Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí
lanacion.com | Las noticias que importan y los temas que interesan

Una aeronave que puede tener otro lugar en el Estado

Política

La Argentina tiene necesidad de aviones de transporte

Por   | LA NACION

Fernando de la Rúa pidió tasar el Tango 01 apenas asumió la presidencia en diciembre de 1999. "Es lindo, pero lo vendo", fue su frase de campaña. Un dictamen de la Sigen desaconsejó desprenderse de ese Boeing 757. El informe fue firmado por Rafael Bielsa, entonces a cargo de ese órgano de control y luego asiduo pasajero del avión como canciller del gobierno de Néstor Kirchner. El Tango 01 siguió en servicio, pero hoy vuelve a estar en oferta.

El expediente de la Sigen indicó que no habría ganancia para el Estado en la venta del Boeing 757 y la compra de otra aeronave. Claro que una operación de ese nivel tiene más condimentos políticos, como dejar atrás a un tótem del menemismo, que realidades comerciales. Si el área presidencial decide dejar de lado a ese avión, existen en el Estado otros sectores con urgencias aeronáuticas que podrían usarlo.

Por caso, Líneas Aéreas del Estado (LADE) se encuentra en proceso de adquirir aviones para cubrir las rutas no comerciales, con la aspiración de articular una red de conexiones que eviten a los pasajeros del norte y del sur del país el hasta ahora obligado paso de transbordo por Buenos Aires. El Ministerio de Defensa acaba de aprobar la compra de cuatro aeronaves turbohélices Saab 340, con capacidad de llevar a una treintena de pasajeros, en una licitación de $94 millones, entre el costo de los aviones y el soporte logístico. Y se esperan otras compras en 2008 o en 2009.

El Tango 01, pese a las fallas que en los últimos tres años le costaron al Estado US$ 8 millones en reparaciones, podría convertirse en el avión emblema del ya proyectado relanzamiento de LADE, antes de ser vendido a precio de oferta -porque no puede competir en el mercado actual- a una aerolínea privada.

Lugares sobran

Tomada la decisión política de buscar una aeronave superior para matricularla como Tango 01, el Boeing 757 también tendría lugar como avión de transporte estratégico para la Fuerza Aérea. Hoy se carece de esa capacidad al quedar desprogramados los Boeing 707. ¿En qué se nota su necesidad? Pues bien, durante el conflicto entre Israel y el Hezbollah los argentinos en el Líbano fueron evacuados por aviones brasileños y venezolanos. El Gobierno no podía llegar en ayuda de sus ciudadanos porque no había un avión propio disponible.

Algo similar ocurre con el traslado de los cascos azules argentinos a Haití o a Chipre. Ya es común ver a cientos de uniformados en las colas de check in de líneas aéreas comerciales en el aeropuerto de Ezeiza. Como imagen, no es la mejor.

Ya otro avión hizo el camino de Tango 01 a transporte aéreo estratégico, como el caso del Boeing 707 adquirido en 1974 por el presidente Juan Domingo Perón y que terminó su vida útil con la matrícula TC91 de la Fuerza Aérea. En estos momentos se lleva adelante un programa de recuperación de aeronaves Hércules con la intención de contar al menos con seis en servicio; en 2006 sólo operaba uno.

La iniciativa -con una fuerte inversión por parte del Gobierno- demuestra las urgencias por contar con aeronaves de transporte, entre las cuales un Boeing 757 tendría seguramente un lugar de privilegio.

La flota de aviones presidenciales se completa en estos días con dos Fokker 28, con las matrículas Tango 02 y 03, uno de los cuales era conocido hasta hace pocos años como TC 50, operado por la Fuerza Aérea. De esa institución militar fue tomado "en préstamo" el Learjet (Tango 10) que usa la Casa Rosada. Además, la movilidad del área presidencial incluye un helicóptero Sikorsky S70 y dos Sikorsky S76, uno de los cuales es alquilado y opera con la matrícula norteamericana N7620S. .

REDES SOCIALES
 

TEMAS DE HOYArgentina, en defaultThomas GriesaAxel KicillofLa muerte de Grondona