Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí

Ruta 40: creció y cambió el rumbo

Ahora cuenta con 207 km más; en el Norte llega a La Quiaca y en el Sur, hasta Tierra del Fuego

Domingo 06 de febrero de 2005

La carretera más larga y espectacular de la Argentina, la ruta nacional 40, creció y cambió de rumbo. Ahora tiene 207 kilómetros adicionales. Hasta hace poco unía Abra Pampa (Jujuy) con Punta Loyola (Santa Cruz), pero las nuevas modificaciones extendieron su principio y su fin.

En Abra Pampa, ahora la ruta 40 empalma con la ruta nacional 9 y se prolonga hasta La Quiaca. En el Sur, en vez de morir en el embarcadero de Punta Loyola, en Río Gallegos, se superpone con la ruta nacional 3, se aleja de la costa atlántica y luego del paraje Estancia Don Braulio se une con la ruta provincial 1. Atraviesa Sección Frailes y en la estancia El Cóndor tuerce hacia al Sudeste, pasa por la estancia Monte Dinero y encuentra su fin en Cabo Vírgenes, Tierra del Fuego. Con los cambios, alcanza los 4874 kilómetros.

Cuando Vialidad Nacional creó la RN40, en 1935, colocó el mojón cero en la ciudad de Mendoza, exactamente en la intersección de la avenida San Martín con la calle Garibaldi. Así, esta ruta se fragmentaba en dos bloques: el sector norte, de 1551,6 km, y el sector sur, de 3115,6 km. Más tarde, el kilómetro cero se mudó a la unión del Acceso Este y la Avda. Circunvalación, pero la 40 seguía siendo bipartita y de origen mendocino.

Kilómetro cero

Desde hace unos días, los vientos de renovación volvieron a trasladar el primer mojón hasta Cabo Vírgenes, 124 km al sur de Río Gallegos. "Así se lo pedimos a Vialidad Nacional, por un criterio integrador, porque es el punto más austral no sólo del territorio continental argentino, sino también de todo el continente americano. Y si un turista se propone recorrer el Nuevo Mundo debería iniciar su viaje en Cabo Vírgenes", explica Federico Wyss, uno de los responsables del nuevo trazado de la ruta, perteneciente a la Secretaría de Turismo de la Nación que dirige Enrique Meyer.

Por otra parte, la travesía patagónica también se altera: se aleja de la estepa central y se desplaza hacia los pies de la cordillera de los Andes. A partir de Corral de Piedras, la RN 237 adopta la nomenclatura de la 40, tanto como la RN 258, desde San Carlos de Bariloche.

Sólo pasando El Maitén la señalización retoma la traza preexistente. Este nuevo recorrido atraviesa parte de la Región de los Lagos, en Chubut, Río Negro y Neuquén, por lo que ciudades como Lago Puelo y El Bolsón, o atracciones como el lago Nahuel Huapi y el Parque Nacional Los Alerces se integran ahora a la 40.

¿A qué responden tantos cambios? "Queremos convertir la ruta 40 en un producto turístico. Para hacerlo ideamos una estrategia región-producto, identificando a lo largo de la carretera tres regiones con características sobresalientes. En el Norte predomina lo cultural: debajo de cada piedra se esconde un pedazo de nuestra historia, en cualquier parte hay artesanos y todos los días se celebra una fiesta patronal. Cuyo es la región vitivinícola por excelencia y la Patagonia, la región de los Grandes Lagos", resume Wyss. Para delinear la propuesta, hicieron dos talleres, en Cafayate y San Juan, con empresarios, estancieros, chacareros, comerciantes, artistas.

Hasta que Vialidad Nacional termine de colocar los mojones en el nuevo recorrido, sólo existe un cómputo aproximado de su longitud. En el Norte se añaden 83 km; en el centro, 32, y en el Sur, 92. De esta manera, la extensión anterior de 4667 kilómetros ahora alcanzaría los 4874.

El punto más elevado se encuentra en el Abra del Acay (Salta), a 4895 metros sobre el nivel del mar, y el más bajo en Río Gallegos, apenas 16. El nuevo trazado enhebra 11 provincias argentinas, cruza 236 puentes, escolta 13 grandes lagos y salares, acerca al turista a 20 reservas y parques nacionales, atraviesa 18 ríos de gran cauce y conecta con 27 pasos cordilleranos.

En los centros de información que la Secretaría de Turismo de la Nación dispone en Ezeiza, Aeroparque, y la esquina de Suipacha y Santa Fe (Capital), los viajeros pueden obtener mapas y folletos sobre el nuevo trazado de la RN 40. Por otra parte, ese material, en cinco idiomas, también se distribuirá en treinta ferias internacionales.

Mónica Martin

Te puede interesar