Un soldado de 22 años filtró los documentos sobre Afganistán

Se trata de un analista de inteligencia recientemente detenido por otro caso similar
(0)
29 de julio de 2010  

WASHINGTON.- El Pentágono confirmó ayer que el soldado de 22 años Bradley Manning, analista de inteligencia militar, fue la fuente que provocó la mayor filtración de documentos secretos en la historia de Estados Unidos, que originó una ola de críticas a la impopular guerra en Afganistán.

El Pentágono cree que Manning, acusado el mes pasado de filtrar otros documentos al sitio WikiLeaks, accedió a la red global clasificada del ejército y a su sistema de correo electrónico y descargó decenas de miles de documentos, según un funcionario de alto rango citado por el canal de noticias CNN.

El departamento dirigido por Robert Gates sospecha ahora que Manning se conectó a la red altamente protegida y clasificada Secret Internet Protocol Router Network (Siprnet), que permite el acceso a correos electrónicos y al sistema de Internet clasificado del Pentágono a los militares que cuenten con la autorización adecuada.

Para poder acceder a estos sistemas, el personal autorizado necesita disponer de claves y pasar por otras medidas de control, como el acceso físico, para conectarse a sistemas específicos que proveen de información clasificada en los niveles más altos.

Funcionarios del Pentágono han dicho en los últimos días que hasta el momento el único material que han podido ver en la página de la organización WikiLeaks corresponde a documentos que fueron clasificados como "secretos", una gradación relativamente baja a la que puede acceder un gran número de personal militar.

El fundador de WikiLeaks, Julian Assange, se ha negado a revelar quién le suministró los cerca de 91.000 documentos militares sobre la guerra de Afganistán.

Entre otras cosas, los informes militares revelan operaciones encubiertas, muertes de civiles de las que nunca se informó públicamente y denuncian la ayuda de los servicios secretos paquistaníes al movimiento talibán.

Además, mientras que los servicios secretos afirman haberle perdido el rastro desde hace años, el líder de Al-Qaeda, Osama ben Laden, aparece en los informes secretos publicados por WikiLeaks como un agente activo, presente y adulado por sus hombres en la zona fronteriza entre Afganistán y Paquistán.

Manning está detenido desde fines de mayo en Kuwait, después de que un pirata informático, Adrian Lamo, denunciara que el analista habría descargado 260.000 documentos clasificados y se los habría enviado a WikiLeaks.

En tanto, por lo menos 25 personas, entre ellas varias mujeres y niños, murieron ayer en la provincia afgana de Nimroz en un atentado con explosivos perpetrado contra un ómnibus, una nueva muestra de la creciente violencia.

¿HICIERON TRAMPA EN UN EXAMEN DEL FBI?

  • WASHINGTON (AP).- El Departamento de Justicia de Estados Unidos investiga si cientos de agentes del FBI hicieron trampa en un examen sobre las polémicas nuevas reglas que permiten a esta oficina efectuar vigilancias y abrir casos sin evidencia de que se haya cometido un delito. En algunos casos los agentes dieron el examen juntos, cuando se trataba de una prueba individual; otros concluyeron el prolongado examen inusualmente rápido. Este nuevo escándalo se suma a la controversia que provocaron las nuevas reglas del FBI, que según sus detractores son una invasión de la privacidad.
  • ENVÍA TU COMENTARIO

    Ver legales

    Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

    Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

    Usa gratis la aplicación de LA NACION, ¿Querés descargala?