Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí
lanacion.com | Las noticias que importan y los temas que interesan

Pinamar, una virtual concesionaria a cielo abierto

Información general

Promociones: una docena de automotrices coparon la ciudad balnearia para captar la atención de los turistas.

PINAMAR.- Una verdadera guerra de promociones se desató entre más de una docena de automotrices que se instalaron este año en este balneario para captar la atención de los turistas. Hay varios millones de pesos de inversión en "stands", vehículos, promotoras y folletería.

Todo para mostrar lujosos vehículos o las fornidas camionetas 4 x 4, que se transformaron en las "vedettes" de la temporada.

Pinamar se ha convertido en una codiciada vidriera para las empresas que por primera vez han superado la decena y que están dispuestas a realizar cualquier inversión con tal de tener aquí su lugar.

Una cuenta rápida permite establecer que si cada firma invirtió un promedio de 100.000 pesos sólo en el pago del canon municipal, publicidad, sueldos y alquileres, la cifra global supera ampliamente el millón de pesos.

Todas tienen bien estudiado el mercado y saben que un sector del turismo está en condiciones de comprar un vehículo. Por ello están aquí, prácticamente encima del veraneante con atractivos que van desde el clásico y tradicional folleto hasta el sorprendente préstamo de un auto por 48 horas.

A la hora de las ofertas las promociones se dividen en dos: los automóviles y las cuatro por cuatro.

En ambos casos existen también dos formas de llegar al público: con la promoción estática el turista recibe información sobre el automóvil y puede subir al mismo, pero no manejarlo. La activa permite conducir el vehículo.

En el primer sector se encuentran Ford, ubicada en la estratégica intersección de Bunge y Libertador; Chevrolet, también sobre la concurrida esquina, donde colocó un auto sobre una torre a más de 10 metros de altura; Audi, en el hotel Arapacis, propiedad del controvertido Alfredo Yabrán, y Mercedes Benz y Daewoo, que optaron por la tranquilidad de Cariló.

Entre las que invitan al manejo figura Wolksvagen. El turista elige el modelo y sale a dar una corta vuelta con un instructor.

Pero la que rompió el molde fue Renault. Consiguió lo que nadie pudo: entregar un auto por 48 horas para que el turista lo pruebe.

"Comprobamos que la gente está cansada de que la llenen de folletos y de que sólo pueda subir al auto para mirarlo. La gente quiere manejarlo, sentirlo suyo aunque sea por dos días. Hicimos una gran inversión para esto, es la primera vez que se hace algo así y estamos seguros de que dará buenos resultados", explicó Martín Colombres, a cargo de la promoción en Pinamar.

Unas 800 personas ya probaron el Renault Mégane, el último modelo elegido para la promoción. Unas 40 unidades con el tanque lleno y seguro contra todo riesgo fueron entregadas a turistas seleccionados previamente.

"No quisimos poner un ´stand´, este tipo de promoción es muy cara, imaginate que tenemos más de un millón de dólares girando en la calle", comentó Colombres.

La vida por una 4x4

La batalla de las firmas también llegó a las camionetas. Y aquí se presentó una situación similar a la anterior. Están las que uno sólo puede verlas. Tal es el caso de Land Rover, Musso de Mercedes Benz e Isuzu, todas expuestas en Cariló.

Por otro lado, aparecen las que organizan travesías y aquí Mitsubishi marcha al frente: más de 1500 personas disfrutaron durante enero de la aventura de viajar a más de 100 kilómetros por los médanos.

"Buscamos algo distinto. Por eso, además de la travesía y de los regalos que se le dan a la gente, organizamos juegos en los médanos entre los cuatro equipos que viajan y los fines de semana damos clases de manejo", explicó Alberto Pironti, jefe del equipo.

También Nissan ofrece travesías y ya llevan casi un millar de personas transportadas. Además de las explicaciones técnicas y geográficas, al turista se le regala una foto con el grupo de pilotos y con los médanos de fondo.

Toyota, en Cariló, ofrece clases de manejo, y Land Rover, que el año último ofreció travesías, éste decidió instalarse con un pequeño "stand", también en los bosques de Cariló.

Y no era para menos, ya que la temporada anterior se les desplomó una camioneta desde lo más alto de una pista de pruebas. Por suerte, sin consecuencias para sus ocupantes.

Los interesados en comprar un auto estarán de parabienes ya que tienen el 90 por ciento de la industria automotriz en pocas cuadras.

Para ser más gráfico, se podría decir que Pinamar se convirtió en una gran concesionaria a cielo abierto. .

Por Andrés Villalonga (Enviado especial)
TEMAS DE HOYArgentina en defaultThomas GriesaExplosión en CórdobaLa muerte de Grondona