Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí
lanacion.com | Las noticias que importan y los temas que interesan

Fue difundido por científicos de la NASA

Desmienten que un asteroide chocaría contra la Tierra en 2014

Ciencia/Salud

Nuevos cálculos sobre su trayectoria disiparon los temores

WASHINGTON.- Después de causar inquietud en buena parte del planeta, se retractaron de sus apocalípticos anuncios los investigadores del Jet Propulsion Laboratory (JPL), de la NASA, los mismos que habían anunciado el riesgo de que un asteroide gigante chocara contra la Tierra.

Los temores de que el asteroide 2003 QQ47, descubierto el 24 de agosto pasado por científicos del Lincoln Near Earth Asteroide Research Program (Linear), de Socorro, Nuevo México, chocara contra la Tierra eran consecuencia del cálculo de su órbita, estimada en 51 observaciones a partir de su descubrimiento.

El cuerpo celeste, de una longitud de 1,2 kilómetro y unos 2600 millones de toneladas tenía 1 sobre 909.000 probabilidades de estrellarse contra nuestro planeta, y el fatídico anuncio incluía el día en cuestión: 21 de marzo de 2014, una fecha que de pronto apareció asociada a la peor de las fantasías imaginables.

Pero según Ron Baalke, investigador de la NASA, las nuevas estimaciones de órbita, ayer por la mañana, señalaron que el asteroide no entrará en colisión con la Tierra.

El cuerpo celeste se mueve a 120.000 kilómetros por hora, diez veces menos que el meteorito que hace 65 millones de años chocó contra nuestro planeta y provocó la extinción de los dinosaurios. Sin embargo, la colisión del asteroide en cuestión no habría sido precisamente inocua, ya que de acuerdo con su tamaño y la velocidad de su trayectoria se calculaba que el impacto que iba a producir tendría una fuerza ocho millones de veces superior a la de la bomba atómica lanzada en 1945 en la ciudad japonesa de Hiroshima.

Aunque clasificado como "un objeto que merece un atento seguimiento" por el Minor Planet Centre of Massachusetts, de los Estados Unidos, los expertos consideran que la probabilidad de un choque entre el asteroide y la Tierra disminuirá a medida que las observaciones se multipliquen y los cálculos se precisen.

Polvo de estrellas

Asteroides como el 2003 QQ 47 son trozos de roca originados luego de la formación del Sistema Solar, hace unos 4500 millones de años. Si la enorme cantidad de asteroides se constituyeran en un solo objeto, tendría un diámetro de 1500 kilómetros, menos de la mitad del que posee la Luna.

La mayoría de los asteroides cercanos a la Tierra están en el "cinturón de asteroides", entre las órbitas de Marte y Júpiter. Las naves espaciales que navegaron a través de este cinturón permitieron determinar que está bastante vacío y que los cuerpos celestes se encuentran bastante separados entre sí.

Son cuerpos rocosos y helados que podrían no haber encontrado lugar en la conformación del Sistema Solar y cuyo estudio y conocimiento derivó hasta principios de 1991 únicamente del análisis de los trozos de estos cuerpos celestes que caen sobre la superficie de la Tierra, convertidos en realidad en meteoritos: el producto final de un asteroide que, al chocar contra la atmósfera terrestre a enorme velocidad, causa, por fricción, una larga cola de luz llamada meteoro.

En octubre de 1991, el asteroide 951 Gaspra fue detectado por la nave espacial Galileo y se convirtió en el primer asteroide del que se obtuvieron imágenes de alta resolución.

Entre 1997 y 1998, el Telescopio Espacial Hubble permitió nuevas observaciones. El promedio de caída a la Tierra de objetos superiores a 50 metros de diámetro es menor a uno cada cien años. El último impacto importante de un asteroide fue en 1908, en Siberia, donde fueron arrasados miles de kilómetros de bosques. .

Agencias EFE, AFP, Télam
REDES SOCIALES
 

TEMAS DE HOYArgentina, en defaultThomas GriesaAxel KicillofLa muerte de Grondona