Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí

La India busca un largo romance

Viswanathan dijo que la tecnología, los alimentos y la energía son los sectores de más interés en la relación bilateral

Martes 19 de febrero de 2008
0

Rengaraj Viswanathan, el embajador de la India en la Argentina, se describe como un apasionado por América latina. Y lo demuestra. Recibió a LA NACION en las nuevas y modernas oficinas de la delegación al ritmo de la salsa.

Las oficinas se inauguraron la semana pasada con la presencia del ministro de Relaciones Exteriores, Jorge Taiana, y del ministro de Asuntos Externos de la India, Anand Sharma. En esa oportunidad, todos los oradores se refirieron al legado espiritual de la India. Pero, a pesar de las milenarias tradiciones culturales de ese país, es posible que su conexión con el mundo pase hoy por su peso económico y comercial.

La India tiene el potencial para convertirse en la tercera economía mundial en los próximos años, de la mano de su industria informática, de la biotecnología, los productos farmacéuticos y, claro, gracias a sus 1100 millones de habitantes, de los cuales dos tercios son jóvenes. En la Argentina, sus objetivos son claros: triplicar el comercio en los próximos tres años.

Taiana y Sharma cortan cintas en la Embajada de la India
Taiana y Sharma cortan cintas en la Embajada de la India. Foto: Hernán Zenteno

"Hace diez años, cuando trataba de que los empresarios de la India vinieran a América latina, me decían que era muy lejos y que el idioma era una barrera", dijo Viswanathan.

-¿Cómo ven ahora a la Argentina?

-Cada vez más empresarios quieren venir a hacer negocios en la Argentina porque las perspectivas y las oportunidades son muy buenas para vender, para invertir y realizar joint ventures . Lo mismo sucede con los empresarios argentinos. Me sorprendió su entusiasmo por la India y por hacer negocios.

-¿Cuáles son las áreas de interés para la India?

-Hay dos áreas que son de especial interés: alimentos y energía. En la India producimos 200 millones de toneladas de alimentos para 1100 millones de personas, un número que está creciendo. En la Argentina hay 40 millones de habitantes y se producen 100 millones de toneladas de granos, de los que más de la mitad se exportan. Las prácticas agrícolas son muy buenas, e incluso se puede expandir la frontera de producción. Por eso, la Argentina tiene capacidad para transformarse en una potencia agrícola mundial.

-¿Usted cree que desde el Gobierno se incentiva esto con medidas como las retenciones?

-Esos son asuntos temporarios, yo me refiero al largo plazo. Tanto la Argentina como América del Sur se transformarán en potencias globales en el sector de agronegocios. Los fuertes demandantes son la India, China y Rusia, y en América latina tienen más tierra de la que usan, y se va a producir incluso más, por eso la complementariedad es natural.

-¿Y qué sucede en el caso de la energía?

-En el caso de la energía esto es similar, tanto en el área de los biocombustibles como de la energía convencional. La Argentina está emergiendo como una potencia en biocombustibles, porque el precio de los combustibles fósiles sólo puede aumentar dado que el consumo de petróleo en países como la India y China aumentará a medida que seamos menos pobres. Esto llevará a un aumento de los precios de las commodities y de la energía. Se trata de una tendencia inevitable, que nadie puede frenar. Por eso veo esta complementariedad. La Argentina puede contribuir a nuestra seguridad alimentaria y de energía, mientras que la India puede asegurar y garantizar un gran crecimiento y un mercado de largo plazo para las exportaciones de la Argentina y para la prosperidad del país.

-¿Existen otras áreas de cooperación?

-Sí, en la tecnología de la información, por ejemplo. Hay cinco compañías de la India que se instalaron en la Argentina y emplean a más de 700 personas. Se trata de jóvenes que, si se los prepara para enfrentar la globalización, tendrán las habilidades necesarias para comerciar en los mercados más competitivos en el nivel mundial. La entrada al mercado argentino de firmas como TCS, Frist Source, Crisil/Irevna, Cognizant y, más recientemente, Cellent, es una contribución al desarrollo de los recursos humanos argentinos.

Viswanathan se refiere a este fenómeno como TechTango , y lo diferencia de la relación que el escritor indio Rabindranath Tagore tuvo con Victoria Ocampo. "Queremos que la Argentina y la India revivan aquel romance, pero el nuevo paradigma de las relaciones entre ambos países ya no es de una sola noche", dijo el embajador.

Por María Martini De la Redacción de LA NACION

Te puede interesar

Enviá tu comentario

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Las más leídas