Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí

Turismo: la balanza de divisas dejará de dar déficit en 2006

En el tercer trimestre se batió un récord de ingresos de viajeros extranjeros

SEGUIR
LA NACION
Viernes 24 de noviembre de 2006

En el tercer trimestre del año arribaron a la Argentina 492.254 turistas, marca histórica para este período y un 6,5% superior al mismo lapso de 2005, según informó ayer el Instituto Nacional de Estadística y Censos (Indec). El fenómeno del turismo receptivo, sumado al hecho de que el tipo de cambio desalienta los viajes de los argentinos al exterior, llevarán a que este año, por primera vez desde la primera medición del Indec del balance de pagos (1992), no habrá déficit en el saldo de divisas de viajes.

"Tenemos expectativas de que el balance de divisas termine en una situación equilibrada", se entusiasmó el subsecretario de Turismo, Daniel Aguilera, en diálogo con LA NACION. El economista Rodrigo Alvarez, de la consultora Ecolatina, también confía en que este año se logre un superávit.

El turismo "es uno de los grandes beneficiados de la devaluación", destaca el director de Macrovisión Consulting, Luciano Laspina. "Ha habido más ingresos que no han sido equiparados por la salida de argentinos", observa Esteban Fernández Medrano, también de Macrovisión. "El tipo de cambio multilateral [en relación no sólo con el dólar sino con las monedas de los principales socios comerciales de la Argentina] está en el mismo nivel que a fines de 2002, pero ahora tenemos un país más organizado", agregó Fernández Medrano.

Según la estadística del Indec, que mide sólo los movimientos en el aeropuerto de Ezeiza, en el tercer trimestre de 2006 se redujo en un 1% la cantidad de argentinos que salieron como turistas al extranjero, unos 292.492. En lo que va del año partieron del país 858.428 residentes argentinos, un 3% más que en los primeros nueve meses de 2005.

Entre enero y septiembre de 2006 ingresaron en la Argentina casi un millón y medio de visitantes, lo que implica un 15,7% de incremento. En el tercer trimestre del año, el 21% de los turistas llegó de Europa y otro tanto, de Brasil. De Estados Unidos y Canadá provino el 14% y del resto de América, el 17%. De Chile arribó el 15%.

El 60% de los viajeros que llegaron adujo que venía para "vacaciones y ocio". El 7% esgrimió "otros" motivos, lo que incluye viajes de estudio, tratamientos de salud y contratos de trabajo. Esta opción representaba sólo el 4% en el tercer trimestre del año pasado. La motivación de "negocios" bajó del 20% al 17%. La permanencia promedio de los turistas fue de 12,9 días. El gasto por pernoctación se elevó a US$ 85 diarios. El gasto total de los turistas extranjeros se elevó a US$ 540 millones, 21% más que en el tercer trimestre de 2005.

Uno a uno

En 2000, en tiempos en que la convertibilidad alejaba turistas foráneos de bajo presupuesto y alentaba a que muchos argentinos cambiaran la costa atlántica por el Caribe, se alcanzó el déficit récord de divisas por viajes, con US$ 1521 millones. Pese a la devaluación, el caos en la Argentina también impidió que llegaran extranjeros, con lo que el déficit fue de 793 millones, en 2002, y 506 millones en 2003. En 2004, bajó a 369 millones y el año pasado fue de sólo 64 millones.

"En la crisis de 2002, la Argentina perdió frecuencias de vuelos. Ahora las recuperó", destacó Aguilera. El funcionario recordó que el 10% de los argentinos trabaja en el sector turismo y sus actividades relacionadas, como la gastronomía. Agregó que este año se inauguraron 76 hoteles que requirieron una inversión de $ 378 millones, mientras que en la actualidad están construyéndose otros 250, con un desembolso de unos $ 1923 millones. No obstante, admitió que quedan tareas pendientes para el desarrollo del sector en materia normativa, de promoción en el exterior y en la calidad del servicio.

Alvarez, de Ecolatina, reconoció que el mayor aumento de turistas y el incremento de sus gastos contribuyen a eliminar el déficit del saldo de viajes, pero señaló que el equilibrio de este balance también es posible porque los argentinos ya no cruzan tanto la frontera. "Hay un cambio respecto de los 90 en el turismo nacional. Antes se alentaba a salir. Hoy no, pese a que a medida que se recupera la economía hay sectores que recuperan parte del consumo de los 90."

En 2005 ingresaron divisas por US$ 2700 millones. Este año se superaría el récord de 3000 millones de 1998, según Alvarez. El analista de Ecolatina dijo que es un sector con poca incertidumbre gracias al modelo de tipo de cambio, y además "no está alcanzado por los acuerdos de precios porque no está concentrado". Sus precios subieron un 8,8% en lo que va del año, frente al 8% de inflación. Pero el economista considera que deben mejorar el transporte, la calidad del servicio y la acción del Estado.

Te puede interesar