Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí
lanacion.com | Las noticias que importan y los temas que interesan

Profesionales

Para qué sirven las consultoras de RR.HH.

Empleos

Son una buena oportunidad para encontrar trabajo, ya que a través de ellas se realiza el 60 por ciento de las búsquedas

Cuando llega la hora de buscar trabajo, las preguntas se multiplican: por dónde empezar, cuáles son las alternativas, cómo venderse mejor. Se pueden leer los clasificados de los diarios; buscar en las páginas de Internet de las empresas; cargar el currículum en las bases de datos de una compañía o en algún buscador on line.

Pero hay una opción clave para jóvenes profesionales: contactarse con las consultoras de Recursos Humanos, que tienen como clientes las empresas, y participan de sus búsquedas, capacitaciones y desarrollo profesional.

"La función de una consultora es encontrar profesionales que ayuden a las empresas clientes a agregar valor a su gestión y mantener y desarrollar ventajas competitivas. Nuestros clientes siempre son dos: las empresas que nos contratan y el profesional que estamos buscando", explica Gustavo Eduardo Torres García, presidente de Torres García Soluciones de Búsqueda. "Para lograrlo hay que buscar profesionales que puedan matchear con las expectativas y necesidades de cada empresa", agrega.

Según Juan Matías Ghidini, responsable de Marketing y Nuevos Negocios de Ghidini Rodil y Asociados: "Algunas empresas buscan los mejores promedios; otras prefieren a alguien que se arremangue más, de perfil bajo. Hay distintos perfiles, más agresivo, más alto o más técnico. Si yo fuera un estudiante que buscara trabajo, antes de mandar el currículum a una consultora trataría de averiguar quiénes son sus clientes, y me fijaría si tiene empresas que incluyan programas para jóvenes profesionales."

Una ventaja importante a la hora de optar por una consultora es que tienen como clientes compañías a las que quizá jamás se le ocurriría al postulante enviar su currículum. "A veces hay nombres de grandes empresas que no se conocen, firmas muy importantes cuyas siglas no tienen nada que ver con los productos que ofrecen en venta", afirma Ghidini.

También, servicios

Algunas consultoras se dedican preferentemente a la búsqueda y selección de personal y otras brindan asesoría integral, que incluye capacitación, desarrollo de líderes y evaluaciones. En muchos casos, las consultoras ofrecen los dos tipos de servicios.

Gloria Cassano, directora de Gloria Cassano y Asociados, explica: "Las que realizan selección de personal tienen dos tipos de búsquedas básicas: profesionales ejecutivos, y por otro lado, puestos operativos, administrativos, técnicos. Recomiendo que comiencen a fomentar la relación profesional con las consultoras, y que permanentemente actualicen el CV. Aunque parezca mentira, hay muchos jóvenes que no asisten a una entrevista ya concertada con una consultora sencillamente porque en el medio surgió otra oportunidad. Eso es muy negativo para su imagen, y la relación con la consultora es tan importante como la relación que pueda entablar con una empresa".

Hay dos tipos de postulaciones: las espontáneas, que corresponden a las personas que envían su CV en espera de una llamada, y las específicas, cuando la postulación responde a una búsqueda o aviso. "En el primer caso -afirma Augusto Rinaldi, director de Belise Group- es necesario comunicarse con las 10 consultoras más importantes locales, y si el joven tiene muy buen manejo de inglés, puede apuntar también a las consultoras internacionales, que hacen executive search.

"Un tip fundamental es saber cómo cargar el CV en la website de la consultora elegida. Pero lo ideal es establecer un vínculo personal con ésta y que el joven identifique cuál es la persona que se dedica al área en la que se ha especializado; por ejemplo, finanzas. Hay que ser asertivo en la búsqueda. Uno puede ser reactivo, y sólo esperar a que lo llamen, o también más proactivo y generar una buena cadena de vínculos con las consultoras, sostenida en el tiempo, un networking. No hay que tocar y picar", aclara.

El currículum

Para aumentar las posibilidades en cada caso resulta fundamental el buen diseño del currículum. Lo mejor es tener dos versiones: un CV abreviado y otro detallado para enviar sólo cuando es necesario. El CV debe ser sugestivo; hay que puntualizar lo más importante e invitar al consultor a llamar para concretar una entrevista personal.

