Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí

Cultura

 
lanacion.com | Las noticias que importan y los temas que interesan

"El signo de Dios en este mundo es la humildad, la pobreza y la sencillez"

Cultura

Así, lo expresó el arzobispo de Buenos Aires, cardenal Jorge Bergoglio, en la tradicional misa de gallo celebrada anoche

 
 

El arzobispo de Buenos Aires y primado de la Argentina, cardenal Jorge Bergoglio, afirmó que humildad, pobreza y sencillez, son "signos de Dios" y lamentó que, por el contrario, el mundo sólo reconozca "la soberbia y el aplastarle la cabeza a los otros".

"El signo de Dios en este mundo es la humildad, la pobreza y la sencillez, mientras que el mundo sólo reconoce la soberbia y el aplastarle la cabeza a los otros", subrayó anoche, a última hora, en la tradicional misa de gallo en la Catedral metropolitana.

El purpurado porteño centró su homilía -que comenzó alrededor de las 23- en el Evangelio según San Mateo, que se leyó previamente, y llamó a ser "testigos de la esperanza" en medio de las dificultades.

"Jesús habló de reconocer los signos del Cielo y les reprochó que no sabían reconocer los signos de los tiempos", recordó.

Numerosos fieles participaron de la misa de Nochebuena en la Catedral metropolitana, presidida por el cardenal Bergoglio y concelebrada por los obispos auxiliares de Buenos Aires.

La celebración eucarística contó con la participación del Coro Pacem in Terris.

Si bien desde hace tiempo se sigue con expectativa cualquier intervención pública de Bergoglio, por lo que fueron sus recurrentes cuestionamientos al gobierno del ahora ex presidente Néstor Kirchner, se sabe también que tanto Navidad como Pascuas son fechas en las que el cardenal elude politizar sus palabras y protagonizar enfrentamiento alguno.

No obstante, a diferencia de otros años, la relación entre la Iglesia y el Poder Ejecutivo nacional ha cambiado levemente y presenta un panorama alentador.

Ocurre que sólo una semana atrás, la presidenta Cristina Fernández recibió en la Casa Rosada a la cúpula eclesiástica, encabezada por Bergoglio.

El encuentro fue solicitado por la Iglesia el lunes, y dos días después de concretó el esperado encuentro.

Es que hacía tres años que el Ejecutivo no tenía un contacto formal con el Episcopado, lo que derivó en una escalada de cruces entre el gobierno nacional y Bergoglio.

Empero, algunos gestos enviados por Cristina Fernández, con declaraciones que no avalaban ni el aborto ni el matrimonio homosexual, generaron un clima distinto que finalmente permitió, la realización de la reunión.

Si bien la presidenta y el cardenal no fijaron ningún cronograma de reuniones, el diálogo pareció cimentar una nueva relación. .

REDES SOCIALES
 

TEMAS DE HOYLa muerte de García MárquezIncendio en ValparaísoElecciones 2015Semana Santa