Elvis está vivo y cantó en Buenos Aires

Como todos los años, en el aniversario de su muerte, se llevó a cabo el tributo al rey del rock; fanáticos caracterizados, seguidores y bandas covers le rindieron homenaje
(0)
17 de agosto de 2009  • 19:38

No se sabe si fue su fantasma o su reencarnación, pero lo cierto es que el sábado último el porteñísimo barrio de Almagro se convirtió en la norteamericana Memphis por unas horas y movió las caderas al ritmo del rey del rock.

El epicentro fue el auditórium del colegio Inmaculada Concepción, en la calle Humahuaca. Allí, dos autos cincuentones coronaron el ingreso al teatro y, adentro, altos morochos personificados, redundantes de brillos y envueltos en capas, le hicieron competencia a otros mini Presley que disfrutaron sus 15 minutos de fama posando ante las cámaras de los más de 700 fanáticos que se reunieron para rendirle tributo al primer rockstar de los tiempos, a 32 años de su muerte.

El organizador, es el fanático Carlos Ares, que ostenta una colección de más de 3000 discos, y otras tantas películas y artículos dedicados a Elvis. Pasatiempo que comparte con su mujer, Claudia León, encargada de la venta de CD, DVD, muñecos, anteojos, carteras, remeras y otros tantos objetos con el nombre del cantante.

El espectáculo se realiza todos los años, desde 1987, y cada vez cosecha más participantes. En esta ocasión, contó con la presencia de Jonhy Tedesco, considerado por muchos el Elvis argentino, que subió al escenario y compartió aplausos con los organizadores.

Primero se proyectaron extractos de películas y videos poco conocidos, pero el momento más festejado fue la presentación de Fernando, una versión muy parecida a Presley, en la voz, los movimientos y hasta en las facciones. Similitudes que despertaron los estruendosos gritos de las fans de todas las edades, tan convencidas de que la copia argentina era el rey en persona, que hasta se acercaron al escenario para ofrecerle regalos y besos.

Antes, se lucieron los guitarristas Julián Carranza y el ex Super Ratones, Fernando Blanco.

Video

El 16 de agosto de 1977, Elvis Aaron Presley fue hallado inconciente en su mansión de Graceland, en Memphis. Minutos después, declararon su muerte. Tenía 42 años y fue enterrado en el jardín de su casa, que se convirtió en un lugar de culto al que acuden cada año miles de fanáticos.

Nacido en Mississippi el 8 de enero de 1935, fue un verdadero ícono de la música del Siglo XX. A pesar de su muerte, sigue vendiendo discos y superó la cifra de los 1000 millones de copias vendidas desde 1980, según RCA y desde 1997, según BMG.

Más información:

www.elvis.com/

www.elvis.com.ar

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Usa gratis la aplicación de LA NACION, ¿Querés descargala?