Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí
lanacion.com | Las noticias que importan y los temas que interesan
Ver página en pdf

La denuncia de sobornos

Tickets canasta: Diputados aprobará el proyecto de ley

Política

Hay dudas sobre la suerte de la iniciativa en el Senado

Por   | LA NACION

En los próximos días se visualizará qué efecto tendrá en los hechos la denuncia que lanzó el diputado oficialista Héctor Recalde sobre el intento de soborno que le formularon representantes de la cámara empresarial de vales alimentarios. Esta semana, el legislador se anotará un punto cuando la Cámara de Diputados apruebe, como se prevé, su proyecto de ley que les otorga carácter remunerativo a los vales, lo cual significaría un serio revés para las empresas del sector.

El gran interrogante es qué derrotero tendrá la iniciativa en el Senado. ¿Será convertida en ley o seguirá el mismo camino de otros tantos proyectos laborales ya aprobados por la Cámara de Diputados que mueren en un cajón del Senado a instancias del oficialismo? Cuanto más se mira por debajo del agua, más preguntas surgen, pero una resulta inevitable: si el proyecto de Recalde no prospera, ¿las empresas no habrán conseguido finalmente su propósito, que era frenar la iniciativa? Esa misma inquietud merodea entre los senadores oficialistas; si bien algunos no ven con buenos ojos el proyecto, tampoco quieren aparecer bajo la sombra de una sospecha.

Si de sospechas de trata, el radicalismo tiene los bolsillos llenos. No cree en las casualidades y por ello advirtió públicamente que, en la misma semana de la denuncia de Recalde, el Ministerio de Trabajo emitía una resolución que ampliaba de 15 a 25 el valor máximo de cada ticket de almuerzo que las empresas otorgan a sus empleados. Para los radicales, esa resolución significa, lisa y llanamente, que el Gobierno propicia una mejora en la rentabilidad de las empresas de tickets alimentarios. El ministro de Trabajo, Carlos Tomada, y el diputado Recalde replicaron con dureza al radicalismo. "La resolución del Gobierno está desvinculada de cualquier manto de sospecha", enfatizó el legislador, mientras que el ministro sostuvo que las sospechas de la oposición constituyen una "canallada" y que la medida sólo apuntaba a actualizar un valor que no se tocaba desde 1995, satisfaciendo así un reclamo gremial.

Interrogantes

Detrás de tanta polémica subyace el interrogante de fondo: ¿el Gobierno dará fin al negocio de las empresas que distribuyen tickets canasta? "El presidente Néstor Kirchner me llamó para felicitarme por la denuncia. El ministro Tomada también", enfatiza Recalde, esperanzado en que esa felicitación se traduzca en una luz verde a su proyecto de ley, a diferencia de los otros que yacen inertes en el Senado.

Justamente, la CGT formuló hasta ahora sin éxito varios reclamos para que esas iniciativas demoradas finalmente sean convertidas en ley. Hasta ahora, los senadores oficialistas -que nunca desconocen las directivas de la Casa Rosada- miraron para el costado.

El senador Gerardo Morales (UCR-Jujuy), titular de la Comisión de Trabajo, ya no sabe cómo convencer al oficialismo de que dé quórum a la comisión y debata los proyectos demorados. Algunos de ellos son: ratificación de los decretos sobre la suspensión por 180 días de los despidos sin causa justa; modificaciones de la ley de contrato de trabajo respecto de la aplicación de la norma más favorable al trabajador; la extinción del contrato de trabajo por quiebra o concurso de la empleadora; la presunción de embarazo en caso de despido, y la modificación de la ley de minería sobre prohibición del trabajo de menores de edad y de mujeres. También se aprobó hace diez días el dictamen que aumenta a 16 años la edad autorizada para el comienzo del trabajo. "Esperemos que el oficialismo lleve al recinto antes de fin de año estas iniciativas tan importantes y necesarias", bregó Morales .

REDES SOCIALES
 

TEMAS DE HOYLa relación EE.UU. - CubaMariano BeneditMercosurMundial de ClubesElecciones 2015