Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí
lanacion.com | Las noticias que importan y los temas que interesan

Un delito que preocupa

Investiga la Justicia los secuestros de dos mujeres en Córdoba

Información general

Anoche, una de ellas apareció a 110 km

CORDOBA.- La Justicia Federal investiga los secuestros de dos mujeres ocurridos en esta capital, por quienes pidieron rescates de 15.000 y 20.000 pesos.

Anoche, al cierre de esta edición, una de ellas, identificada por la policía como Marta Giménez, apareció en la localidad de Almafuerte, a 110 kilómetros de la capital provincial.

Si bien hubo por lo menos una llamada que exigía dinero para liberar a la mujer, los investigadores intentaban establecer si se trató de un secuestro o de una situación provocada por un problema psiquiátrico que padecería esta persona.

Giménez habría sido secuestrada en horas de la mañana. Mientras que el secuestro de la otra mujer ocurrió al mediodía. Si bien en el Gobierno no confirmaron la existencia de las dos llamadas en las que los delincuentes pedían las mencionadas sumas de dinero como rescate, el fiscal federal a cargo de la investigación, Enrique Senestrari, confirmó a LA NACION que los casos fueron caratulados como presunto secuestro extorsivo.

La intervención de la justicia federal en ambos hechos significó que se habrían concretado los pedidos de rescate. Senestrari se excusó de ampliar más detalles: "Nos hallamos en plena tarea investigativa", apuntó, sin hacer otro comentario.

Una de las mujeres secuestradas es esposa de un empleado de un quiosco de Cáritas, que funciona en la planta baja del Palacio Municipal de esta capital. El marido de la mujer secuestrada habría sido identificado como Casimiro Palacios.

Un compañero de tareas de este hombre, que se identificó como Dardo, relató que recibió una llamada telefónica en la que le pidieron que transmitiera a Palacios que "si quería recuperar a la esposa tenía que pagar 20.000 pesos".

Dardo agregó que, al principio, creyó que se trataba de "una broma muy pesada", pero que posteriormente Palacios le comunicó que habían secuestrado a su mujer, según le había avisado un hijo suyo, que estaba con ella en el momento del hecho.

Según relató el hijo, él y su madre fueron hasta una cabina telefónica en el barrio Ituzaingó. "Al salir, un grupo de delincuentes nos cruzó un automóvil y se llevaron a mi madre", relató.

Esta mujer, la que fue hallada anoche en Hernando, estaba bajo tratamiento -una fuente dijo que por un problema de origen psiquiátrico- en un establecimiento asistencial. Ayer habría tenido permiso para ir a visitar a su familia.

La otra mujer secuestrada sería hija de un empleado de una empresa cerealera, radicado en barrio Los Plátanos.

Aquí sí, una fuente policial confió que la familia había iniciado las negociaciones para pagar el rescate. Lo llamativo del caso fue que los padres de esta chica no tienen una buena posición económica. .

Por Juan Carlos VacaDe la Redacción de LA NACION
REDES SOCIALES
 

TEMAS DE HOYParo nacionalHugo MoyanoCristina KirchnerConflicto en Medio OrienteTorneo Primera División