Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí
lanacion.com | Las noticias que importan y los temas que interesan

La marcha de la economía

Supermercados: fuerte alza en las ventas

Economía

En julio pasado, el consumo en las grandes cadenas creció un 9,3%, en lo que constituye la mayor suba en lo que va del año

Después de varios meses con resultados oscilantes, el consumo dio muestras de una fuerte recuperación. De acuerdo con el relevamiento del Instituto Nacional de Estadística y Censos (Indec), las ventas de los supermercados en julio registraron un aumento del 9,3% en relación con igual mes de 2005, en lo que constituyó la mayor alza interanual en lo que va del año.

El incremento en las ventas, además, fue acompañado por una leve baja en los precios en los supermercados que, según los datos oficiales, en julio mostraron una caída del 0,9 por ciento frente al alza del 0,6 por ciento registrada en el costo de vida. Por su parte, en los primeros siete meses del año las grandes cadenas acumulan un incremento promedio en sus precios del 4 por ciento, que se ubica por debajo del 5,5 por ciento de inflación minorista promedio.

La facturación del sector en julio alcanzó los 2102 millones de pesos, lo que implica una suba del 15,5% contra el mismo mes de 2005 y del 6,6% contra junio último.

Los resultados positivos no se extendieron a los shopping centers, que en el último mes tuvieron una suba del 5,5% en su ventas, el porcentaje más bajo de 2006, con ventas por 428,8 millones de pesos.

A pesar de esta desaceleración, los shoppings acumulan en el año una suba del 24,9 por ciento frente a los primeros siete meses de 2006.

El desplazamiento de los shoppings por parte de los supermercados como principales motores del crecimiento del consumo no es un dato menor, ya que indica que la recuperación económica está llegando a los sectores de menores recursos, que destinan prácticamente la totalidad de sus ingresos a la compra de alimentos y bebidas, mientras que los shoppings continúan siendo un típico consumo de clase media y clase alta.

"Hemos tenido un año muy bueno; evidentemente la gente está gastando más y en promedio esperamos terminar 2006 con una suba del 15 por ciento en las ventas", explicó Alfredo Coto, presidente de la cadena de supermercados que lleva su apellido, en el acto de apertura de las jornadas del sector que organiza la Asociación de Supermercados Unidos (ASU).

Mirando al interior

En el encuentro, que se lleva a cabo en La Rural, también fue presentado un informe privado sobre la evolución del consumo, que muestra el papel clave que están desempeñando las economías regionales en la recuperación de las ventas de alimentos y bebidas.

"En los últimos tres años las ventas de productos de consumo masivo aumentaron a nivel nacional un 38 por ciento, pero el porcentaje fue mucho más alto en el interior del país, con una suba promedio del 45 por ciento, contra el 29 por ciento de la Capital Federal", señaló Guillermo Oliveto, director de la consultora CCR.

La entidad destacó que, en un ranking de ciudades, la rionegrina Cipoletti es la que lidera las subas en las ventas, con un alza del 95% comparando el primer semestre de 2006 contra el mismo período de 2003.

"En la lista de las doce ciudades con mayores alzas sólo figura una con más de un millón de habitantes (Rosario), y en la gran mayoría se trata de centros con menos de 100.000 habitantes, como General Roca, Junín o Río Gallegos", sostuvo Oliveto.

En CCR destacaron que la Capital Federal continúa mostrando los indicadores de consumo más sofisticados y de hecho representa la mitad de las ventas de alimentos congelados y el 41% de la demanda de café tostado.

Sin embargo, en otros rubros hay ciudades del interior que también muestran índices de consumo superiores al promedio nacional.

"Mendoza hoy muestra un consumo superior al promedio nacional en artículos de limpieza como la lavandina o el jabón de tocador, mientras que Córdoba triplica las ventas de fernet", señaló Oliveto.

El buen momento que vive el interior además provocó que cada vez más cadenas minoristas retomaran sus planes de inversión en las provincias, y para los próximos cuatro años se espera que se concreten al menos 200 aperturas de nuevos supermercados, shopping centers, cadenas de farmacias, homecenters, tiendas departamentales y casas de electrodomésticos y artículos para el hogar. .

TEMAS DE HOYTensión racial en Estados UnidosCristina KirchnerSuperclásicoCárceles en la Argentina