0

Un huracán adolescente que mueve millones

Cris Morena traslada su éxito televisivo a un suceso teatral, con una maquinaria tecnológica en el nivel de las grandes producciones.
0
17 de junio de 2009  

Tres de los seis carriles de la avenida Corrientes permanecen cortados. Y aún faltan casi dos horas para el estreno de la tercera temporada de Casi ángeles en el teatro. Cuando termine la función, la arteria céntrica se verá interrumpida totalmente, hasta que las hordas de niñas, adolescentes y sus padres abandonen el Gran Rex. Remeras a 20 pesos; posters, a 10, y por la mitad de la suma anterior, una payasa promete estampar arco iris y mariposas en el rostro de sus clientas, como los que luce Emilia Attias. Pero al público de Casi ángeles no le preocupa la crisis y no ahorra cuando se trata de sus ídolos: las entradas más caras son las primeras en agotarse.

Dentro del teatro, luego de atravesar laberintos y bifurcaciones –cada una de ellas custodiada por un miembro del personal de seguridad–, Cris Morena, la autora, productora y directora de este musical, camina por el largo pasillo que une los camarines con la mirada fija en un cuaderno de tapas duras. Allí, anotó las correcciones de la última pasada del musical que vio esta mañana y hace algunas indicaciones a sus actores. Sólo se encierra un minuto en una sala, se quita el pantalón verde militar y se calza una falda larga. A cara lavada, la coquetería queda reservada para las actrices en el salón de maquillaje, donde Fernanda y Daniela no pierden el pulso ni la sonrisa y trabajan sobre la imagen de Jimena Barón y Julia Calvo. "Los hombres no nos pintamos, sólo nos corregimos", asegura Benjamín Amadeo, que interpreta a Teo, y compara su experiencia actual con la de su incursión en el teatro independiente, cuando compartió cartel con su amiga Dalma Maradona en Fuimos todos. "Antes me cansaba de invitar a mis amigos para que vinieran a verme; ahora me miran mal porque no tengo entradas para darles; antes alquilaba con plata de mi propio bolsillo un proyector; hoy trabajo con el mejor equipo técnico del país."

La vida de Mariano Torre, o Camilo, el galán que enamora a Paz, el personaje de Emilia Attias, también cambió en los últimos meses. A pesar de que este actor de 31 años hace una década que actúa en la TV y participó de varios éxitos (Costumbres argentinas, Verano del 98), reconoce que ansiaba "vivir un fenómeno de esta magnitud, que nada les envidia a los espectáculos de afuera". Torre integra además, desde 2003, junto con Mike Amigorena, entre otros, el grupo Ambulancia. "No puedo aparecer en aquel show porque no me lo permite mi contrato firmado con Casi ángeles. Pero voy a todas las funciones y canto y bailo detrás del escenario. No me importa si duermo 3 horas, vivo aquella emoción con mis amigos", confiesa y se reúne a elongar con sus compañeros.

Nicolás Riera, o Tacho, uno de los cinco miembros de Teen Angels (junto con Mariana Espósito, Juan Pedro Lanzani, María Eugenia Suárez y Gastón Dalmau), la banda del programa, abraza a Amadeo y bromea sobre que de ahora en más serán hermanos: "Todos tenemos mucho carácter, así que seguimos aprendiendo a convivir", admite. Es que además de las 10 horas diarias de grabaciones que exige la tira de Telefé, los ensayos y las funciones, los actores comparten otros momentos: para evitar el asedio de sus admiradores, en su mayoría mujeres, la producción reúne al elenco en un punto geográfico determinado y marchan desde allí hacia el teatro en dos colectivos de vidrios polarizados.

Las cajas de sándwiches de miga siguen llegando. Pero nadie les presta demasiada atención ni a ellos ni a los Simpson, que decoran la sala de estar. Ariel del Mastro, el responsable del diseño de iluminación y coordinador artístico de la versión teatral de Casi ángeles, intenta resolver un inconveniente técnico y la función se retrasa unos minutos. Un asistente tranquiliza a Morena y ordena reunir a su equipo. "Pásenlo bien. Disfruten. Cumplan su sueño. Si algo sucede, nosotros desde atrás lo vamos a resolver", dice la directora. La avenida Corrientes y el hall del teatro están desiertos. Más de 3000 personas esperan a sus ídolos y cumplir su propio sueño.

Para agendar

Casi ángeles, con Emilia Attias y elenco.

Gran Rex, Corrientes 857. Sábados y domingos, a las 14.30 y a las 17.30; hasta las vacaciones de invierno, en las que habrá dos funciones diarias.

Números angelicales

  • 230.000 personas vieron la última temporada teatral.
  • 18.000 entradas anticipadas se vendieron.
  • 20.000 entradas se vendieron en Israel para el show que darán en octubre.
  • 13,4 es el promedio de rating de mayo, y se impone como el programa más visto, fuera del prime time.
  • 230.000 discos se vendieron en total.
  • ADEMÁS

    temas en esta nota

    0 Comentarios Ver

    ENVÍA TU COMENTARIO

    Ver legales

    Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

    Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.