Los especialistas coinciden en que no hay que poner todo en un CV. Hay que saber generar la entrevista, en la que se podrá decir más cosas. Un consultor no tiene tiempo de leer un CV de cinco páginas.

Cassano destaca el hecho de que las consultoras tienen el 60% de las búsquedas, y advierte sobre los problemas más comunes a la hora de enviar el CV. "Es imprescindible evitar los errores de ortografía y también saber a dónde lo mandan, no empapelar Buenos Aires con CV. Debe ser fácil de leer y destacar alguna especialidad que los diferencie del resto. Si se tienen estudios universitarios, hay que omitir el primario y el secundario, salvo que este último sea un colegio muy prestigioso o que se haya realizado en el exterior. La primera mitad de la hoja no puede estar ocupada por los datos personales, como nombre, apellido, dirección, que deben resumirse en un espacio más pequeño", aconseja.

Cristina Mejías, presidenta de CM Sociología de Empresas, publicó el libro Planificación de carrera ( Pearson), donde incluye un capítulo sobre cómo relacionarse con las consultoras. "Hay chicos que hacen spams con sus CV, los mandan a 40 destinatarios a la vez, y esto no sólo no sirve, sino que es contraproducente", explica.

"Y aun cuando se dan cuenta y mandan uno por uno ponen una frase de este tipo: Adjunto mi currículum porque estoy buscando trabajo, cuando tengan una oportunidad me llaman . Sin embargo, no nos vamos a tomar el trabajo de leer 100 CV por día. Es el interesado el que tiene que saber dónde quisiera trabajar, y autodefinir su prestación de servicios en esa dirección", recomienda.

Ghidini da un ejemplo sobre cómo señalar cuáles son las áreas de interés dentro de la carrera. "En el caso de un ingeniero industrial, conviene agregar si prefiere estar en la planta, en el área de marketing o como responsable de producto, por ejemplo. También si tiene disponibilidad para trasladarse al interior. Esto es muy valorado, porque hay jóvenes que no tienen esa disponibilidad", agrega.

Los consultores coinciden en que el idioma inglés es básico, indispensable, y que si a eso se suma conocimiento medio de portugués o francés, también vale consignarlo. "Pero no hay que poner portugués porque pasó un par de vacaciones en Brasil; no es serio", aclaran.

"Cuando uno es joven, tiene que empezar a adquirir experiencia. Puede hacerlo en una gran organización, que le dará herramientas de capacitación, o en una pyme, donde tendrá un mayor espacio para hacer", opina Torres García.

"Si es alguien junior, tiene que sumar. Es como ir a pescar, cuantas más líneas tire, mejor; cuantas más entrevistas logre, mayores serán sus posibilidades", opina.

Capacitación

Para Amalia Vanoli, presidenta de Tiempo Real Consultores, al acercarse a una consultora los jóvenes obtienen un feedback de su desempeño sin haberse expuesto ante la empresa.

"Pueden ganar experiencia, participar de assestments, resolver casos hipotéticos, intervenir en evaluaciones grupales o entrevistas individuales. Además, antes de enviar el CV, sugiero que hagan la prueba de las dos horas: realizarlo, dejarlo y leerlo nuevamente, para corregir."

El director de Desarrollo Comercial de Adecco Argentina, Patricio Dewey, indica: "Nosotros tenemos programas específicos para jóvenes profesionales, como el Business Talent Program, ya que las empresas grandes en algunos casos requieren una selección determinada, que implica una capacitación específica y una tarea de inducción que consiste en saber cómo es la empresa y cuáles son sus objetivos y valores", detalla.

Como conclusión, tomar el tiempo para hacer un buen currículum, no enviarlo inmediatamente, sino dejar que decante y leerlo nuevamente. Después, investigar un poco cuál es el estilo de cada consultora. Algunas son especializadas en determinados temas, otras buscan solamente personal jerárquico, y otras capacitan. En conocerlas está el secreto. .

María Paz Aizpurúa
TEMAS DE HOYLa pelea con los holdoutsThomas GriesaAxel KicillofLa muerte de Grondona