Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí
lanacion.com | Las noticias que importan y los temas que interesan

En el medi@ - Nota II de V

Ese fenómeno llamado Facebook

Información general

Mark Zuckerberg, ex estudiante de Harvard, es el cofundador y CEO de la última niña mimada de las redes sociales online; estuvo en el reciente Web 2.0 Summit realizado en San Francisco y reveló detalles del boom

Por   | LA NACION

(Esto es una historia real) En el campus universitario de Harvard, Mark tuvo una idea: reproducir el famoso álbum de fotos de los alumnos de la facultad para facilitar el contacto online entre compañeros. que pasaban mucho (¡mucho!) de su tiempo online . Después quiso más: diseñar una plataforma que permita reproducir en Internet todos los vínculos sociales, una red. Hoy, Mark tiene apenas 23 años y es la última gran estrella de los negocios en Internet y esa plataforma, Facebook , viene de ser valuada en 15.000 millones de dólares, según el acuerdo que acaba de sellar con Microsoft .

¿Cuánto tiempo dedicas a los temas financieros de la empresa? "Cero", fue la respuesta tajante. La siguiente ("¿Estás pendiente del modelo de ganancias cuando pensás en el desarrollo de los productos?") recibió un lacónico "No". Detrás de la apariencia trivial de las respuestas había un joven algo nervioso recibido con ovación de superestrella en el marco de una entrevista pública durante la Web 2.0 Summit , en San Francisco.

Tiene apenas 23 años, es la última gran estrella de los negocios en Internet y su creación acaba de ser valuada en 15.000 millones de dólares

La fórmula. Mark Zuckerberg, es el fundador y CEO de Facebook, la última niña mimada de las redes sociales online. Lookeado como en un campus universitario informal (camperita con capucha, jeans, ojotas), Zuckerberg acaso quiera preservar esa imagen de "joven estudiante al que se le ocurrió una idea" en medio de poderosos CEO, financieros y hombres fuertes del negocio. Ante ellos insistió en el objetivo que lo llevó a crear tan exitosa plataforma: "La idea era, y es, mapear todas las conexiones sociales que existen en el mundo y ofrecer aplicaciones para que la gente ejecute esas conexiones online a través de Facebook." Una herramienta que le permita a cada usuario reproducir su social graph en Internet, íntegro. ¿Simple, no? Verdadero producto evolutivo basado en mejoras y aplicaciones que los propios usuarios echan a rodar, ya tiene unos 47 millones de miembros en el mundo.

"Siempre quisimos ser cómodos, amigables", explicaba Mark, ya más distendido, tras un largo intercambio de preguntas curiosas y amables. "No somos una empresa de medios", insistía cuando era preguntado por los contenidos. "Sólo ofrecemos un espacio social, de intercambio de datos personales entre personas". Y después de reconocer que no tienen aún un modelo de comercialización de avisos propio, insistía con la originalidad para conducir una empresa de valuación billonaria: "No creo en la idea de contratar un CEO porque no hay gente especializada en esto, que es nuevo y desconocido. Prefiero formar un equipo sólido. Creo que ese es el secreto", repitió antes de cosechar una última ovación.

Lo que viene. Hoy mismo, el mundo discute sobre la cifra billonaria en la que la plataforma fue valuada. Algunos financieros se entusiasman con los ceros y otros, muchos otros, alertan sobre un precio exagerado. Mientras Facebook anuncia una nueva plataforma de avisos no basada en las búsquedas ni en las "intenciones" sino más concretamente en nuestro perfil, nuestros gustos, las categorías de nuestros intereses y nuestras actividades.

En definitiva, espera convertirse en el más serio competidor de AdSense de Google basado en las cada vez más actividades y datos personales que nosotros mismos ponemos a circular en la red social. Suena revolucionario, ¿no? Como sea, mientras el mundo se sorprende (¡la valuación millonaria y este último lanzamiento ocurrieron apenas en la última semana!), el joven de rulos y marcas de acné recibe el aplauso consagratorio y algo envidioso de los más rutilantes empresarios de los negocios digitales, se acomoda las Adilette y se va. .

REDES SOCIALES
 

TEMAS DE HOYProyecto de reforma laboralMauricio MacriEl caso Mariano BeneditCristina Kirchner