Murió el musicógrafo Enzo Valenti Ferro

También fue crítico musical en varios medios
(0)
14 de noviembre de 2009  

Murió en el día de ayer Enzo Valenti Ferro, brillante crítico musical y musicógrafo, director general del Teatro Colón en dos períodos y autor de varios libros dedicados a la vida artística en la ciudad -como una breve, pero sabia historia de la ópera- y también a la política ( Qué quiere el nacionalismo de 1933 y La crisis social y política argentina de 1937 ). Y pese a la natural contingencia, ocurrida a muy avanzada edad -había nacido en 1911-, no deja de provocar un vacío espiritual en quienes compartieron el privilegio de su sabiduría, la gentileza de sus modales y el valor de sus reflexiones con que exponía su pensamiento sobre el arte de la interpretación.

En este punto, se compartieran o no esos criterios, queda en el ánimo general la pérdida de una mente que atesoró experiencias no sólo como asistente de salas de conciertos y teatros, sino también como periodista fundador de Buenos Aires Musical, aquel periódico en el que la crítica musical y el análisis de cada espectáculo lírico, concierto sinfónico o recital era analizado con un criterio profundo y abarcador, de modo que transformaba sus notas de opinión en una lección didáctica para la formación cultural de los lectores.

Fue colaborador en el diario Correo de la tarde , del que fue crítico permanente, y en 1967 asumió la dirección general del Colón, en la que su hombría de bien al decidir respetar la temporada anunciada por su predecesor, pero con el agregado de varios títulos y, en especial, generando gran empuje al proyecto de la ópera de cámara y agregando títulos cortos y adecuados para los elencos nacionales, tendencia que reiteró a lo largo de los dos períodos -de 1967 a 1972 y de 1977 a 1982- en que ocupó esa compleja y desgastante responsabilidad.

Asimismo, es justo recordar que Valenti Ferro se desempeñó como director general del Teatro Argentino de La Plata en 1961 y unos años antes, en 1959, había integrado el cuerpo del Fondo Nacional de las Artes, así como funciones directivas de presidente y director artístico en la muy recordada Asociación Wagneriana de Buenos Aires en la que se llevaron a cabo temporadas con artistas consagrados en el mundo.

La muerte de Enzo Valenti Ferro es, como se dijo, un hecho dispuesto por la naturaleza del hombre, pero incapaz de provocar el olvido de sus pensamientos, algunos de los cuales dejó escritos en uno de sus libros; por ejemplo: "Lo que hace de un hombre un crítico es su capacidad de hacer del arte, bueno o malo, una cuestión personal". Ahora, con la noticia de su fallecimiento, se crea una inevitable sensación de orfandad porque se ha ido una mente que atesoraba en su memoria un muy amplio período de un brillante y largo momento de la vida cultural del país.

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Usa gratis la aplicación de LA NACION, ¿Querés descargala?