Suscriptor digital

Bergoglio creó una vicaría para las villas porteñas

Designó al padre José María Di Paola al frente de un área que se ocupará de los más pobres
(0)
7 de agosto de 2009  

El cardenal Jorge Bergoglio, arzobispo de Buenos Aires, jerarquizó al equipo de sacerdotes que se ocupa de los más pobres. Creó una vicaría para las villas y los barrios necesitados y designó vicario al padre José María Di Paola, que desarrolla una intensa actividad en la villa 21-24, de Barracas, y que fue amenazado de muerte en abril pasado luego de difundir un documento que afirma que la droga está despenalizada de hecho en los barrios más humildes.

La noticia, difundida por el periódico Mundo Villa -que se distribuye en las villas porteñas- fue confirmada a LA NACION por altas fuentes del arzobispado según las cuales Bergoglio firmará hoy el decreto de creación del nuevo organismo eclesiástico.

También hoy, a las 11, Bergoglio presidirá la misa central de la fiesta de San Cayetano, el patrono del pan y el trabajo, en Liniers.

Di Paola, que tiene 47 años, es el coordinador del equipo de sacerdotes para la pastoral de las villas de emergencia, que, además del documento sobre las drogas, presentó otro durante la campaña electoral para jefe de gobierno de la ciudad de Buenos Aires, en 2007, en el que pedían que se integraran las villas a la ciudad.

"Esta decisión nos tomó por sorpresa a todos y se alinea con la opción que hizo Bergoglio por los pobres", dijo a LA NACION un miembro del equipo de curas para las villas que optó por no dar su nombre hasta que el arzobispado transmita oficialmente la noticia. Ese mismo sacerdote dijo que reciben el gesto de Bergoglio como un reconocimiento al trabajo que están haciendo "en forma ininterrumpida en las villas" desde 1969 cuando el cardenal Juan Carlos Aramburu creó el equipo de curas para pastoral en las villas.

De hecho, cuando Bergoglio denunció el 22 de abril durante una misa frente a la Catedral la amenaza recibida por Di Paola enfatizó que el documento de los curas de las villas "es cuestión mía y de todos los obispos auxiliares que apoyamos esa declaración".

Ausencia del Estado

"En las villas de Buenos Aires hay una historia de ausencia del Estado de décadas; por eso, no es un tema que corresponda a uno u otro color político; estamos hablando del Estado en general", dijo Di Paola durante un diálogo sobre la encíclica social del Papa, organizado días pasados por el Centro Cultural Charles Péguy.

"Cuando hablamos de abandono del Estado, nos interpretan como que decimos que el Estado no hizo casitas. No es sólo casas o complejos de viviendas, sino toda la vida social que debe tener cualquier otro barrio en el que entra la justicia, la educación, la salud, todo", dijo el sacerdote dedicado al trabajo social.

Hasta ahora había cuatro vicarías zonales (Centro, Flores, Devoto y Belgrano) y tres temáticas (de la Juventud, la Niñez y la Educación). La nueva se ocupará de las más de 250.000 personas que, según se estima, viven en villas y asentamientos porteños.

ADEMÁS

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Usa gratis la aplicación de LA NACION, ¿Querés descargala?