Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí
lanacion.com | Las noticias que importan y los temas que interesan

Una evaluación estricta del paciente

Ciencia/Salud

La historia clínica y algunos estudios ofrecen garantías de una indicación precisa

Uno de los pasos básicos en una lipoaspiración es, según el profesor y cirujano plástico José Juri, "saber cuándo hay que hacerla y cuándo no".

Para ello es fundamental:

  • Evaluar la relación entre la edad, el tono muscular y la elasticidad de la piel. Cuando hay flaccidez de los tejidos, ésta no es corregida por la lipoaspiración, que al reducir el contenido (la grasa), aumenta el grado de flaccidez del continente (la piel).

En estos casos, se indica una operación combinada con extracción de piel, especialmente en abdomen, muslos, senos y brazos, mucho más compleja.

  • Evaluar el estado general del paciente, que debe ser bueno para permitir someterlo a la anestesia general. Está contraindicada en las personas de edad, con problemas cardíacos.

Por otra parte, dice el especialista, hay también zonas que dan mejores resultados que otras.

  • La cara interna de las rodillas da muy buenos resultados, lo mismo que en la cara externa de los muslos, comúnmente denominada "pantalón de montar".
  • En cambio, en la parte superior de la cara interna de los muslos es preferible una cirugía para evitar la flaccidez.
  • Las piernas y los tobillos también presentan muchas limitaciones, porque a veces el grosor es debido a una condición genética imposible de eliminar.
  • La lipoaspiración tampoco resulta en los brazos cuando hay flaccidez.
  • Lo mismo sucede con "la papada" del cuello: se consiguen maravillas si la paciente es joven, pero si superó los 50 años, conviene optar por una cirugía "clásica" que elimine también el exceso de piel.

Las situaciones exitosas se dan a menudo en patologías leves (pequeñas adiposidades en cintura, muslos, rodillas), y en pacientes jóvenes (la elasticidad de la piel hace que la masa corporal se adapte bien al nuevo contorno).

Entrevista previa

  • Realizar una entrevista previa para analizar cuáles son las expectativas del paciente (ya que está contraindicada en ciertos casos de obesidad) es importante.

"Las pacientes muy obesas sueñan con ser delgadas, y la lipoaspiración no hace adelgazar a nadie. Si el cirujano sabe queç la operación no cumplirá las expectativas del paciente, no hay que hacerla", aconseja el doctor Juri. .

REDES SOCIALES
 

TEMAS DE HOYCristina KirchnerEl caso de Lázaro BáezImpuesto a las GananciasElecciones 2015