Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí

Recreación de una vivienda del siglo XVII

La Casa de Vera Múxica se encuentra en las Ruinas de Cayastá

Viernes 31 de diciembre de 2004

La casa de Vera Múxica es un espacio ambientado interactivo que recrea una casa principal en Santa Fe la Vieja durante la primera mitad del siglo XVII. Se encuentra en el parque Arqueológico "Ruinas de Santa Fe la Vieja" Cayastá, Ruta Provincial 1, kilómetro 78 (Santa Fe) Argentina y se propone como un ámbito sintetizador, elaborado a partir de testimonios escritos y arqueológicos. Además, cumple con una necesidad de ayudar a la comprensión de Santa Fe la Vieja, en la que pudo ser su situación en plena vida.

El grupo que se recrea en esta vivienda está integrado por doña María de Esquivel, viuda de Sebastián de Vera Música; doña Jerónima Monzón, la abuela; Antonio, Pedro y Martín, los hijos; el entorno de servicio, negros esclavos e indios encomendados, algunos de cuyos nombres se conocen por la documentación histórica.

En la recreación se agregan algunos posibles allegados en el momento en que visitan a los Vera: Alonso Fernández Montiel, el joven, y doña Jerónima de Contreras, viuda de Hernando Arias de Saavedra, (Hernandarias) e hija del capitán Juan de Garay.

Vista del patio de la casa
Vista del patio de la casa. Foto: Hugo Zingerling

A través del microcosmos de los que compartían el espacio doméstico se representan diferentes estamentos de la sociedad santafesina de aquel tiempo.

Recorrido por el pasado

La visita a la casa ofrece un recorrido por el pasado que permite la observación de los diversos elementos materiales que se utilizaban para equipar e iluminar los espacios, consumir, vestirse, y proveer de todo lo necesario para la vida doméstica.

La estructura arquitectónica de una casa principal en Santa Fe la Vieja generalmente se componía de un cuerpo principal y otros secundarios destinados a su servicio. El cuerpo principal se conformaba con la sala y uno o varios aposentos, con sus galerías en uno o en ambos lados. En un sector separado se disponían los espacios destinados a cocina, despensa y vivienda de los criados. En algunos casos también había percheles o galpones y en ellos atahonas para la molienda del trigo. Los espacios abiertos configuraban patios y huertas.

En el caso de la vivienda de Vera Múxica, la ambientación incluye tanto los espacios principales, dedicados a la representación social, como los funcionales de servicio, que hacen posible relevar la más variada información conocida en materia de hábitos cotidianos, tareas productivas, entretenimientos y vivencias espirituales.

Se han respetado tanto los usos y elementos que procedían de la cultura española trasplantada por el grupo dominante, como aquellas costumbres o elementos que fueron incorporados o mestizados a partir del contacto con las culturas locales.

La recreación está realizada sobre la base de los datos existentes en los protocolos notariales referidos expresamente a la casa de doña María de Esquivel y, fundamentalmente, a las evidencias arqueológicas recuperadas en las excavaciones de Santa Fe la Vieja, por Agustín Zapata Gollán.

Para aquellos datos de los que no existen registros visuales en la documentación, se apeló a la iconografía americana y española de ese tiempo.

También existe una referencia sonora, que permite a los visitantes conocer aún más sobre la vida en aquellas épocas. Los diálogos entre los habitantes permanentes y circunstanciales de la casa, recrean los temas que serían peculiares o prioritarios en las conversaciones de estos personajes. Los diálogos son imaginados, pero han sido producidos sobre la base de una estricta referencia documental, fundamentalmente las actas del cabildo.

Los creadores

La Casa de Vera Múxica, es un emprendimiento de la Asociación Amigos de Santa Fe la Vieja que ha sido posible gracias a la Fundación Rafael del Pino, que lo ha financiado en homenaje a doña Rafaela de Vera Múxica, virreina del Río de la Plata, cuyos ascendientes se afincaron en esta ciudad desde los tiempos de Santa Fe la Vieja.

Para la realización se ha contado con la colaboración del Departamento de Estudios Etnográficos y Coloniales, dependiente de la Subsecretaría de Cultura de la provincia de Santa Fe, y el Archivo General de la Provincia.

La cerámica ha sido elaborada por docentes y alumnos del Taller de Cerámica "La Guardia" del Liceo Municipal de Santa Fe.

Visitas sonorizadas

Para las visitas (de recorrido libre o sonorizadas) es indispensable solicitar turno al Area de Servicios Didácticos del Parque Arqueológico Ruinas de Santa Fe la Vieja.

Las visitas de recorrido libre, permiten una observación de los espacios y su equipamiento, según los intereses de los visitantes, mientras que las sonorizadas, pautan el recorrido según la secuencia de los diálogos. La duración en ambos casos es de aproximadamente 40 minutos.

Las visitas se realizan en grupos de 18 personas como máximo, y los escolares deben estar acompañados por un adulto cada cinco niños. Los grupos escolares y jubilados pueden solicitar tarifas reducidas.

Para un mejor aprovechamiento de ambos tipos de visitas por parte de grupos escolares se dispone de cartillas y de material didáctico.

Además se cuenta con cartillas que brindan información sobre Santa Fe la Vieja y que permiten a los visitantes situarse en el contexto particular de la época. Ese material se puede obtener en el mismo Parque Arqueológico o en el Museo Etnográfico y Colonial de la ciudad de Santa Fe, sito en 25 de mayo 1470.

Por Hugo Zingerling Para LA NACION

Te puede interesar