La selección en Chaco: una gran muestra de argentinidad

El partido del equipo de Sergio Batista y la presencia de la Presidenta conviven en un feriado especial
(0)
25 de mayo de 2011  

Por Francisco Schiavo

Enviado especial

RESISTENCIA.- Hay que estar como sea. En un lado y en otro. Política y fútbol le dan un envoltorio celeste y blanco a la ciudad. De escarapelas y camisetas contará este 25 de Mayo en el húmedo y resbaladizo suelo chaqueño. Será, al fin, una doble celebración que tiene a la gente en un estado de insomnio. La investidura presidencial recordará en la Catedral aquella revolución de cadenas rotas, paraguas bravíos y pastelitos calientes. En una visita histórica, el seleccionado argentino de fútbol será el convite de la pasión en un amistoso con Paraguay, en la inauguración del estadio Centenario, que ayer, en el reconocimiento de los jugadores, tuvo una concurrencia casi igual a la de un partido. Hubo euforia, música, aplausos para los futbolistas (en especial los de River y Boca, con Juan Pablo Carrizo en primer lugar) y hasta un show de fuegos artificiales.

Hace meses que se piensa en este único día, efímero e intenso. La ciudad está cuidada, pintoresca y con muchas flores. Se repavimentaron varias calles, se arreglaron las veredas y hasta se repintaron algunos edificios públicos. Se ven banderas por todos lados. También se venden camisetas argentinas en una esquina, en dos, en tres? La bienvenida para Cristina Fernández está lista. La Presidenta encabezará hoy, poco antes del partido, el acto central en los festejos del Día Patrio. Manda el hormigueo entre los chaqueños. Algunos están felices por el acontecimiento. Sólo se concentran en él. Otros hacen una mirada más profunda, aunque rezan: "Se hicieron algunas cosas y sería injusto negarlas. Pero acá falta el empleo. La mayoría está con planes Trabajar".

El seleccionado argentino integrado por futbolistas del medio local testificó el cariño en medio de un chaparrón. No bien se asomó por el aeropuerto fue recibido con bombos y aplausos. Las bocinas acompañaron su marcha. La gente los alentó en el breve reconocimiento del flamante estadio Centenario, del club Sarmiento. Cuentan que habrá cerca de 25.000 personas. Hace rato que las entradas (entre $ 50 y 250 quedaron agotadas). Sus ojos también se detuvieron en los afiches de entrada en la ciudad: "«Coqui» Capitanich y Cristina". Fue el punto en el que todo tuvo que ver con todo, en el que el fútbol se fusionó otra vez con la política.

Jorge Capitanich es el presidente -en uso de licencia- del club Sarmiento, el decano chaqueño, fundado el 24 de septiembre de 1910. Con la controversia a cuestas, se convirtió en el principal impulsor de las mejoras en la entidad que hoy? inaugurará la cancha soñada con el amistoso frente a Paraguay.

Sarmiento juega en el torneo Argentino B. De camiseta oro y roja, el club ganó en infraestructura en los últimos tiempos. Hizo un moderno microestadio, equipó el gimnasio con máquinas de alta tecnología y refaccionó su estacionamiento y oficinas; también se lucen las canchas de tenis y el restaurante. Se espera que la cantidad de socios en diciembre próximo sea de 10.000 y, según los cálculos, su patrimonio llega casi a los US$ 40.000.000.

Aquí, entre vallas, celosa custodia y ensayos callejeros para la gran fiesta de Resistencia, está la selección. Sergio Batista trata de alejarse de los conflictos y, más allá de que la controversia con Carlos Tevez está latente (su colaborador José Luis Brown se reunirá con el jugador en los próximos días), analiza las próximas decisiones; fija la vista en estos muchachos y, a la par, agudiza el ingenio para definir las últimas plazas del plantel que jugará la Copa América, a partir del 1° de julio. De estos futbolistas saldrán algunos, aunque parece que los casilleros serán escasos.

No puso en duda a Batista el tormentoso presente de Juan Pablo Carrizo y la controversia con Ubaldo Fillol. El arquero, que ayer dijo que hablará con el Pato en Buenos Aires (ver página 3), será parte de la lista. Claro que sus próximas actuaciones en River decidirán si empezará con la titularidad en la Copa, algo que parecía seguro antes de los bloopers con Boca (0-2) y con San Lorenzo (1-1). Otro que está cerca de quedarse con un sitio es Iván Pillud. Destacado en cada declaración por el entrenador, el lateral de Racing le ofrece varias posibilidades por los costados. Empieza a verse, entonces, aquella famosa frase: "Quiero laterales por los laterales", en relación con que en los últimos años se volvió habitual que marcadores centrales ocuparan los carriles de la defensa.

Se abren ahora algunos puntos suspensivos. Los primeros quedan a la vista con Enzo Pérez. El mediocampista de Estudiantes tiene una alta consideración de Batista, aunque la superpoblación de jugadores en esa zona le restaría algunos puntos. Y, en tanto, crecieron las posibilidades de Diego Valeri ante la lesión de Esteban Cambiasso.

Los chaqueños parecen ajenos al asunto. Para ellos sólo cuentan las escarapelas y las camisetas. Resistencia hierve por un día histórico. Política y fútbol, con un enorme envoltorio celeste y blanco.

En el hotel, la gente pidió por Carlos Tevez. Al volver del estadio, mucha gente se agolpó en la puerta del hotel donde se concentra la selección. Nuevamente hubo cantos de aliento, aunque por primera vez apareció un pedido. Con tono calmo, pero en forma de reclamo, se escuchó el "Ponelo a Tevez...".

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.