Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí

¿Pueden los científicos transformase en "bloggers"?

Los escenarios colaborativos globales podrían transformar las prácticas de la investigación científica y tecnológica

Lunes 24 de septiembre de 2007 • 00:01
0

En pocos días se desarrollará Barcamp Buenos Aires , un evento en el que se explorará el impacto de la Web 2.0 en distintos dominios. Los participantes podrán presentar conferencias para expresar sus puntos de vista sobre distintos temas y también votar sus ponencias preferidas (una verdadera iniciativa 2.0). La lista de contenidos es extensa: buscadores, web semántica, negocios 2.0, el futuro de la Web 2.0, periodismo, podcasting, management 2.0, folksonomías y muchos etcéteras dentro de los cuales aparece una presentación titulada: Ciencia 2.0 .

Los autores se preguntan por la forma en que las nuevas prácticas que hoy se extienden en la web social, podrían llegar a los pautados espacios de investigación y debate científicos y mencionan algunos ejemplos que prometen mostrar. La pregunta resulta por lo menos relevante, ya que podría tener un impacto transformador en las prácticas actuales de producción de conocimiento científico. Hoy se pueden encontrar algunas iniciativas en la web que van en dicha dirección y que vale la pena observar.

¿Sería posible hacer ciencia de manera abierta, colaborativa y global? El flujo de la información científica tiene al menos dos barreras. Una de ellas se relaciona con el mecanismo de referato (evaluación por pares) al que debe someterse todo "paper" que se quiera ver publicado en una revista científica de prestigio. Otra limitación se vincula con que las publicaciones están sujetas a leyes de copyright y el acceso a las mismas suele implicar el pago de costosas suscripciones. Esta última limitación frena de alguna manera el ritmo de comunicación entre los miembros de la comunidad científica y la generación de nuevos conocimientos.

"El flujo de la información científica tiene al menos dos barreras: su mecanismo de referato (evaluación por pares) al que debe someterse todo "paper" y las leyes de copyright "

Una iniciativa que tuvo su origen en un encuentro de científicos vinculados con las investigaciones médicas, dio una primera respuesta para esta limitación al flujo de la comunicación. Se trata del Bethesda Statement sobre la publicación de acceso abierto. En dicho encuentro se ensayó una primera definición de la publicación de acceso abierto que implicaba, entre otras cosas, conceder un permiso permanente, irrevocable, internacional y perpetuo que otorgara la libertad para copiar, usar, distribuir, hacer obras derivadas, entre otros derechos, con los contenidos de los artículos publicados en dichos medios de acceso abierto.

Una iniciativa enmarcada en esta declaración es la de PLoS (Public Librery of Science). Se trata de una asociación sin fines de lucro de científicos y médicos, comprometida con hacer de la literatura científica y medica mundial, una fuente pública de acceso y uso libre. Esta biblioteca de ciencia se ciñe a la declaración de Bethesda con la única exigencia de que los consumidores del contenido mencionen a su autor.

Los resultados de una investigación sobre el funcionamiento cerebral en las moscas

Es interesante repasar algunos de los principios básicos de este emprendimiento:

• Cooperación: apertura a trabajar con cualquier grupo que acuerde con el concepto de acceso libre.

• Internacionalismo: proveer acceso libre independientemente del país de origen y asegurar la diversidad de naciones en la publicación y el comité editorial.

• La ciencia como un recurso público: no solo impulsar el libre intercambio entre científicos sino la divulgación de conocimientos a los no científicos.

Últimamente se han desarrollado algunas iniciativas para solicitar que los resultados de investigaciones financiadas con recursos públicos sean publicados en medios de acceso abierto.

"El desafío es cultivar las comunidades que trabajan con el concepto de código abierto en otros ámbitos de desarrollo e innovación"

El YouTube de los científicos. Tiempo atrás se publicaba un artículo en la revista NATURE, "Science in the web age: Joint efforts" , que comentaba dos nuevas formas que los científicos pueden utilizar para comunicar su trabajos a otros científicos y al público en general: los wikis y los blogs. Muchos en la comunidad científica ven con escepticismo estas prácticas. Sin embrago, recientemente SciVee ha redoblado la apuesta poniendo a disposición un espacio online para la utilización de videos con el fin de diseminar los resultados de trabajos científicos. Una suerte de YouTube para científicos. El autor de un trabajo con referato puede producir un "Pubcast" . Se trata de la presentación del artículo acompañado de un video que explica su contenido y permite además que los lectores hagan sus comentarios. El video que acompaña a esta nota pertenece a un pubcast en el que se explica una investigación acerca del comportamiento cerebral de moscas.

Investigación y desarrollo 2.0. Las comunidades abiertas de programadores de software open source , han sido sin lugar a dudas pioneras en las prácticas de colaboración abierta. Hoy en día el desafío es cultivar ese tipo de comunidades en otros ámbitos de desarrollo e innovación. Un caso interesante es el de una corporación en el mercado de productos químicos que decidió crear un espacio en la web que permitiese presentar problemas de I+D. De esta forma cualquier profesional innovador, una vez registrado en el sitio, puede aportar ideas y soluciones a cambio de una retribución económica. Así nació InnoCentive , una iniciativa que conecta oferta y demanda en investigación, desarrollo e innovación. Muchos profesionales retirados están encantados con esta posibilidad, de hecho ya hay más de 125.000 mentes creativas aportando ideas, en más de 175 países y en 40 disciplinas industriales diferentes. Este espacio promete generar una comunidad virtual global de científicos y tecnólogos trabajando y conversando sobre sus áreas de interés.

Una vez más el paradigma colaborativo emergente desafía las prácticas tradicionales. En este caso, aquellas ligadas a la gestión de la ciencia, el desarrollo tecnológico y la innovación.

Dr. Juan Carlos Lucas Director INNOVA Consulting / Profesor UCA Especial para LANACION.com Blog: Innova Twitter: juancarloslucas

Te puede interesar

Enviá tu comentario

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.
Las más leídas