Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí
lanacion.com | Las noticias que importan y los temas que interesan

En el país

Cada vez hay menos gente que se casa

Información general

Crecieron un 50% las uniones de hecho

Por   | LA NACION

"Sí, quiero. Pero sin libreta..." Según un estudio de Equis Investigación Social, en la última década las uniones de hecho en la Argentina crecieron un 50 por ciento, en tanto que los casamientos cayeron un 11 por ciento.

Mientras que en 1991 los matrimonios ascendían al 82% de las parejas mayores de 14 años y las "consensuadas" (así se las llama en el estudio) sólo alcanzaban al 18%, en 2001 cambió el esquema: los matrimonios descendieron al 73% y las uniones de hecho treparon al 27 por ciento.

Según el trabajo, las uniones legales crecen en los distritos con mejor perfil socieconómico y caen abruptamente en las zonas más pobres. Los extremos de esta lista, que contempla a todas las provincias del país, son Formosa, en la que sólo el 51,8% de la población pasó por el registro civil, y Mendoza, donde el 81,5% de las parejas corresponde a matrimonios.

El estudio de la consultora cruza los datos sobre uniones de parejas aportados por el Censo 2001 y las cifras de pobreza reflejadas por la Encuesta Permanente de Hogares del Instituto Nacional de Estadística y Censos (Indec) del primer trimestre de este año.

"Analizadas las cifras nacionales, el vínculo entre pobreza y crisis de la institución matrimonial parecería consistente, aunque habría que incorporar factores de tipo demográfico -entre otros, migratorios, culturales y religiosos- típicos de las regiones estudiadas para no establecer relaciones unidimensionales forzadas", se señala en la investigación.

En el cuadro que ordena los distritos según su nivel de pobreza y compara en cada zona las uniones legales con las que surgen del simple acuerdo de la pareja, está en primer lugar Corrientes, con un 68,7% de población pobre. Allí, los matrimonios suman el 65% de las uniones y las parejas de hecho, el 34,7 por ciento.

Formosa, séptima en cuanto a cantidad de población pobre, tiene la cifra más alta de parejas que eligen el concubinato (48,2 por ciento) y la más baja con respecto a los matrimonios (51,8 por ciento).

Mendoza es su antítesis: primera en cuanto a uniones legales (81,5 por ciento), tiene el porcentaje más bajo de uniones de hecho (18,5 por ciento) de todo el país.

"Las modificaciones que trajo aparejada la nueva estructura social y la corriente migratoria interna implica buena parte de predominio de una unión sobre otra", dijo a LA NACION el titular de Equis, Artemio López.

La ciudad de Buenos Aires, que tiene la menor cantidad de población pobre (47,8%) del país, cuenta con un 72% de matrimonios y un 27,2% de uniones de hecho (ver aparte).

"En las provincias del NOA y del NEA, las más pobres de la geografía nacional, se observan las más altas tasas de uniones consensuadas.

"Pero en la región patagónica, de baja pobreza relativa y alta migración poblacional interna reciente, también cae el tipo de unión matrimonial muy por debajo del promedio nacional, relativizando el análisis de vínculo unidimensional entre altas tasas de uniones consensuales y pobreza", señala el estudio de la consultora Equis.

La comparación entre quienes optan por la unión matrimonial y la convivencia sin papeles tiene sus marcas más altas en los dos extremos del rango etario.

Más grandes, más legales

Las uniones consensuadas alcanzan su pico máximo entre los jóvenes de 14 y 24 años y tienen su marca menor entre los mayores de 65 años, al tiempo que los casamientos legales marcan su récord entre los mayores de 65 y su porcentaje más bajo entre los que tienen entre 14 y 24 años.

¿Por qué los jóvenes no se casan? "Por varios factores culturales y porque la inestabilidad de un sostenimiento del vínculo tiene que ver con la inestabilidad económica y con la ausencia de futuro en términos económicos estables", explicó Artemio López.

Y agregó: "La pobreza genera más integrantes jóvenes, las poblaciones pobres tienen mayor cantidad de miembros jóvenes", que son quienes menos se unen legalmente.

También es real que existe una tendencia de los jóvenes a descreer del sistema y, por ende, no apuestan al matrimonio, que es una institución legal. .

TEMAS DE HOYActividad económicaArgentina en defaultNarcotráficoInseguridadTorneo Primera División