Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí
lanacion.com | Las noticias que importan y los temas que interesan

Más competencia, menos conocimientos: la nueva generación de los quiz shows

Aquel niño sabelotodo

Espectáculos

Claudio María Domínguez se hizo célebre como "chico de Odol"

Para Claudio María Domínguez, "Odol pregunta" marcó un antes y un después en su vida. Y no reniega de eso. Al contrario. "Treinta años después sigo siendo "el chico de Odol". Semejante grandulón, con chicos de 16 años y todo."

Aquel programa no sólo lo convirtió en alguien inmensamente popular sino que le brindó posibilidades de estudio y viajes que nunca hubiera podido realizar. Hasta el día de hoy se cruza con adultos que le confiesan que en su infancia lo odiaban, porque en la escuela los obligaban a investigar sobre lo que él contestaba en el programa.

Desde su lugar en el mundo, Necochea, y mediante su programa de cable ("Un mundo mejor", por Plus Satelital) no deja de recibir mensajes de admiración por aquella época. "Para que esa energía se mantenga tanto tiempo, ¿qué bueno habrá sido, no? El año que viene o dentro de veinte años ¿alguien se acordará de algún participante de "Audacia" o del ganador del "Gran hermano"? Al principio me preguntaba si toda la vida iba a ser "el chico de Odol" y después, con los años, comprendí que ése era mejor pasado que el de muchos otros."

"Vehemente sí, resentido no", aclara. No se imagina las preguntas de Susana, Sofovich o "Audacia" compitiendo por el rubro "programa cultural-educativo" del Martín Fierro. "En eso es muy coherente Aptra", dice.

Hace tiempo que no ve en la televisión de aire un programa que se dedique a exponer el saber. "Canal 7 podría jugarse con un buen programa de cultura relacionado con preguntas y respuestas. Sin duda es más recriminable que no lo haga Canal 7, porque el resto de los canales ya se han vendido medio de por vida al reality show. ¿Y qué es el reality show para el que ve? Es ser un actor de reparto berreta de la película de otro, en vez de animarse a vivir la propia vida. Esto marca una disminución de la dignidad humana muy fuerte."

-¿Cuál es tu opinión de "Audacia"?

-A "Audacia" lo vi cuando era "Codicia", y hasta me atrajo eso de las múltiples opciones y que había algunas preguntas de cultura. Pero cuando vi que una pregunta era: "¿Cuál es el nombre de la esposa de Osvaldo Laport?", apagué el televisor. Por más que Viviana (Sáez) es una mujer adorable, no podés hacer esa pregunta. Si fuera un juego de "cholulaje", bueno, todo vale, pero no en un juego supuestamente de cultura. Era más entretenido y hasta más cultural el repechaje de "Feliz domingo".

-Lo último parecido a "Odol pregunta" fue "Tiempo de Siembra"...

-Sí. Horacio Levin, su productor, tuvo la amabilidad de ofrecerme su conducción y yo le agradecí. No quería hacer un remedo de "Odol pregunta" y además estaba metido en mis escritos y viajando. Cuando lo vi no me gustó, especialmente porque lo veía igual de solemne que el original. Veinte años después no se había cambiado el esquema.

En "Odol pregunta", Claudio María Domínguez contestaba sobre mitología griega, vida de Homero, La Ilíada y la Odisea. A diferencia de la mezcla de conceptos que rige en los programas de preguntas y respuestas actuales, antes se elegía un tema. "Es obvio que podías ampliar tus conocimientos con toda la bibliografía que quisieras. Pero mi participación estaba ceñida al tema elegido. Ahora todo es superficial."

-¿Este tipo de quiz show confirma el triunfo de la cultura mediática?

-Tal vez, porque nada de lo que te están preguntando ahí mejora tu forma de ser o de sentir o le da al otro elementos interesantes para reflexionar. ¿O acaso es bueno saber cómo se llama la esposa de tal actor? ¿En qué te cambia, cuál es el estímulo creativo?

-¿Creés que los nuevos programas de preguntas y respuestas están disfrazando, bajo un rótulo antes respetado, un objetivo más especulativo?

-Están interesados en el 0-600, están disfrazando una superficialidad muy intensa. Entiendo todas las razones que esgrimiría un multimedios, pero tampoco se puede dejar de lado la dignidad. ¿Por qué no ponen un diez por ciento de cultura en serio? No ver cómo alguien se enjabona o cómo otro va al baño. No pretendo la vida de los grandes de la humanidad, a pesar de que hay algún que otro canal de cable heroico que se juega. Un poco de cultura entretenida e incluso familiar que estimule a los chicos, y que no sólo promueva ganarse unos pesos sino también una mejor posibilidad de vida.

-Conocés "¿Quién quiere ser millonario"?

-Lo vi en Estados Unidos y me gustó porque marcaban bien un esquema de entretenimiento que salía de la monotonía berreta. Estaba muy bien hecho y me gustó tanto que apenas volví le mandé un fax a Tinelli. Pero ellos me respondieron tarde y para entonces ya lo tenía Promofilm. Yo creo que éste va a tener el vuelo que no pudieron lograr con "Codicia"...

-Pero la estructura de las preguntas es parecida...

-Tal vez le puedan poner preguntas piolas. Se puede jugar a partir de la cultura real, sólo es cuestión de probar. .

J. V.
TEMAS DE HOYLa pelea con los holdoutsMagaly HermidaConflicto en Medio OrienteAmado Boudou