Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí

Diego Simeone y la obsesión por el éxito: "Me duele mucho no ganar un título desde 2014"

El Cholo acepta su fuerte atracción por la victoria; "No me conforma nada", sostiene; las distancias con Real Madrid y Barcelona

Miércoles 03 de enero de 2018
SEGUIR
LA NACION
0
Diego Simeone, un obsesivo del triunfo
Diego Simeone, un obsesivo del triunfo. Foto: AP

Frenético se lo veía en cada una de las consagraciones colchoneras alrededor de la fuente de Neptuno. Y fueron cinco, nada menos. "La sensación que tengo en ese instante es que se me está escapando un momento extraordinario, y para que vuelva a repetirse tal vez pasará mucho tiempo", explicó alguna vez. La Supercopa española 2014 fue el último festejo, ante Real Madrid... Demasiado tiempo para un obsesivo del triunfo. "Me duele, claro, seguro que me duele mucho. Porque nuestro objetivo es ganar. Está claro que es difícil, en una Liga española donde están Real Madrid y Barcelona. Hay que ver la realidad. Estuvimos muy cerca en la Champions, en la Copa del Rey siempre hemos competido muy bien porque cuando caímos en semifinales fue con Real o Barcelona., pero no sirven de consuelo. Queremos ganar, pero sin apartarnos del que para nosotros es el único camino: partido a partido. Es la única forma para entusiasmarnos con alcanzar a dos monstruos. Hoy estamos ante dos futbolistas tan determinantes que, si vos les quitases al Barcelona los goles de Messi y al Madrid los de Ronaldo, estaríamos hablando de otro campeonato. Pero no es así, los tienen ellos. Es muy difícil competir contra ellos, pero la única forma es acercarnos, acercarnos, y el día que pueden estar con la mente un poco dispersa, ahí jugar tus cartas. Debemos insistir. No hay otra".

Atlético de Madrid subió el listón. Cerró el ejercicio 2017 con 118.064 socios, una cifra récord. Egipto, un día antes de fin de año, fue el país número 20 que el club visitó comercialmente desde que llegó el gerente Simeone . La prematura eliminación de la actual Champions, donde el Aleti no pasó la primera rueda, desató algunas quejas. "En 2017, sobre 59 partidos, sólo perdimos siete. ¡Siete partidos perdimos en todo el año! La exigencia que nosotros mismos nos hemos impuesto es tremenda. Como siempre, hay críticas que están buscando situaciones retorcidas, y otras que son de fútbol. El otro día leía un artículo donde se planteaba una muy buena pregunta: ¿Por qué aquellos equipos que juegan bien y defienden mal son buenos equipos, y por qué aquellos equipos que defienden bien y atacan mal son malos equipos? La definición es fantástica, ¿no? ¿Cuál es la realidad? ¿Defender bien, atacar bien? Yo creo que es un equilibrio. Nosotros tenemos, en nuestro pasaje anual, muchos momentos de uno y de otro. Por eso es lógico que las críticas estén, y deben estar porque nos hacen mejorar. No tomo las que intuyo que buscan dañar. Está claro: si nosotros hubiésemos ido al Barcelona y jugásemos con un 4-4-2 como el que hoy utiliza Valverde, que tuvo que cambiar porque no está Neymar, dirían que somos defensivos. ¿Me explico? Hace un año que pasamos por dos ventanas de mercado sin poder contratar futbolistas; también se construyó un estadio y no es fácil hacerte amigo de una casa nueva..., en esta media temporada han pasado muchísimas cosas, y aun así, el equipo sigue de pie. Eso me muestra que hay armas. Tuvimos el desliz, llamémoslo así, de quedar afuera de la Champions por esos partidos con el Qarabag, pero el equipo sigue compitiendo. Y eso a algunos los invitará a observar para poder copiar algo, y a otros les molestará. Como todo en la vida".

-El Simeone DT va a seguir mutando, has dicho. ¿En qué momento se encuentra?

-Estoy buscando mejorar. A mí no me conforma nada, no me conforma nada. No me conforma ser solamente tercero, más allá de que sé que es un objetivo prioritario para el club porque participamos en un torneo en el que juegan Barcelona y Real Madrid, los mejores de la última década. Pero no me conforma eso. Porque sé que todas estas mejoras que vamos buscando van a ser más contundentes a partir de las victorias. Y, obviamente, siempre prefiero ganar a jugar... En Roma hicimos un partido grandísimo [0-0, por la 1era fecha de la Champions] y estaban todos contentos, pero yo estaba preocupado. Si cuando vos hacés un partido enorme no ganás, ahhhh, ahí es donde pueden empezar a aparecer los problemas. Yo creo que cuando jugás bien, tenés que ganar. Porque jugar bien es el camino para ganar. Después, cuando no jugás bien, tenés que encontrar los caminos para sacar el partido adelante. Y estoy en ese proceso de querer mejorar. Siento la necesidad de mejorar.

-Qué intuís que ocurrirá desde acá hasta el fin de la temporada?

-Siento cosas buenas. Diego Costa nos va a permitir mejorar, Vitolo nos dará otras variantes en lo técnico. Van a despertar entusiasmo. Ojalá la intensa competencia pre-mundialista nos ofrezca la mejor versión de todo el plantel y entonces juguemos todos los partidos que quedan hasta el final de la temporada.

En esta nota:
Te puede interesar

Enviá tu comentario

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.
Las más leídas