Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí
lanacion.com | Las noticias que importan y los temas que interesan

"Martín Fierro, el ave solitaria" y perdida

Espectáculos

"Martín Fierro, el ave solitaria" (Argentina/2005). Dirección y guión: Gerardo Vallejo. Con Juan Palomino, Alejandro García, Oscar Di Sisto y otros. Fotografía: Carlos Torlaschi. Música: Diego Clemente. Hablada en castellano. Presentada por San Luis Cine. Duración: 95 minutos. Calificación: apta para todo público. Modelo de literatura gauchesca, "Martín Fierro" es un poema épico y, a la vez, una denuncia social acerca de la tragedia vivida por los gauchos, obligados a enfrentar a los indios en sus tierras. José Hernández, su autor, sigue en los versos de la obra la historia de su protagonista que, durante la época de la conquista del desierto, debe dejar su rancho, su mujer y sus hijos para ser reclutado por el ejército y convertirse en un perseguido que pierde todo.
Nuestra opinión: regular

El cine ya había relatado esta obra en un film que en 1968 rodó Leopoldo Torre Nilsson, en tanto que varias adaptaciones teatrales subieron a los escenarios a lo largo de los años. Ahora, es el director Gerardo Vallejo quien se propuso, luego de una larga ausencia, retornar a la pantalla grande con esta obra que lleva a ese gaucho a que las persecuciones de la ley, la soledad de su existencia errante y la necesidad de hallar a sus hijos lo conviertan en un hombre sin presente ni futuro.

No es fácil recrear en la pantalla grande el ardoroso mensaje que José Hérnández aportó a su poema. Calidez y dolor son los elementos que sobresalen de la obra original, y Vallejo apenas logró retratar, entre versos recitados monótonamente, situaciones que por momentos aportan más confusión que dramaticidad y actuaciones poco convincentes a este Martín Fierro y convertirlo en un personaje carente de verosimilitud y de grandeza.

El encuentro del protagonista con el sargento Cruz, los consejos del viejo Vizcacha y la imposibilidad de reconstruir su vida están dados por un formato que, entre exaltados gritos, impiden que el alegato histórico social pensado por el realizador se convierta en una sucesión de imágenes reiterativas que se alargan con poca convicción.

Filmada en bellos exteriores de San Luis, esta historia queda como un intento de recrear una de las obras más importantes de la literatura argentina. El saldo es tan poco convincente, en un indudable esfuerzo por recrear la pieza hernandiana, que necesitaba de mayor fuerza emotiva y de un guión estructurado con una visión más profunda de su personaje central y de quienes lo rodean. Sólo por momentos Juan Palomino consigue lograr la estatura de ese Martín Fierro perseguido y acorralado, en tanto que el resto del elenco poco aporta a la historia.

La fotografía de Carlos Torlaschi y la música de Diego Clemente son rubros destacados en esta producción a la que Gerardo Vallejo trató de revivir las vicisitudes de un Martín Fierro que, aquí, apenas se acerca a la creación de la epopeya de ese gaucho, figura de indudable grandeza dentro de las páginas de nuestra literatura. .

Adolfo C. Martínez
REDES SOCIALES
 

TEMAS DE HOYArgentina, en defaultThomas GriesaAxel KicillofLa muerte de Grondona