Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí

Piñera aún no definió su gabinete, pero su gran apuesta son los jóvenes

Según el presidente electo, lo ayudan a mantenerse activo y actualizado; tras la derrota, la oposición se reagrupa

Miércoles 20 de diciembre de 2017
SEGUIR
PARA LA NACION
0

SANTIAGO, Chile.- Durante su primer gobierno, Sebastián Piñera solía comentar que rodearse de gente joven, en la vida y en la política, le servía para mantenerse activo y actualizado. Tras ganar el ballottage del domingo pasado y conseguir su segundo mandato, en cuatro ocasiones le preguntaron por nombres para conformar su gabinete. No quiso adelantar ninguno, pero las cuatro veces mencionó que la mezcla será de renovación, experiencia y juventud.

En su primer período como jefe del Estado en Chile (2010-2014), los equipos de asesores más cercanos a Piñera estaban alrededor de los 30 años.

"Él es muy de enseñar, de hacer equipos y de enseñarles. Lleva gente preparada, con capacidad de aportar más novedades, su círculo siempre es con gente joven, trabaja con gente joven y hace política con gente joven. Le gusta mucho aprender de ellos", contó a la nacion una de sus ex asesoras.

En la campaña se repitió esa apuesta. Por el lado de la experiencia estuvieron voceros como Andrés Chadwick y Cecilia Pérez, ambos también ex ministros, mientras que en las nuevas generaciones destacaron en la campaña Juan José Bruna (periodista), su jefe de prensa; Magdalena Díaz (asistente social), su jefa de gabinete, ahora a cargo de la coordinación del nuevo gobierno, y Gonzalo Blumel (ingeniero), coordinador programático que ayer se incorporó como militante de Evópoli, uno de los partidos más jóvenes de la derecha.

Blumel además es bien visto como futuro vocero del gobierno o en un ministerio que le permita trabajar codo a codo con el nuevo mandatario.

La ex colaboradora de Piñera agregó que el perfil que busca su ex jefe en sus asesores es que sean personas "que apoyen, que les guste participar en equipo, que tengan opinión, pero también que sean gestores de ideas. Tiene una preferencia por los que son grandes gestores y también operativos". Blumel fue pieza clave del equipo de Chile Vamos y cumple ese perfil.

Julio Isamit trabajó en la campaña en la comisión política y fue coordinador programático en educación. Tiene 28 años y además fue candidato a diputado.

"En el entorno cercano, Piñera tiene un equipo con una buena mezcla entre experiencia y juventud. Eso es muy importante no sólo para poder gobernar, sino también para proporcionarle un recambio a la centroderecha. La combinación es muy potente, porque es gente a la que además le entrega confianza", explicó a la nacion quien fue también dirigente en las revueltas de los escolares que complicaron a Michelle Bachelet en 2006.

"Todos los buenos equipos tienen que ser un complemento entre la experiencia y la renovación", dijo Piñera el lunes en su primera conferencia de prensa como presidente electo.

Así ratificó que está buscando gente joven para darle al Estado un sello innovador y ágil, pero también referentes que le permitan enfrentar tres tareas delicadas: procurar la convivencia armónica en el gobierno de las distintas facciones internas de la derecha, salir a buscar acuerdos en el Congreso y enfrentar a una oposición que ya comenzó a rearticularse.

Las primeras señales de conformar una coalición distinta nacieron apenas cuando Alejandro Guillier fue derrotado y la Nueva Mayoría sepultada como pacto.

La diputada comunista Karol Cariola, vocera del comando oficialista en la primera vuelta, mencionó ayer que existe la voluntad para formar un frente progresista que integre desde la Democracia Cristiana, un partido de centro que eligió llevar a su candidata propia esta vez (Carolina Goic), hasta el Frente Amplio, que sorprendió con el 20% de los votos que obtuvo su candidata, Beatriz Sánchez.

La idea prendió en el mundo del progresismo, donde también saben que necesitan renovar nombres y líderes.

En esta nota:
Te puede interesar

Enviá tu comentario

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.
Las más leídas