Pedido al Gobierno de víctimas del terrorismo

(0)
11 de diciembre de 2008  

Considerar los crímenes terroristas violaciones de los derechos humanos por la comunidad internacional e incluirlos en la jurisdicción del Tribunal Penal Internacional es el punto más importante de la declaración del Centro de Estudios Legales sobre el Terrorismo y sus Víctimas (Celtyv), que pedirá una audiencia con la presidenta Cristina Kirchner.

En una declaración de cinco puntos presentada ayer en una conferencia sobre víctimas del terrorismo en la región, la entidad también reclama que sean "separados de sus cargos los funcionarios que integraron organizaciones terroristas, impidiéndoles a futuro que alcancen cargos de poder".

En el Centro Argentino de Ingenieros, la presidenta de Celtyv, Victoria Villarruel, leyó "la Declaración de Buenos Aires", que incluye otros puntos en los que se solicita que "se respete la igualdad ante la ley permitiéndose a las víctimas (del terrorismo) el goce de sus derechos a la verdad, la justicia y la reparación".

También se insta a las organizaciones defensoras de los derechos humanos a comprometerse en "la defensa de las víctimas del terrorismo y en la identificación del terrorismo".

El Celtyv, cuyo vicepresidente es Arturo Larrabure, hijo del coronel Argentino del Valle Larrabure, que estuvo más de un año secuestrado y fue asesinado por el ERP, presentó su documento ayer en un encuentro en el cual brindaron sus testimonios cuatro víctimas del terrorismo.

Ante más de un centenar de personas, brindaron sus testimonios y reclamaron por "la verdad completa" María Victoria Paz, hija del ingeniero José María Paz, que fue asesinado por Montoneros en 1974, en Tucumán; Sergio Molaguero Brescia, secuestrado durante 69 días por la organización terrorista OPRR33, en 1972, en Uruguay; Eliécer Yévenes, hijo de Simón Yévenes, asesinado por el Frente Patriótico Manuel Rodríguez, en 1986, en Chile, y Josué Meneses, hijo de Víctor Meneses, alcalde y líder protestante de Paucarbamba, asesinado por Sendero Luminoso en 1983, en Perú.

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Usa gratis la aplicación de LA NACION, ¿Querés descargala?