Suscriptor digital

El misterio de la hija de Khadafy

Hana no habría muerto en un bombardeo de EE.UU., como decía Libia
(0)
28 de agosto de 2011  

LONDRES (ANSA).- Hana Khadafy, la "pequeña mártir" de los bombardeos norteamericanos sobre Libia en 1986, en realidad está viva, según documentos encontrados en Trípoli por una enviada del diario The Irish Times.

Fotos, certificados y exámenes de la Facultad de Medicina de la capital libia fueron encontrados por la periodista irlandesa Mary Fitzgerald en uno de los departamentos ocupados por los familiares del coronel en el búnker de Bab al-Aziziyah.

Al parecer, la joven trabajó hasta hace poco en un hospital de Trípoli, escribió el Irish Times. En una foto, Hana -que habría estudiado en el British Council y conseguido su certificado de inglés en 2007- aparece junto a Aisha, la hija biológica de Khadafy.

El misterio sobre la muchacha se agrega a la intriga sobre la suerte de su padre adoptivo, buscado por los rebeldes libios y las fuerzas de la OTAN desde hace días.

Hace algunas semanas, ya se había suscitado la sospecha de que la "pequeña mártir" en realidad estaba viva, cuando The Daily Telegraph vio entre los papeles de la embajada libia en Londres documentos sobre la visita de un dentista británico, realizada en 2008, para tratar a tal Hana Khadafy. La versión oficial dice que Hana murió por las bombas de los aviones caza norteamericanos enviados por Ronald Reagan, junto con unos 60 civiles y militares libios y dos pilotos de un F-111.

Khadafy se salvó a último momento gracias a un informante, pero bajo las ruinas de Bab al-Aziziyah supuestamente quedó una niña pequeña, de sólo 16 meses. La esposa del rais se presentó ante las cámaras clamando venganza, mientras tenía a su lado a un niño y, en brazos, a una niña, probablemente Aisha.

Hana fue entonces llorada como mártir, un formidable instrumento de la propaganda del régimen contra Occidente. Algunas habitaciones del complejo fueron conservadas como sagrario y, en 2006, para el vigésimo aniversario del ataque, Khadafy dedicó a la memoria de Hana la fiesta de la Libertad y la Paz, para conmemorar el evento.

Sin embargo, en los años sucesivos opositores al coronel mostraron dudas sobre lo que, si son auténticos los documentos encontrados por The Irish Times, podría resultar un gran montaje: en 1999, según la agencia de prensa china, entre los invitados de una cena ofrecida por Khadafy para Nelson Mandela había también una Hana Khadafy.

En febrero, un diario alemán, revisando los legajos de las cuentas secretas del rais congeladas por Suiza, encontró los nombres de 23 familiares, entre ellos una tal Hana nacida el 11 de noviembre de 1986, y, por lo tanto, de seis meses en la época de la incursión.

Antes de los bombardeos, nadie había oído hablar de otra hija de Khadafy aparte de Aisha, nacida en 1977.

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Usa gratis la aplicación de LA NACION, ¿Querés descargala?