Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí

El mito de la motivación

Por Reinhard K. Sprenger Ed. Díaz de Santos, 315 Págs.

Domingo 29 de enero de 2006

Por año se gastan millones en programas que tienden a implementar mejores sistemas de motivación, pero la mayoría fracasa. ¿Por qué? Lo explica apelando a reflexiones acuñadas en sus experiencias laborales Reinhard Sprenger en El mito de la motivación.

Entendida la motivación como "estado de disposición de un colaborador para realizar determinada tarea", esto lleva a suponer que cuando el rendimiento es alto hay un interés intrínseco. Los sistemas de motivación se basan en condicionar el comportamiento de los seres humanos apelando a un procedimientode estímulo-respuesta. Desde esa perspectiva, los incentivos por rendimiento o compensaciones influirán momentáneamente y después decaerán. Los elogios o adulaciones excesivos como acicate para realizar grandes sacrificios tampoco son recomendables. Quedaría al descubierto el engaño, y lo que fue colaboración en un principio podría convertirse en resistencia.

Estos sistemas pueden mejorarse si se establecen:

Incentivos que desvinculen el dinero de la motivación.

Buenos salarios.

Un sistema de retribución lo más sencillo posible.

Fomentar la creatividad con actividades variadas y oportunidades de promoción.

Nancy Lilian Esteban

Te puede interesar