Suscriptor digital

Un sistema para ahorrar en los costos de transporte y mensajería

(0)
14 de marzo de 2011  

Viapool es una empresa que ofrece soluciones de transporte y mensajería a empresas, para ahorrar costos y brindar un servicio más eficiente. También hace consultorías para empresas que enfrentan mudanzas y su personal tiene que cambiar el recorrido para llegar.

La compañía surgió en 2007, con la idea de crear un sitio en Internet para que los usuarios compartieran el auto para ir a trabajar. Un año después, vieron una oportunidad para aplicar un concepto, pero para el público de una misma empresa, y de esta forma hacer un mejor uso de taxis, chárteres, autos y motos.

Alejandro Taubas y Alejo Miragaya son los creadores de Viapool. Fue gracias a un trabajo que hicieron para la gigante de cosméticos brasileña Natura, cuando vieron la oportunidad de abrir un nuevo mercado con este servicio. "Hicimos un modelo para Natura, y eso nos dio la idea de impulsar que se comparta el auto en las empresas", dijo Taubas.

Los desarrollos se basan en Google Maps. Si bien cuando empezaron aún no estaban disponibles en la Argentina, querían darle al negocio una perspectiva regional y estar listos para cuando se pudieran usar aquí. "Al principio era presentar la idea en forma local a potenciales clientes, sabíamos que era un concepto atractivo para las corporaciones, pero lo tenían que ver madurar. Encontramos buena repercusión con los referentes de recursos humanos que trabajan con los beneficios para empleados", contó Miragaya.

Viapool gestiona las diferentes alternativas de movilidad con los proveedores que usa cada empresa. No tienen servicio propio de taxis ni chárteres. "Hacemos una integración empresa-proveedor y cobramos un servicio mensual que depende del volumen transaccional", explicó Miragaya.

A mediados de 2009 fueron convocados por Unilever (Lux, Dove, Knorr, Skip, etc.) porque mudaban sus oficinas a zona norte. En primera instancia, les brindaron un análisis de las posibles rutas para los autos compartidos y también los caminos ideales para los chárteres. En una segunda etapa, implementaron el modelo pool, no sólo para ir y volver del trabajo, sino también para hacer un uso más eficiente de los taxis.

Hace un año abrieron el negocio a inversionistas privados y ambos renunciaron a sus trabajos. Miragaya trabajaba en la banca privada y Taubas, en una compañía de telefonía celular. Llegaron clientes como Telefónica, Nobleza Piccardo, Saab y Johnson. En 2010 facturaron $ 500.000 y este año esperan triplicar ese monto gracias a la captación de nuevos clientes y algunas consultorías en marcha. "La consultoría es un servicio que ya replicamos con varios clientes que tuvieron que enfrentar mudanzas, como Telefónica, a Parque Patricios", contó Miragaya.

Sobre la base de la cartografía de Google Maps, desarrollaron un software que se usa on line y al que pueden acceder todos los empleados de las empresas que contratan sus servicios. Cuando alguien sube un viaje a realizar, el sistema sugiere viajes similares o iguales para que cada uno elija compartirlos o no. También se puede configurar para que ciertos recorridos o distancias se hagan siempre en autos compartidos.

"El sistema de gestión de taxis es la estrella y el que más demanda crea. Con la sola implementación, se pueden generar ahorros de hasta el 20% en viajes en taxi", explicó Taubas. El software permite, además, un mejor control de gestión y sobre los kilómetros facturados por los proveedores.

La unidad de mensajería actúa de forma similar para el envío de sobres, incluso también pueden convergir en un mismo taxi personas y sobres con recorridos similares. En charters el servicio permite que los usuarios puedan gestionar reservas y de esta forma se optimizan los recursos porque se garantiza la máxima ocupación.

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Usa gratis la aplicación de LA NACION, ¿Querés descargala?