Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí
lanacion.com | Las noticias que importan y los temas que interesan

A cien años de su nacimiento

Prebisch, el hombre que influyó 50 años en la economía

Economía

Fundó y dirigió la Cepal, de 1948 a 1962

Fue el economista de América latina de mayor renombre internacional. Nacido en 1901 (hoy se cumplen 100 años), en Tucumán, Raúl Prebisch supo recorrer un largo camino:fue asesor de Hipólito Yrigoyen, cuando sólo contaba con 28 años de edad, y de Raúl Alfonsín, cuando ya había cumplido los 82; en el medio, elaboró el conocido plan para el gobierno del general Eduardo Lonardi (en la llamada Revolución Libertadora) y dividió en dos la historia de la economía en la Argentina.

Raúl Prebisch fue el último de ocho hermanos;hijo de Albin, un alemán que se instaló en el norte argentino, y de Rosa Linares Uriburu, de una de las familias más tradicionales de Salta. Fue impulsor de la teoría del crecimiento económico que afirma que existe un centro (países más industrializados) y una periferia (países menos desarrollados) y que subraya la importancia de la brecha del desarrollo y la desfavorable relación real de intercambio de los países menos industrializados. Estudió Economía en la Universidad de Buenos Aires, donde se desempeñó como docente entre 1925 y 1948, fecha en la que renunció por desavenencias políticas con el gobierno peronista. Entre 1925 y 1927 estuvo al frente del Departamento Argentino de Estadística.

Fue director de Investigaciones del Banco de la Nación Argentina (1927-1930); subsecretario de Finanzas y Agricultura (1933-1935); primer director del Banco Central de la República Argentina, entre 1935 y 1943, y fundador y secretario ejecutivo de la Comisión Económica para América latina (Cepal), de 1948 a 1962. En 1955 fue convocado por el gobierno del general Eduardo Lonardi para dar un diagnóstico de la situación económica del país, que se conoció como el "Informe Prebisch". "Y sí, me convertí en el hombre más impopular del país con mi plan, pero tuve una virtud:logré que por una vez la derecha y la izquierda se pusieran de acuerdo:todos me insultaron", ironizó el economista en declaraciones periodísticas.

Nadie es profeta en su tierra:Prebisch fue más reconocido en el exterior que en la Argentina, quizá por su derrotero como asesor de distintos gobiernos. Al igual que su actuación en el 55 tuvo distintas intervenciones en los gobiernos posteriores a la caída de Yrigoyen, en la década del 30, lo que generaba cierta ambigüedad hacia su persona. Y también fue considerado por economistas liberales como el padre de la inflación crónica por sus ideas keynesianas sobre el uso del déficit público.

Visión optimista

Según Aldo Ferrer, ex ministro de Economía y profesor titular de la Universidad de Buenos Aires, "el mayor aporte de Prebisch fue que podamos entender la realidad desde nuestra perspectiva en un momento en el que estamos tan tomados por la visión de los grandes centros industriales que transportan mecánicamente su visión gestada en el centro a los países en vías de desarrollo. El mayor aporte de Prebisch fue la construcción de un punto de vista propio".

Otra rasgo distintivo de Prebisch, según Ferrer, era el optimismo de que "si la Argentina hacía las cosas bien podía salir adelante".

En dos ocasiones, Prebisch asumió la dirección del Instituto Latinoamericano de Planificación Económica y Social (1962-1964 y 1969). Fue, además, el primer secretario general de la Conferencia de Naciones Unidas para el Comercio y el Desarrollo (Unctad), cargo que ejerció desde 1964 hasta 1969.

Sus obras principales fueron "Introducción a Keynes", "Hacia una dinámica del desarrollo latinoamericano", "Nueva política comercial para el desarrollo" y "Capitalismo y orden periférico". Entre otros galardones, recibió el prestigioso premio que otorga la India, el Jawaharlal Nehru, por su tesis sobre centro y periferia. Volvió a la Argentina en 1983, convocado por Raúl Alfonsín, aunque pocos meses después se había distanciado del gobierno, enfrentado con la política económica dispuesta por Bernardo Grinspun.

En esos años, ante declaraciones de Alvaro Alsogaray, quien señaló que no había uno sino tres Prebisch, según sus diferentes etapas de pensamiento, Prebisch contestó que "no hay tres Prebisch, hay como tres o cuatro, a Dios gracias. He ido evolucionando en mi manera de pensar".

Separado de su primera mujer, se casó con la abogada chilena Eliana Díaz. En Nueva York nació su único hijo, Raúl (Jr.). Los últimos años de su vida vivió repartido entre Estados Unidos y Chile. Raúl Prebisch falleció en Santiago el 29 de abril de 1986. .

TEMAS DE HOYIndependencia de EscociaAmado BoudouCristina KirchnerLey de abastecimiento