Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí
lanacion.com | Las noticias que importan y los temas que interesan

El comienzo de las clases: la realidad de los maestros

El sueldo docente pierde en la comparación

Cultura

El piso mínimo de $ 840 es inferior a los haberes de los que ingresan en la carrera médica, judicial y a la Policía Federal

Si bien los bolsillos de los docentes del país recibieron una buena noticia hace pocos días, al elevar el gobierno nacional el salario mínimo de 700 a 840 pesos, el sueldo de los maestros sigue siendo bajo en comparación con lo que perciben los profesionales de otras áreas y considerando parámetros internacionales.

Un profesional del Poder Judicial que se encuentra en la categoría más baja del escalafón cobra en mano 1000 pesos. Mientras que el sueldo inicial promedio de un médico de un hospital público que recién se inicia y que está en el régimen de residencia es de 1200 pesos de bolsillo. Y el salario inicial de un agente de la Policía Federal es de 900 pesos.

En el anuncio del nuevo piso salarial de 840 pesos, el presidente Néstor Kirchner y el ministro de Educación, Daniel Filmus, destacaron que esta suma coloca por primera vez en muchos años a todos los docentes por encima de la línea de pobreza.

Sin embargo, los maestros tienen aún dificultades para llegar a fin de mes y el salario es un 30% más bajo que el ingreso nacional por habitante en relación con otros países, según estimó el doctor Juan Llach, al ser consultado por LA NACION. El bajo poder adquisitivo, incluso, se refleja en el acceso de los propios docentes a los consumos culturales (ver página 27).

El sociólogo Emilio Tenti Fanfani señala en su libro "La condición docente"(2005) que la compra de libros que no son textos de estudio "es un privilegio de un tercio de los docentes argentinos". La investigación señala una clara asociación entre la disponibilidad de ingresos y la probabilidad de comprar libros.

En el mundo

El nuevo piso salarial de 840 pesos equivale a unos 280 dólares. En Brasil, el salario promedio de un maestro de grado está en unos 218 dólares.

En Chile, un profesor con 30 horas semanales con diez o más años de antigüedad gana 907 dólares, mientras que un profesor de la ciudad de Buenos Aires también con 30 horas y 22 años de antigüedad ganará 743 dólares a partir de la reciente recomposición salarial.

Estas cifras muestran diferencias salariales en la región.

Sin embargo, el académico Llach dijo a LA NACION que "para hacer una comparación a nivel internacional es necesario, por un lado, comparar dólares de igual poder adquisitivo (es decir, que compren la misma canasta de bienes) y, por otro, poner el sueldo en relación con el ingreso por habitante, como lo señala el Anuario 2005 de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE)".

Teniendo en cuenta estos parámetros, para un similar ingreso anual de los docentes en dólares de igual poder de compra, según Llach, es mucho más atractiva la carrera docente en Brasil que en la Argentina. "El salario docente argentino está un 30% por debajo del ingreso por habitante en este momento, mientras que en Brasil el promedio salarial de un maestro de primaria que recién se inicia en la actividad está un 19 % por encima del ingreso por habitante, al igual que en Chile."

Llach señaló, sin embargo, que la situación mejoró respecto de 2003, cuando estaba un 37% por debajo de ese índice. "En la Argentina, al mal sistema de incentivos se suma el mal salario relativo. De esta forma, la carrera docente no es atractiva para los sectores medios", enfatizó.

En España, el promedio salarial mensual de un docente de una escuela pública que recién se inicia y con jornada simple está entre los 600 y los 700 euros, lo cual se considera en principio un salario bajo. Sin embargo, se destaca el escalafón de ascensos y mejoras, por lo cual en un año el salario inicial puede mejorar en un 20 por ciento.

En los Estados Unidos, en cambio, el ingreso ronda los 22.000 dólares anuales. Pero en relación con un dólar de igual poder adquisitivo y con el ingreso nacional por habitante, "el salario docente en España está un 36% por encima del ingreso nacional, mientras que en los Estados Unidos está un 19% por debajo", reflexionó el economista y sociólogo Llach.

También conviene considerar la disparidad del poder adquisitivo de los docentes argentinos por la falta de equivalencia salarial en las distintas provincias. Mientras un maestro en Tierra del Fuego, con diez años de antigüedad, cobra $ 1482, en otras provincias apenas llegan ahora a los $ 840, de acuerdo con el nuevo salario. .

Por Laura CasanovasDe la Redacción de LA NACION
TEMAS DE HOYLa pelea con los holdoutsMagaly HermidaConflicto en Medio OrienteAmado Boudou