Suscriptor digital

Los rebeldes afirman que hay 50.000 muertos en Libia

Los insurgentes le dieron tiempo hasta el sábado para que se rindan pacíficamente las fuerzas leales al dictador Khadafy; el paradero del líder libio continúa siendo un misterio
(0)
30 de agosto de 2011  • 17:52

TRIPOLI.- El gobernante interino de Libia dio esta tarde a las fuerzas leales a Muammar Khadafy un plazo de cuatro días para entregar los pueblos que aún están bajo su control "si no quieren enfrentar la fuerza" en una guerra en la que los nuevos líderes dicen que 50.000 personas han muerto.

Mientras la búsqueda de Khadafy continúa, los rebeldes que son reconocidos por muchos países como las nuevas autoridades de Libia acusaron a Argelia de un acto de agresión por admitir en su territorio a la fugada esposa y a tres de los hijos del depuesto gobernante y a su nueva nieta nacida hoy .

El Ministerio de Relaciones Exteriores de Argelia dijo que la esposa de Khadafy, Safia, su hija Ayesha y sus hijos Hannibal y Mohammed ingresaron al país ayer por la mañana, acompañados a su vez de sus hijos. Ayesha, quien estaba embarazada, dio a luz hoy a una niña, dijo una fuente cercana al Ministerio de Salud de Argelia.

"Alrededor de 50.000 personas murieron desde el inicio del levantamiento", dijo a la prensa el coronel Hisham Buhagiar, comandante de las tropas anti Khadafy que avanzaron fuera de las Montañas Occidentales, conocidas como Jebel Nafusa, y tomaron control de Trípoli hace una semana.

"En Misrata y Zlitan entre 15.000 y 17.000 personas murieron y en Jebel Nafusa hubo muchas víctimas. Liberamos a alrededor de 28.000 prisioneros. Suponemos que todos los desaparecidos están muertos", afirmó.

Incógnita sobre Khadafy

El paradero de Khadafy ha sido un misterio desde que Trípoli cayó en poder de sus opositores el 23 de agosto pasado y su régimen de 42 años colapsó después de seis meses de levantamiento respaldado por la OTAN y algunos estados árabes.

Khadafy estuvo en la capital Trípoli hasta última hora del viernes y luego se marchó hacia Sabha, una ciudad desértica en el sur del país, afirmó la cadena británica Sky News citando al guardaespaldas de 17 años de su hijo Khamis.

Sky citó al guardaespaldas capturado, que no fue nombrado, diciendo que Khadafy tuvo una reunión con Khamis el viernes en un complejo de Trípoli que estaba en medio de un tiroteo por fuerzas rebeldes. Khadafy había llegado en un automóvil sedán y luego se reunió también con su hija Aisha.

Tras una breve reunión, abordaron vehículos y se fueron, dijo el guardaespaldas a un periodista de Sky, añadiendo que su oficial inmediato le dijo "están yendo a Sabha". Junto a Sirte, Sabha es uno de los principales bastiones restantes de fuerzas pro Khadafy.

Un portavoz de la OTAN dijo que la alianza, que ha mantenido una campaña aérea de cinco meses, tenía como objetivo las cercanías de la ciudad.

Agencias EFE, AFP y Reuters

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Usa gratis la aplicación de LA NACION, ¿Querés descargala?