatitis C es de gravedad: se estima que 400.000 personas la padecen y muchas se encuentran en fases avanzadas de la enfermedad, pero no acceden a sus tratamientos", indicaron desde la Fundación GEP.

Según pudo saber ayer LA NACION el martes próximo habría una reunión en el Congreso para solucionar el problema.

En esta nota:
Te puede interesar