Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí

La teoría de Darwin es irrazonable, dijo el Papa

Lo afirmó ante más de 200.000 fieles

Miércoles 13 de septiembre de 2006

REGENSBURG (ANSA).- El papa Benedicto XVI rechazó ayer el uso del nombre de Dios para justificar el odio y el fanatismo y lanzó una severa crítica a la teoría de la evolución de Charles Darwin, que consideró "irrazonable", durante una misa en Baviera, Alemania, en la cuarta jornada de su visita pastoral a ese país.

Ante más de 200.000 fieles, Joseph Ratzinger habló de la relación entre ciencia y religión y afirmó que aquélla no puede explicar el origen del mundo excluyendo el papel de Dios.

En su homilía, sostuvo que desde los tiempos del Iluminismo, en el siglo XVIII, "al menos una parte de la ciencia se empeña con esmero en dar una explicación del mundo en la cual Dios se convierte en algo superfluo", pero al final, dijo, "las cuentas no cierran".

Ratzinger volvió a criticar la teoría de Darwin y rechazó que el hombre y la razón puedan ser "nada más que un azar, resultado de la evolución". Invitó a los católicos a plantearse la pregunta: "¿Qué cosa existe en el origen?", teniendo presente que las "cuentas sobre el hombre, sin Dios, no cierran", así como "las cuentas sobre el mundo, sobre el vasto universo, sin Dios, no cierran".

"Nosotros creemos que en el origen está el Verbo eterno, la razón y no la irracionalidad", sostuvo el Papa. En otra parte de su homilía, dijo: "Hoy que conocemos las patologías y las enfermedades mortales de la religión y de la razón, la destrucción de la imagen de Dios a raíz del odio y del fanatismo, es importante decir con claridad en qué Dios creemos".

Benedicto XVI no nombró ninguna religión, pero hizo referencia a que la violencia no puede ser usada en nombre de Dios. Miles de personas saludaron luego al Pontífice mientras se trasladaba por la ciudad en el papamóvil hasta la Catedral, donde presidió una celebración ecuménica ante representantes de distintas comunidades eclesiásticas. Hoy el Papa transcurrirá una jornada definida como "privada", para visitar las tumbas de su familia.

Te puede interesar